pollution air smog
Adobe Stock

MARTES, 5 de julio de 2022 (HealthDay News) -- El calor, en conjunto con el esmog, pueden ser una combinación particularmente letal, sobre todo para los adultos mayores, encuentra un nuevo estudio.

Lamentablemente, tanto las temperaturas como la contaminación atmosférica van a aumentar a medida que el planeta se caliente, y lo mismo sucederá con las muertes, informan los investigadores.

"Estamos experimentando una mayor cantidad de incendios forestales, que son más intensos, lo que provoca contaminación, y los incendios forestales suceden durante los días más calientes. Así que habrá más de estos eventos en el futuro", advirtió el investigador principal, Md Mostafijur Rahman, miembro postdoctoral de la Facultad de Medicina Keck de la Universidad del Sur de California.

Aunque los extremos tanto de calor como de contaminación atmosférica aumentan el riesgo de morir, la combinación aumenta el riesgo de forma exponencial, anotó.

Los días con un calor extremo aumenta el riesgo de morir en poco más de un 6 por ciento. En los días en que la contaminación atmosférica es alta, el riesgo de morir aumenta en un 5 por ciento. Pero en los días muy calurosos con mucha contaminación atmosférica, ese riesgo aumenta en un 21 por ciento, señaló Rahman.

Para llegar a esta conclusión, su equipo utilizó los certificados de defunción del Departamento de Salud Pública de California para analizar más de 1.5 millones de muertes en todo el estado, entre 2014 y 2019. También utilizaron los datos sobre la temperatura del aire y los niveles de materia fina particulada (PM2.5). Se sabe que la PM2.5 provoca problemas de salud.

Encontraron que, los días en que tanto el calor como la contaminación atmosférica eran altos, el riesgo de morir por afecciones cardiacas se disparaba en casi un 30 por ciento, y el riesgo de morir por problemas respiratorios aumentaba en un 38 por ciento.

Cuando los niveles tanto de calor como de contaminación estaban altos, las personas de más de 75 años eran quienes más sufrían: experimentaban un aumento del 36 por ciento en el riesgo de morir, en comparación con un aumento de un 8.5 por ciento en el riesgo entre las personas de 75 años o menos.

Las muertes fueron más comunes entre los que sufrían de insuficiencia cardiaca y neumonía. Rahman y su equipo especularon que cuando el calor y la contaminación atmosférica alcanzan extremos, las personas podrían sufrir más inflamación y estrés oxidativo, además de problemas para regular la temperatura corporal.

Rahman aconseja a las personas que están en riesgo cuando hace calor y hay mucha contaminación atmosférica que permanezcan bajo techo con aire acondicionado, o, si no tienen aire acondicionado, que acudan a las bibliotecas, los centros comerciales o los centros de enfriamiento comunitarios.

"A medida que el cambio climático avance, necesitaremos intervenciones en múltiples niveles", enfatizó la autora sénior del estudio, Erika García, profesora asistente ciencias de la salud de la población y pública de la Keck. "Tendremos que depender de algunas conductas individuales, pero también necesitamos que los legisladores creen las políticas adecuadas y que provean el respaldo adecuado, para que pueda haber un esfuerzo continuo para salvar vidas".

El Dr. Afif El-Hasan, vocero voluntario de la Asociación Americana del Pulmón (American Lung Association) y miembro del departamento de pediatría de Kaiser Permanente San Juan Capistrano, en California, afirmó que los hallazgos eran "alarmantes", pero "no sorprendentes".

"El estudio habla con claridad sobre el hecho de que cualquiera (las partículas de humo en el aire o un día muy caliente) presiona al cuerpo, y es probable que más de lo que pensamos", apuntó El-Hasan, que no participó en el estudio. "Pero cuando se suma el uno al otro, no solo se suman, sino que empeora en múltiplos".

Para aguantar estas brutales condiciones, El-Hasan cree que las personas deben estar en la mejor forma física. Esto significa tener la hipertensión, la diabetes y las afecciones respiratorias bajo control.

Pero, para muchos, esto no es suficiente. Las personas deben permanecer en un ambiente con aire acondicionado durante esos momentos de calor y contaminación atmosférica extremos, apuntó.

"Asegúrese de que al menos una habitación tenga aire acondicionado", aconsejó El-Hasan. "Asegúrese de que en esa habitación también haya un filtro de aire, para tener una zona que lo mantenga lo más seguro posible".

El-Hasan también cree que el calor y la contaminación atmosférica extremos van a empeorar. "Lamentablemente, podemos prever más muertes", anotó El-Hasan.

El informe se publicó en una edición reciente en línea de la revista American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine.

Más información

Para más información sobre la contaminación atmosférica y el calor, visite University Corporation for Atmospheric Research.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Md Mostafijur Rahman, PhD, postdoctoral fellow, Keck School of Medicine, University of Southern California, Los Angeles; Erika Garcia, PhD, MPH, assistant professor, population and public health sciences, Keck School of Medicine; Afif El-Hasan, MD., volunteer spokesman, American Lung Association, and Kaiser Permanente, Department of Pediatrics, San Juan Capistrano, Calif.; American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine, June 21, 2022, online

Read this Next
About UsOur ProductsCustom SolutionsHow it’s SoldOur ResultsDeliveryContact UsBlogPrivacy PolicyFAQ