Prueba fecal por sí sola resulta inadecuada para la detección del cáncer de colon

Los médicos no utilizan lo suficiente el método más preciso de seis muestras

Serena Gordon

Serena Gordon

Published on January 18, 2005

LUNES 17 de enero (HealthDayNews/HispaniCare) -- La prueba fecal por sí sola no detecta los casos probables de cáncer de colon tan bien como la prueba casera de seis muestras, no obstante los médicos aún siguen dependiendo de esa sola prueba.

Esto es lo que dos equipos independientes de investigación a gran escala (uno para determinar la efectividad de las pruebas de sangre oculta en las heces fecales y otro para ver cómo realmente los médicos utilizan las técnicas de detección del cáncer de colon en su práctica), reportaron en la edición del 18 de enero de Annals of Internal Medicine.

Las pruebas de sangre oculta en las heces fecales son utilizadas para la detección de sangre en éstas, lo cual puede se un indicador de cáncer de colon.

El primer estudio que involucró a más de 2,500 personas, comparó la precisión de dos distintas pruebas de sangre oculta en las heces fecales: una muestra única obtenida en el consultorio y otra para la obtención de seis muestras para ser realizada en casa. La prueba casera fue superior por mucho, detectando el 23.9 de los casos probables de cáncer contra el 4.9 por ciento de la muestra en el consultorio.

A pesar de estas diferencias, en una encuesta de más de 12,000 médicos y pacientes, se reveló que un tercio de los médicos aún depende solamente de la muestra obtenida en el consultorio en vez de enviar la prueba casera de seis muestras a sus pacientes.

"El cáncer de colon es una de las causas principales de muerte por afección maligna, y después de los 50 años, es importante someterse a la detección de cáncer y pólipos" dijo el Dr. Harold Sox, editor de Annals of Internal Medicine. "Háblelo con su médico y no se conforme con la prueba de una sola muestra hecha en el consultorio. Insista sobre la prueba de seis muestras de sangre oculta en las heces fecales".

Una de las razones por la que los médicos aún dependen mucho de la prueba de una sola muestra, se debe a que no ha habido una buena comparación de los resultados hasta ahora, Sox agregó, y los médicos consideran que la prueba de una sola muestra es tan precisa como la prueba casera.

"Hasta donde yo sé, este es el primer estudio de gran calidad que muestra el pobre desempeño de la prueba de una sola muestra", indicó Sox. "Espero que cuando los médicos lean sobre este estudio, se percaten de que el enfoque basado en la simple obtención de una sola muestra en el consultorio no es la forma indicada de proceder".

El estudio incluyó a 2,665 personas de 13 de diferentes centros de los Veterans Affairs Medical Centers. Todos entre la edad de 50 y 75 años, y casi hombres en su totalidad. Ninguno tenía síntomas de cáncer de colon.

Todos los voluntarios en el estudio se sometieron a un examen físico que incluyó una prueba de una sola muestra obtenida durante ese tiempo. También se les solicitó que proporcionaran las muestras fecales de la prueba de seis muestras. Finalmente, todos fueron sometidos a colonoscopias, un procedimiento en donde un delgado tubo flexible con una luz y cámara adjuntos se inserta en el recto. Las imágenes fueron luego enviadas a un monitor para que el médico pudiera ver el interior del colon.

Doscientos ochenta y cuatro personas tenían pólipos "serios", lo que resulta con frecuencia en cáncer, dijo la autora del estudio, la Dra. Judith Collins, jefa de la división de gastroenterología del Centro Médico de Relaciones con los Veteranos en Portland.

La prueba de seis muestras predijo aquellos pólipos precancerosos en casi el 24 por ciento de los casos, mientras que la prueba de una sola muestra sólo detectó el 4.9 por ciento.

"Esto es un asunto de educación tanto para los pacientes, como para los médicos", señaló Collins. Añadió que considera que muchos doctores utilizan la prueba hecha en el consultorio porque piensan que es más confiable que la prueba de seis muestras, y que realizaban el examen rectal por otras razones. Y observó que la conformidad por parte del paciente también es un problema.

En el segundo estudio, los investigadores entrevistaron a más de 1,100 médicos de atención primaria sobre sus prácticas para la detección del cáncer de colon. También entrevistaron a más de 11,000 personas mayores de 50 años que eran elegibles para la detección del cáncer de colon, para ver qué tipos de exámenes les eran practicados.

Cerca del 25 por ciento reportó haber tenido la prueba de sangre oculta en las heces fecales. Un tercio de ellos sólo tuvo la prueba en el consultorio. Noventa por ciento de los médicos reportó haber utilizado la prueba de sangre oculta en las heces fecales durante al menos una vez al mes, y un tercio indicó que dependían solamente de la prueba en el consultorio.

El diez por ciento de los pacientes dijo haber obtenido pruebas anormales de sangre oculta en las heces fecales, pero menos del 50 por ciento fue referido a más exámenes.

Mientras que la prueba de seis muestras resultó mejor que la de una sola muestra, las directrices sobre la detección recomiendan que no se debe depender únicamente de una sola prueba. La American Cancer Society recomienda una prueba de sangre oculta en las heces fecales por año, y además una sigmoidoscopia flexible cada cinco años, o una colonoscopia cada 10 años.

"La detección del cáncer de colon puede prevenir el cáncer y salvar vidas", comentó Collins.

Más información

Para más información sobre las recomendaciones para la detección del cáncer de colon, consulte la American Cancer Society.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
Read this Next
About UsOur ProductsCustom SolutionsHow it’s SoldOur ResultsDeliveryContact UsBlogPrivacy PolicyFAQ