El cáncer de mama quizá se propague más rápido de noche

a woman sleeping
Adobe Stock

JUEVES, 23 de junio de 2022 (HealthDay News) -- Cuando las pacientes con un cáncer de mama duermen, las células tumorales quizá se "despierten" y se propaguen por el torrente sanguíneo, revela un sorprendente estudio suizo.

Unas células de cáncer en circulación que luego forman nuevos tumores (metástasis) no surgen de forma continua, como se creía antes, según los investigadores de ETH Zúrich, el Hospital Universitario de Basilea y la Universidad de Basilea.

"Cuando la persona afectada se duerme, el tumor se despierta", señaló el líder del estudio, Nicola Aceto, profesor de oncología molecular de ETH Zúrich.

La autora principal del estudio, Zoi Diamantopoulou, investigadora postdoctoral de ETH Zúrich, añadió que "nuestra investigación muestra que el escape de células cancerosas circulantes del tumor original es controlado por las hormonas como la melatonina, que determinan nuestros ritmos diurnos y nocturnos".

Cada año, en todo el mundo alrededor de 2.3 millones de personas desarrollan un cáncer de mama. Cuando sus cánceres se detectan pronto, en general las pacientes responden bien al tratamiento, anotaron los autores. Pero el tratamiento es más difícil si un cáncer se propaga, lo que ocurre cuando se desprenden células del tumor original, y se desplazan a través de los vasos sanguíneos a otras partes del cuerpo.

El nuevo estudio incluyó a 30 pacientes con cáncer de mama y a modelos ratoniles.

Los investigadores descubrieron que los tumores generan más células circulantes cuando el anfitrión está dormido.

Las células que abandonan al tumor de noche también se dividen con una mayor rapidez, y por tanto tienen un potencial más alto de formar nuevos tumores que las células circulantes que salen del tumor original durante el día.

Como tal, el momento del día en que se recolectan muestras del tumor o de sangre para el diagnóstico también podría influir en los hallazgos. Aceto comentó en un comunicado de prensa de ETH Zúrich que esto se descubrió por accidente, cuando unos colegas trabajaron en un horario inusual.

Otra pista sobre el impacto del sueño fue el número sorprendentemente alto de células tumorales que se encontraron por unidad de sangre en ratones, en comparación con los humanos, anotaron los investigadores. Los ratones, que son animales nocturnos, duermen durante el día, que es cuando los científicos recolectan la mayoría de sus muestras.

"En nuestra opinión, los hallazgos podrían indicar la necesidad de que los profesionales de la atención de la salud registren de forma sistemática la hora a la que realizan las biopsias", planteó Aceto. "Podría ayudar a que los datos de verdad sean comparables".

Ahora, los investigadores deben averiguar cómo estos hallazgos se pueden usar para aprovechar al máximo los tratamientos existentes para el cáncer.

Aceto también desea investigar si distintos cánceres se comportan como el cáncer de mama, y si se puede mejorar el éxito de las terapias existentes si los pacientes se tratan a distintas horas.

Los hallazgos se publicaron el 22 de junio en la revista Nature.

Más información

La Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society) ofrece más información sobre el cáncer de mama.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: ETH Zurich, news release, June 22, 2022

Consumer News in Spanish