See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Menos mujeres se están haciendo mamografías

Y los médicos están preocupados de que esto pueda aumentar los casos de cáncer de mama

JUEVES 29 de noviembre (HealthDay News/Dr. Tango) -- Una mamografía no es un examen médico fácil de soportar, a veces es doloroso y con frecuencia molesto para las mujeres.

Se cree que ésta es una posible razón de por qué las tasas de mamografías se han reducido en las mujeres de 40 años en adelante tras décadas de aumento sostenido, de acuerdo con los investigadores del U.S. National Cancer Institute.

Esa reducción ha alarmado a los expertos en cáncer, que creen que el examen de rayos X es la mejor manera de detectar el cáncer de mama a tiempo.

"Las mamografías no son pruebas perfectas, pero en estos momentos es la prueba más efectiva que tenemos disponible", señaló el Dr. Michael Naughton, oncólogo de cáncer de mama del Centro de oncología Siteman de la Facultad de medicina de la Universidad de Washington en San Luís.

"Creo que la mejor evidencia de que las mamografías salvan vidas es el descenso de la tasa de mortalidad desde que la empezamos a usar para la detección temprana", agregó Naughton, que también es miembro de la American Society of Clinical Oncology.

La tasa de mortalidad del cáncer de mama empezó a descender en 1989, con una caída de casi 1.6 por ciento anual hasta 1995, de acuerdo con la American Cancer Society. Entre 1995 y 1998, la reducción en las tasas fue incluso más pronunciada, descendiendo en casi 3.4 por ciento anual.

En total, entre 1990 y 2002, las tasas de mortalidad del cáncer de mama disminuyeron a un promedio de 2.3 por ciento anual para todas las mujeres, siendo las mayores reducciones para las mujeres menores de 50 años, según las estadísticas de la sociedad contra el cáncer.

Esa caída en las tasas del cáncer de mama coincidió con un incremento en el uso de la mamografía para detectar los tumores de mama.

Entre 1987 y 2000, el uso de la mamografía aumentó de manera dramática en las mujeres mayores de 40, al pasar de 39.1 por ciento a 70.1 por ciento, de acuerdo con el National Cancer Institute. Las tasas se estabilizaron entre 2000 y 2003, pero en 2005 las tasas fueron 4 por ciento más bajas que en 2000, 66 por ciento frente a 70 por ciento.

Los médicos están preocupados de que si el uso de la mamografía continúa descendiendo, el éxito que se ha logrado salvando vidas del cáncer de mama empezará a mermar.

La mortalidad del cáncer de mama ha seguido descendiendo, incluso tras la estabilización y posterior descenso de las mamografías, pero Naughton cree que habrá que esperar un tiempo antes de que el uso reducido de las mamografías empiece a mostrarse en más muertes por cáncer.

"Si dejáramos de hacer mamografías en estos momentos, no observaríamos un incremento en la tasa de mortalidad hasta dentro de cuatro o cinco años", planteó Naughton. "Pero la supervivencia está asociada a la detección temprana. Mientras más temprano detectemos el cáncer, más probabilidades tendrán las mujeres de sobrevivir".

Las mamografías generalmente involucran dos rayos X de baja dosis en cada seno. El técnico que toma los rayos X coloca cada seno entre dos paneles, que lo oprimen para obtener una imagen clara, lo que causa molestias en algunas mujeres.

Las mamografías hacen posible la detección de tumores no palpables. Esta exploración puede detectar microcalcificaciones, o pequeños depósitos de calcio, que a veces indican la presencia de cáncer de mama, de acuerdo con el National Cancer Institute.

El gobierno de EE.UU. recomienda que las mujeres empiecen a hacerse mamografías regulares a la edad de 40 años, y que reciban un examen cada uno a dos años. Las mujeres que tienen un riesgo más alto que el promedio debido a su historial familiar u otros factores deberían hablar con su médico sobre si deberían empezar a hacerse exploraciones regulares antes de los 40 años.

Ningún estudio ha demostrado todavía por qué la tasa de mamografía se ha reducido, pero los expertos en cáncer tienen sus conjeturas.

El sistema de atención de la salud de EE.UU. es uno de los culpables a ojos del Dr. Aman Buzdar, profesor de medicina y subjefe del departamento de oncología médica del seno en el Centro de oncología M.D. Anderson de la Universidad de Texas en Houston.

Con docenas de planes de seguros de salud que ofrecen diferentes beneficios, las mujeres pueden confundirse sobre cuándo necesitan recibir una mamografía, apuntó Buzdar.

"En los países en que la tasa de mamografía es alta, hallamos que un solo pagador es quien avisa a las pacientes que tienen una mamografía pendiente", declaró.

Esto conduce a otra posibilidad, que las mujeres simplemente se olviden de hacerse la mamografía.

"Un número de pacientes, simplemente no se hace la mamografía", dijo Buzdar.

También se cree que el malestar y el bochorno tienen un papel, señalaron tanto Buzdar como Naughton. "La molestia física es definitivamente un factor desalentador", añadió Naughton.

Finalmente, las mujeres podrían estar evitando la prueba, porque simplemente no desean saber que podrían tener cáncer.

"No quieren enterarse de esa noticia, aunque sea mejor saberlo cuando no tienen síntomas", apuntó Buzdar. "Pero detectar la enfermedad a tiempo es por su propio bien. Usted puede vencer el cáncer de manera exitosa si lo detecta a tiempo, en lugar de simplemente tener la esperanza de que está bien".

Más información

Para saber más sobre la mamografía, visite la U.S. National Library of Medicine.


Artículo por HealthDay, traducido por Dr. Tango
FUENTES: Michael Naughton, breast cancer oncologist at the Siteman Cancer Center of the Washington University School of Medicine, St. Louis, and assistant professor of medicine in the university's division of medical oncology, and a member of the American Society of Clinical Oncology; Aman Buzdar, M.D., professor of medicine and deputy chairman of the department of breast medical oncology at the University of Texas M.D. Anderson Cancer Center, Houston; National Cancer Institute; American Cancer Society
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.