See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Las pruebas de VIH extendidas valen la pena, según revelan estudios

Las evaluaciones en las salas de emergencia y en los eventos de orgullo gay son citadas por los investigadores

JUEVES 21 de junio (HealthDay News/Dr. Tango) -- Hacer pruebas de VIH rutinarias en las salas de emergencia y en los eventos de orgullo gay aumenta la cantidad de personas que se hacen pruebas y ayuda a los que son VIH positivos a acceder a la atención sanitaria necesaria, según encontró una investigación reciente.

Alrededor de una cuarta parte del estimado de un millón de personas en los Estados Unidos infectadas con el virus que causa el SIDA ignoran que lo tienen. En consecuencia, tienen un mayor riesgo de transmitir el virus a otros, según dos informes que aparecen en la edición del 22 de junio de la publicación de los U.S. Centers for Disease Control and Prevention, Morbidity and Mortality Weekly Report.

Los informes salen justo a tiempo para el Día nacional de las pruebas del VIH el 27 de junio y las celebraciones de orgullo gay planificadas en muchas ciudades de los EE.UU. este fin de semana.

El coautor del estudio, Patrick Sullivan, es jefe de la rama de vigilancia conductual y clínica, parte de la división de Prevención de VIH/SIDA de los CDC. Señaló que "ofrecer pruebas de manera rutinaria en los departamentos de emergencia para las personas que buscan atención para otras afecciones es posible y aceptable. La meta es hacer que las pruebas estén disponibles para tantas personas como sea posible".

"Esta es una estrategia importante que ayuda a la gente a saber cuál es su condición", apuntó.

Para el primer informe, los investigadores analizaron las pruebas rutinarias de VIH que habían sido implementadas en el departamento de emergencia de un hospital de Los Ángeles, uno de la ciudad de Nueva York y otro de Oakland, California, en 2004 y 2005 como parte de una iniciativa de los CDC.

Entre enero de 2005 y marzo de 2006, 186,415 personas visitaron los departamentos de emergencia, al 18.6 por ciento de las cuales (34,627) se les ofrecieron pruebas rápidas de VIH. Casi el 60 por ciento (casi 21,000) de las personas a las que se les hizo la oferta aceptó ser evaluado y 9,365 recibieron una prueba rápida.

De los evaluados, el 1 por ciento (97 pacientes) recibió un resultado preliminar positivo de infección de VIH, mientras que el 88 por ciento de los identificados como VIH positivos fue enviado a recibir atención apropiada.

Si sólo se hubieran ofrecido las pruebas a aquellas personas que informaban sobre conductas arriesgadas (contacto sexual entre hombres, uso de drogas intravenosas, trabajo sexual comercia, o diagnóstico de una enfermedad de transmisión sexual), el 48 por ciento de las personas a quienes se les acababa de diagnosticar VIH no hubieran recibido la prueba, según el estudio.

Esencialmente, esos hallazgos allanaron el camino para las recomendaciones revisadas de los CDC de 2006 que recomiendan que la prueba del VIH se vuelva parte rutinaria de los servicios médicos, mediante un método de "negación" voluntaria.

Para el segundo estudio, los investigadores de los CDC analizaron datos de una encuesta de minorías que habían asistido a eventos de orgullo gay en nueve ciudades de los EE.UU. entre 2004 y 2006.

Los representantes de los CDC ofrecieron pruebas rápidas de VIH a los participantes de la encuesta que informaban que no se les había diagnosticado anteriormente VIH. De los 543 hombres encuestados, 133 aceptaron ser evaluados. El seis por ciento de los evaluados (ocho hombres) resultó VIH positivo. Cuatro habían recibido una prueba negativa durante el año anterior.

Más de una cuarta parte de los 229 participantes no habían visitado a un proveedor de atención de salud durante el año anterior. Entre los que lo habían hecho, sólo al 40 por ciento le habían ofrecido una prueba del VIH.

Los CDC ven las pruebas de VIH en los eventos de orgullo gay como parte de una estrategia mayor para animar las pruebas entre los hombres homosexuales. Las pruebas en esos ambientes son especialmente importantes para llegar a las personas que no tienen acceso regular a la atención de salud, apuntaron los CDC.

La Dra. Lisa Kudlacek Cornelius es profesora asistente de medicina interna del Colegio de medicina del Centro de ciencias de la salud de Texas A&M y presidenta de control de infecciones y epidemióloga del hospital del Hospital Scott & White de Temple. Afirmó que "lo importante es lograr que la gente llegue antes a la atención, antes de que tengan una enfermedad relacionada con el SIDA".

Añadió que con las pruebas rápidas "tienen su respuesta en 20 minutos, pero con las pruebas también se necesita asesoría".

Más información

Obtenga más información sobre el Día nacional de las pruebas de VIH y sobre dónde hacerse la prueba.


Artículo por HealthDay, traducido por Dr. Tango
FUENTES: Lisa Kudlacek Cornelius, M.D., assistant professor of internal medicine, Texas A&M Health Science Center College of Medicine, and chairwoman of infection control/hospital epidemiologist with Scott & White Hospital, Temple; Patrick Sullivan, Ph.D., chief of the behavioral and clinical surveillance branch, division of HIV/AIDS Prevention, National Center for HIV/AIDS, Viral Hepatitis, STD and TB Prevention, U.S. Centers for Disease Control and Prevention, Atlanta; June 22, 2007, Morbidity and Mortality Weekly Report
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.