See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Píldoras de control de natalidad pueden aumentar el riesgo de cáncer de seno

Uso prolongado aumenta las probabilidades, se escucha en conferencia europea

Sábado, 23 de marzo (HealthDayNews) -- Para las mujeres quienes utilizan anticonceptivos orales llegan noticias de advertencia: la píldora marginalmente incrementa el riesgo de cáncer en el seno, y mientras más se utilice, mayor es el riesgo de la enfermedad.

El hallazgo, que hace eco del vínculo histórico tan debatido entre la píldora y el cáncer de seno, se reportó en el día final de la Tercera Conferencia Anual Europea en Barcelona.

La conferencia también escuchó la apremiante nueva investigación sobre por qué las mujeres con cáncer en el seno puede evitar de forma segura la quimioterapia, sobre cómo los escáneres genéticos pueden determinar quien está realmente en riesgo de la enfermedad, y sobre una herramienta quirúrgica que se está volviendo a emplear para diagnosticar posiblemente el diagnóstico de cáncer de seno diez años antes que los síntomas normalmente aparezcan.

El estudio sobre el uso de la píldora fue una colaboración conjunta de doctores franceses, suecos y noruegos. En donde analizaron datos de un extenso estudio sueco-noruego, el Estudio de Salud y el Estilo de Vida de las Mujeres, que comenzó en 1991 y examinó estilos de vida, incluyendo el uso de la píldora, de mujeres con edades entre los 30 y 49.

Los investigadores dieron seguimiento a las mujeres durante casi diez años, tiempo en el cual 1,008 casos de cáncer de seno se diagnosticaron.

Para esas mujeres quienes reportaron cualquier uso de la píldora, el riesgo de cáncer de seno era casi 26 por ciento más alto que para aquellas quienes no utilizaron contraceptivos orales.

Pero para las mujeres que utilizaron las píldoras a través de los diez años del estudio, el riesgo aumentó a 58 por ciento mayor que las no usuarias, informaron los doctores.

El grupo en alto riesgo pareció ser el de aquellas que todavía ingerían la píldora luego de los 45 años. Su riesgo era casi una y medio vez -- ó 144 por ciento que el de las no usuarias de la píldora.

Por otro lado, el estudio también demostró que las mujeres quienes utilizaban la píldora antes de los 20 años y luego detienen su uso, o quienes la utilizan sólo antes de su primer término completo de embarazo y luego detienen su uso, no tienen riesgo incrementado.

La autora del estudio, doctora Merethe Kumble, una epidemióloga del Instituto de Medicina Comunitaria en Tromso, Noruega, advirtió a los participantes de la conferencia que la investigación no debe disuadir la mayoría de las mujeres de usar la píldora.

"El número total de muertes de cualquier causa entre las mujeres quienes usan anticonceptivos orales es probable que sea menos que las mujeres quienes nunca han usado la píldora, según hemos visto con las terapia de reemplazo hormonal", informó Kumble en la conferencia.

La doctora Loren Wissner Greene, endocrinóloga en la Escuela de Medicina de New York University, no titubea en concordar.

"Incluso si las mujeres quienes utilizan la píldora y adquieren cáncer de seno, tienen mucha más probabilidad de sobrevivir que aquellas quienes no utilizan la píldora y adquieren cáncer", comentó Wissner Greene, señalando estudios que han demostrado que las mujeres quienes toman píldoras de control de natalidad generalmente adquieren una forma menos virulenta de cáncer de seno.

En otras noticias de la conferencia, los doctores de Guys Hospital en Londres anunciaron una nueva técnica de detección de cáncer de seno que pronto pasará por su primera prueba clínica.

El procedimiento podría ayudar a detectar cambios en las células del seno hasta diez años antes de que cualquier señal de cáncer aparezca a través de mamografías u otra herramienta de diagnóstico.

El proceso involucra el uso de un pequeño endoscopio, una sonda no más gruesa que unas cuantas hebras de cabello, que se pasa a través del pezón al centro del seno en búsqueda del área entera para señales de anomalías en el tejido. Si se encuentran anomalías, las células sospechosas se pueden remover, y eso podría ayudar a que el cáncer siquiera se desarrolle.

Investigadores belgas han desarrollado métodos de alta tecnología para detectar miles de genes a la vez, que aseguran que dichos métodos les permiten identificar grupos de indicadores asociados con tipos específicos de cáncer de seno, así como las etapas de esos tipos de cáncer. La identificación de ciertos tipos de genes, argumentaron, ayuda a predecir la supervivencia de cáncer del seno.

En un esfuerzo en conjunto con doctores de Inglaterra y el Instituto Nacional del Cáncer de EE.UU, los investigadores de Free University of Brussels utilizaron un microchip codificado con datos sobre 7,600 genes para analizar el material genético de 99 pacientes de cáncer de seno.

Mediante comparación, los investigadores dijeron que podrían identificar patrones de actividad que podría algún día ayudar a los doctores a identificar y localizar tumores de forma más precisa, así como a predecir los resultados del cáncer.

Finalmente, un grupo de investigadores estadounidenses de la Universidad de Chicago revelaron cómo indicadores bioquímicos encontrados en pacientes de cáncer de seno pueden ayudar a predecir cuáles mujeres podrían necesitar quimioterapia luego de la cirugía y cuáles no.

La profesora Ruth Heimann dijo a los participantes de la conferencia que su equipo descubrió cuatro de tales indicadores en muestras de tejido de cáncer en el seno los factores que pueden predecir con precisión si el cáncer de una mujer se puede propagar.

"Si tenemos un conocimiento más preciso del riesgo de metástasis en una paciente individual, basado en estos bioindicadores, podríamos diseñar tratamientos y dar quimioterapia sólo a las mujeres quienes realmente la necesitaran", reportó Heimann en los procedimientos.

Aunque los investigadores dijeron que pueden ahora predecir con precisión las mujeres con los riesgos más bajos y más altos para la propagación del cáncer, permanecen inseguros acerca de aquellas en el medio. Se necesita más estudio, afirmaron, antes de que los hallazgos puedan beneficiar todas las pacientes de cáncer del seno.

Qué hacer

Para aprender más acerca del cáncer de seno, visita La Fundación Nacional de Cáncer del Seno

Para encontrar más en lo más reciente de los avances de cáncer de seno, incluyendo los más recientes estudios clínicos conducidos en los Estados Unidos, visita Los Institutos Nacionales de Salud.

FUENTES: Tercera Conferencia Anual Europea de Cáncer de Seno, 18 23 de marzo de 2002, Barcelona, España; Loren Wissner Greene, M.D., profesora asociada de medicina, Escuela de Medicina de New York University, ciudad de Nueva York
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined