See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Más fácil, pero menos saludable

Las conveniencias modernas podrían costarnos nuestra salud física

Jueves, 27 de diciembre (HealthDayNews) -- Mientras la sociedad continúa produciendo maneras creativas de hacer nuestras vidas más fáciles y más eficaces, podemos, de hecho, estar reduciendo nuestras vidas al eliminar pequeñas inconveniencias que nos mantienen en pie.

Esa es la conclusión de muchos doctores quienes advierten que mientras menos actividad física realizamos, más propensos somos a desarrollar una gran cantidad de enfermedades y condiciones, acrecentadas, y a veces causadas, por la inactividad.

"Una de las principales razones por las cuales vemos tales aumentos en todas ellas, desde cardiopatía y obesidad hasta diabetes, es porque no sólo las personas no hacen ejercicios tanto como deberían, sino que la actividad física en general ha sido eliminada de nuestras vidas", indicó John OKane, un profesor auxiliar de ortopedia y medicina deportiva en la Universidad de Washington en Seattle.

"Las personas solían al menos empujar su cortadora de grama una vez a la semana; ahora cortan la grama una vez a la semana, sentados. Antes si teníamos que ir a una tienda o a un departamento de tres pisos, teníamos que tomar el elevador ahora podemos tomar las escaleras eléctricas. Incluso los grandes estacionamientos tienen autobuses de transbordo de manera que no tengamos que caminar hasta el auto. Y luego tenemos el televisor y el estar sentado frente a una computadora para reducir aún más la vida de las personas", explicó.

Otros culpables, irónicamente, son los cada vez más amplios avances en la medicina que nos hacen creer que podemos vivir para siempre, añadió.

"En la sociedad americana, la filosofía va en contra de la idea de un estilo de vida saludable", opinó OKane. "No queremos comer bien, queremos tomar una píldora. No queremos hacer ejercicio ni dejar de fumar, queremos tener un procedimiento cardiaco para limpiar nuestras arterias cuando tengamos 50. Queremos hacer cuanto deseamos y luego que la tecnología lo arregle".

"Pero lo curioso es, mientras mejor es nuestra tecnología, más nos damos cuenta de que, sí, es cierto que se pueden realizar más cosas. Pero, el verdadero asunto es tener un estilo de vida saludable", añadió.

OKane señaló un reciente estudio sugiriendo que, contrario a creencias previas, la terapia de reemplazo hormonal, no parece ayudar a prevenir cardiopatías en mujeres es sólo que las mujeres de estudios previos llevaban estilos de vida más saludables.

"Así que mientas más estudios se hacen, más regresamos al mismo punto, que es perjudicial fumar, que es perjudicial demasiado alcohol y es perjudicial ser sedentario", indicó. "Y si realmente quieres estar saludable, necesitas encaminar estas cosas".

Hacer suficiente ejercicio no es siquiera tan desalentador como la mayoría sospecha, indicó el Dr. Barry Franklin, director de rehabilitación cardiaca en William Beaumont Hospital en Royal Oak, Michigan.

"Los doctores hoy día se dan cuenta de que la intensidad del ejercicio no tiene que ver con ser alto y vigoroso con el fin de obtener beneficios sustanciales a la salud", indicó. "Por lo tanto estamos motivando a las personas a ser más activas es su diario vivir".

"Las personas solían creer que tenían que ejercitarte de 30 a 50 minutos continuamente para obtener algún beneficio", añadió Franklin. "Pero ahora reconocemos que los efectos de los ejercicios son acumulativos. De esta forma incluso varias sesiones cortas de 10 minutos, la ciencia ha probado, pueden ser equivalentes a una sesión de 30 minutos de ejercicio".

Qué hacer

Tenemos una cuantas sugerencia adicionales de formas divertidas de ejercitarse:

  • Bailar;
  • Nadar;
  • Subir las escaleras en el trabajo incluso unos cuantos escalones cuentan;
  • Ir a caminar durante la hora de almuerzo;
  • Ir en bicicleta al trabajo o correrla los fines de semana;
  • Cortar la grama con una podadora antigua;
  • Pasear a pie con tus hijos a cualquier parte;
  • Tomar artes marciales en familia. Puedes intentar cualquier cosa desde los suaves movimientos de Tai Chi hasta los vigorosos de Tae Kwan Do.

Visita el University of Texas Southwestern Medical Center para más consejos sobre acondicionamiento físico. O visita la guía para la actividad aeróbica del Colegio Americano de Medicina Deportiva. (Para ver dichas indicaciones, necesitarás Adobe Acrobat Reader, que puedes obtener aquí.

Fuentes: entrevistas con John OKane, M.D., profesor auxiliar de ortopedia y medicina deportiva, Universidad de Washington, Seattle; Barry Franklin, Ph.D., director de rehabilitación cardiaca, Hospital William Beaumont, Royal Oak, Mich.
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined