Los antibióticos en la niñez podrían debilitar la respuesta a las vacunas infantiles

baby vaccine pediatrician
Adobe Stock

MIÉRCOLES, 27 de abril de 2022 (HealthDay News) -- Los bebés y los niños pequeños a quienes se administran antibióticos quizá tengan una respuesta inmunitaria menos vigorosa a las vacunaciones infantiles de rutina, advierte una investigación reciente.

El estudio es el primero que sugiere que los antibióticos podrían reducir la capacidad de los niños de generar anticuerpos para combatir las infecciones en respuesta a la vacunación.

Los expertos advirtieron que se necesita más investigación, y que no está claro si el uso de antibióticos se vincula con unas tasas más altas de infecciones postvacunación.

Pero este estudio se basa en trabajos anteriores, en animales de laboratorios y un estudio de adultos, e insinúa una forma en que los antibióticos podrían entorpecer la producción de anticuerpos: los fármacos matan de forma temporal algunas de las bacterias beneficiosas que viven en los intestinos, y esos gérmenes tienen un rol clave en la función inmunitaria.

Las vacunaciones infantiles de rutina contra enfermedades como la polio, el sarampión, las paperas y la varicela tienen una alta efectividad. Funcionan al exponer al cuerpo a versiones muertas o debilitadas de un germen, o a una parte del mismo, lo que entrena al sistema inmunitario para que luche contra el invasor foráneo si un niño se lo encuentra más adelante. Algo esencial es que las vacunas impulsan al sistema inmunitario a producir anticuerpos que reconocen a las proteínas particulares en la superficie del germen.

Pero hace mucho que está claro que la potencia de la respuesta de anticuerpos a la vacunación de los niños varía. Los motivos de esa variación se desconocen en gran medida.

"Hasta ahora, ha sido una gran caja negra", señaló el investigador sénior, el Dr. Michael Pichichero. "Algunas personas solían decir que era mala suerte, una respuesta que no es muy buena".

Según Pichichero, los hallazgos de su equipo plantean de forma convincente que el uso de antibióticos es un factor. Y subrayan la importancia de usar los medicamentos solo cuando sea necesario, apuntó.

En el estudio participaron 560 bebés y niños pequeños a quienes se extrajeron muestras de sangre durante sus chequeos de rutina a los seis meses y los dos años de edad. Los investigadores las utilizaron para medir las respuestas de anticuerpos de los niños a cuatro vacunaciones infantiles de rutina.

En total, 342 niños (es decir, un 61 por ciento) recibieron al menos una receta de antibióticos. Y esos niños fueron más propensos a mostrar unas respuestas de anticuerpos a las vacunas "subprotectoras", en comparación con los niños que no habían recibido antibióticos.

Entre los niños de 12 meses que habían recibido antibióticos, por ejemplo, poco más de un 20 por ciento tenían una respuesta de anticuerpos subprotectora a algunos antígenos en las vacunas que habían recibido, encontraron los investigadores.

Los investigadores también encontraron que mientras más recetas de antibióticos había recibido un niño en el primer año de vida, más bajos eran los niveles de anticuerpos a los 12 a 15 meses de edad. Cada receta se vinculó con una reducción de un 6 a un 11 por ciento en los niveles de anticuerpos, dependiendo de la vacuna.

"Pienso que este estudio tiene unas implicaciones importantes", afirmó Pichichero, director del Instituto de Investigación del Hospital General de Rochester, en Rochester, Nueva York. Los hallazgos se publicaron en la edición en línea del 27 de abril de la revista Pediatrics.

Subraya la importancia de un uso "juicioso" de los antibióticos, es decir, de recetar los medicamentos solo cuando sea necesario, dijo.

Pichichero enfatizó que los antibióticos solo tratan a las infecciones bacterianas, y que no se deben usar para infecciones virales, como el resfriado común o la gripe. Entonces, los padres no deben presionar al pediatra para que recete antibióticos para esos tipos de enfermedades, anotó.

Este es el mensaje clave para los padres, concurrió el Dr. Octavio Ramilo, jefe de enfermedades infecciosas del Hospital Pediátrico Nacional en Columbus, Ohio.

"Sabemos que el uso excesivo de antibióticos no es bueno", comentó.

Ramilo dijo que los hallazgos sobre los anticuerpos son "muy sugestivos", pero advirtió que se necesitan más estudios para comprender si y cómo los antibióticos afectan a la respuesta inmunitaria a la vacunación.

"Sabemos que el microbioma intestinal ayuda a educar al sistema inmunitario", indicó Ramilo, coautor de un editorial que se publicó con los hallazgos.

Pero anotó que el estudio no pudo mostrar si los cambios en las bacterias intestinales de los niños explicaban el nivel más bajo de anticuerpos vinculado con el uso de antibióticos. Ramilo planteó que estudios futuros podrían investigarlo al recolectar muestras de heces de los niños.

También apuntó que la consecuencia principal de la respuesta más baja de anticuerpos no está clara. ¿Los niños que recibieron antibióticos tuvieron una tasa más alta de infecciones prevenibles mediante vacunas?

Aunque un tratamiento de antibióticos puede alterar la conformación bacteriana normal de los intestinos, esta se recupera, anotó Pichichero.

Según Ramilo, una pregunta es qué tan reciente tendría que ser cualquier uso de antibióticos para afectar la respuesta de anticuerpos a la vacunación de un niño.

Pero lo que está claro es que los padres deben vacunar a sus hijos según la programación. Ambos médicos desaconsejaron que los padres retrasen la próxima dosis de un niño debido a una receta reciente de antibióticos.

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) ofrece a los padres información sobre los antibióticos.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Michael Pichichero, MD, director, Rochester General Hospital Research Institute, Rochester, N.Y.; Octavio Ramilo, MD, chief, infectious diseases, Nationwide Children's Hospital, and professor, pediatrics, Ohio State University College of Medicine, Columbus; Pediatrics, April 27, 2022, online

Consumer News in Spanish