Unas infusiones de lidocaína podrían aliviar las migrañas difíciles de tratar

Sinus,Sinusitis, or rhinosinusitis concept. Asian woman suffers from headache, migraine, thick nasal mucus, and face pain symptoms.
Adobe Stock


JUEVES, 26 de mayo de 2022 (HealthDay News) -- Una infusión intravenosa (IV) administrada en varios días de lidocaína, un anestésico local, parece ofrecer cierto alivio del dolor a los pacientes que luchan contra migrañas diarias de otra forma intratables.

Esa es la conclusión de un nuevo estudio que examinó la efectividad del tratamiento de infusión de lidocaína, una terapia muy debatida que requiere una estadía en el hospital, como medio de resolver las "migrañas crónicas refractarias" (MCR).

Un diagnóstico de MCR significa que los pacientes han sufrido al menos ocho migrañas al mes durante un mínimo de seis meses sin responder a las estrategias estándar de tratamiento y prevención.

Estos tratamientos de primera línea incluyen analgésicos y bloqueadores beta estándar, corticosteroides, antidepresivos, anticonvulsivos, bloqueadores de calcio, inyecciones de Botox, o estimulación eléctrica no invasiva.

"La lidocaína es un anestésico (un fármaco para adormecer) local, pero también reduce la inflamación en los estudios", señaló el autor del estudio, el Dr. Eric Schwenk, director de anestesia ortopédica del Colegio de Medicina Sidney Kimmel de la Universidad Thomas Jefferson, en Filadelfia.

Los hallazgos sugieren que los pacientes con migrañas crónicas experimentaron alivio del dolor durante más o menos un mes tras el tratamiento en el hospital con fármacos IV que incluían a la lidocaína, comentó.

Entre un 1 y un 2 por ciento de la población sufre de migrañas crónicas.

Los investigadores observaron los expedientes de hospital de poco más de 600 pacientes, la mayoría mujeres, con una edad promedio de 46 años.

Todos habían sido admitidos a un hospital de Filadelfia entre 2017 y 2020 para el tratamiento con infusión de lidocaína, en general durante cinco a siete días.

Antes del tratamiento, los pacientes habían experimentado unos dolores de cabeza entre moderados e intensos durante unos 27 de cada 30 días. Cada ataque de migraña duraba al menos una hora.

En la admisión, las infusiones de lidocaína se comenzaron inicialmente con 1 mg por minuto, y entonces se aumentaron a 4 mg por minuto. (Otros medicamentos IV se administraban a la vez, entre ellos ketorolaco, un antinflamatorio no esteroide, y prednisona, un corticosteroide).

En una cita de seguimiento de 25 a 65 días después, los pacientes reportaron que, en promedio, tuvieron dolores de cabeza 23 de los últimos 30 días, cuatro menos que antes del tratamiento.

Aunque el beneficio quizá parezca pequeño, Schwenk dijo que de cualquier forma representaba una mejora para estos pacientes, que en general experimentan un dolor de cabeza de manera casi constante.

"La lidocaína podría ayudarlos a romper el ciclo del dolor continuo", dijo.

Los investigadores también anotaron que alrededor de un 88 por ciento de los pacientes reportaron cierto grado de alivio del dolor, y que la intensidad del dolor de una puntuación de dolor autorreportada de 10 puntos se desplomó, de 7 en el ingreso a 1 en el alta.

En cuanto a los efectos secundarios, Schwenk dijo que el problema más común fueron las náuseas y los vómitos, que afectaron a casi un 17 por ciento de los pacientes.

"Pero, en general, la lidocaína se toleró bien", anotó. "No ocurrió ningún evento adverso grave".

Pero un aspecto negativo es que una estadía hospitalaria de más de cinco días quizá no sea factible para muchos pacientes, anotó Schwenk.

Tampoco está claro exactamente cómo funciona la lidocaína para aliviar la MCR. "Se desconoce su mecanismo de acción en la migraña", apuntó.

Schwenk y sus colaboradores también anotaron que debido a la naturaleza de su análisis retrospectivo, el estudio no pudo probar de forma definitiva que la lidocaína fuera la causa directa de una reducción en la frecuencia de la MCR. Un estudio similar de principios de año también evaluó la terapia de infusión.

La Dra. Teshamae Monteith, miembro de la Academia Americana de Neurología (American Academy of Neurology), y jefa de la división de dolores de cabeza de la Facultad de Medicina Miller de la Universidad de Miami, revisó los nuevos hallazgos.

Afirmó que "los beneficios de la lidocaína no resultaron sorprendentes", ya que ha usado el tratamiento con frecuencia para los pacientes con estos trastornos de dolor de cabeza difíciles de tratar.

Monteith anotó que la terapia de infusión ya se usa en muchos centros de dolor de cabeza, y que "en general se considera segura, con unos efectos secundarios que son pasajeros".

En cuanto a la fuente del beneficio, dijo que es probable que la terapia funcione al interrumpir una importante conexión de señalización del dolor al cerebro, una ruta neural conocida como vía trigeminovascular.

Aun así, Monteith enfatizó la necesidad más estudios "para determinar cuáles pacientes son los mejores candidatos para la lidocaína intravenosa [y] estudios de seguimiento a largo plazo tras el alta".

Los hallazgos se publicaron en la edición del 23 de mayo de la revista Regional Anesthesia & Pain Medicine.

Más información

La American Migraine Foundation ofrece más información sobre las migrañas y su tratamiento.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Eric Schwenk, MD, associate professor and director, orthopedic anesthesia, Sidney Kimmel Medical College at Thomas Jefferson University, Philadelphia; Teshamae Monteith, MD, fellow, American Academy of Neurology, and associate professor, clinical neurology, and chief, headache division, University of Miami Miller School of Medicine; Regional Anesthesia & Pain Medicine, May 23, 2022

Products