Acquire the license to the best health content in the world
Contact Us

Un doble beneficio: una vida saludable reduce las probabilidades de las dos principales causas de muerte

woman smiling and eating a healthy salad

MARTES, 16 de marzo de 2021 (HealthDay News) -- Los mismos hábitos de estilo de vida que protegen al corazón también frenan el riesgo de una variedad de tipos de cáncer, confirma un nuevo estudio de gran tamaño.

El estudio de más de 20,000 adultos de EE. UU. encontró noticias tanto buenas como malas.

Las personas con factores de riesgo de enfermedad cardiaca también se enfrentaban a unas mayores probabilidades de desarrollar un cáncer en los 15 años siguientes. Por otra parte, las personas que seguían un estilo de vida saludable para el corazón reducían su riesgo de un diagnóstico de cáncer.

Los expertos afirmaron que los resultados no son sorprendentes. La Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society, ACS) estimó que casi la mitad de las muertes por el cáncer en Estados Unidos se vinculan con factores modificables, que incluyen una mala dieta, fumar, la falta de ejercicio y la obesidad.

Pero el estudio consolida un mensaje importante, según Marjorie McCullough, directora científica sénior de investigación en epidemiología de la ACS.

"Un estilo de vida saludable puede reducir el riesgo de las dos principales causas de muerte en EE. UU.", dijo McCullough, que no participó en el estudio.

La investigadora principal, la Dra. Emily Lau, apuntó a otro factor: con frecuencia, las personas piensan que el dieta y el ejercicio son buenos para el corazón, pero quizá no siempre reconozcan sus roles en el riesgo de cáncer.

"Deberíamos hablar de esto cuando aconsejamos a los pacientes", planteó Lau, cardióloga del Hospital General de Massachusetts, en Boston.

Lau y sus colaboradores reportaron sus hallazgos en la edición del 16 de marzo de la revista JACC: CardioOncology.

Los resultados se basan en 20,305 estadounidenses, que tenían una edad promedio de 50 años cuando comenzó el estudio. El equipo de Lau observó qué tan bien cumplían con Los 7 Pasos (Life's Simple 7) de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association, AHA).

Estas recomendaciones aconsejan a las personas que:

  • Nunca fumen, o que dejen de fumar si lo hacen.
  • Mantengan un peso saludable para su estatura.
  • Hagan ejercicio de una intensidad moderada (como caminar a paso vivo) al menos 150 minutos a la semana, o de intensidad vigorosa (como correr) al menos 75 minutos a la semana.
  • Coman una dieta rica en frutas y verduras, granos ricos en fibra y pescado, y baja en sal y azúcar.
  • Mantengan unos números normales de presión arterial, colesterol y azúcar en la sangre, lo que, aseguró Lau, se puede lograr con la ayuda de medicamentos si es necesario.

Los investigadores dieron a cada participante hasta 2 puntos por cada meta, dependiendo de qué tan bien la cumplían.

Al final, las personas que puntuaron alto en la escala de salud cardiaca también fueron menos propensas a desarrollar un cáncer en los 15 años posteriores: Por cada punto que recibieron, su riesgo de un cáncer futuro se redujo en un 5 por ciento.

La historia fue distinta entre las personas que tenían factores de riesgo importantes de la enfermedad cardiaca al inicio del estudio, como la hipertensión, la diabetes, un colesterol alto o que fumaban. Los que se consideró que tenían un riesgo alto de un ataque cardiaco en los 10 años siguientes tuvieron más de tres veces más probabilidades de desarrollar un cáncer, en comparación con las personas con un riesgo bajo de ataque cardiaco.

McCullough dijo que las recomendaciones de la AHA sobre la dieta, el peso, el ejercicio y fumar concuerdan en gran medica con los consejos de la sociedad del cáncer.

Pero la ACS también enfatiza el rol del alcohol en algunos tipos de cáncer, como el cáncer de garganta, de esófago, de hígado, de mama y de colon. El consumo de alcohol explica alrededor de un 6 por ciento de todos los cánceres de EE. UU., calcula la sociedad.

"Lo mejor es evitar el alcohol", planteó McCullough.

En cuanto al ejercicio, la ACS anima a las personas a hacer un poco más: lo ideal sería alcanzar más de 300 minutos cada semana. Pero el paso más importante, según McCullough, es salir del sofá, dado que las personas sedentarias pueden obtener beneficios de salud al alcanzar cierto grado de actividad física regular.

McCullough apuntó a un sencillo mantra: "muévase más, siéntese menos".

El cáncer, por supuesto, es muchas enfermedades, y los factores de riesgo varían según el tipo, anotó McCullough. La obesidad, por ejemplo, se vincula más de cerca con ciertos tipos de cáncer (como el de útero, de mama y de esófago) que con otros.

En este estudio, el factor de riesgo modificable que hizo la diferencia más grande en general en el riesgo de cáncer fue fumar. Esto, añadió Lau, subraya la importancia de ayudar a los fumadores a abandonar el hábito, tanto para la prevención del cáncer como por sus corazones.

Más información

La Asociación Americana del Corazón ofrece más información sobre Los 7 Pasos.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Emily Lau, MD, cardiologist, Massachusetts General Hospital, Boston; Marjorie McCullough, ScD, RD, senior scientific director, epidemiology research, American Cancer Society, Atlanta; JACC: CardioOncology, March 16, 2021, online

Consumer News in Spanish