See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

El tamoxifén alivia los efectos secundarios del tratamiento del cáncer de próstata

Incluir el medicamento redujo el aumento del tamaño de las mamas y el dolor en las mismas

JUEVES 14 de abril (HealthDay News/HispaniCare) -- Según un reciente estudio, para los pacientes de cáncer de próstata, el medicamento tamoxifén es más eficaz que la radioterapia de baja dosis para prevenir el dolor en las mamas y el aumento de su tamaño en aquellos pacientes que toman el medicamento para el cáncer bicalutamide.

En algunos países europeos, el bicalutamide está aprobado además del tratamiento primario, generalmente la radioterapia o la extirpación quirúrgica de la próstata, para el cáncer de etapa inicial. Sin embargo, el dolor en las mamas y el aumento de su tamaño son efectos secundarios comunes de la terapia con bicalutamide.

En el estudio italiano, publicado en la edición del 14 de abril del boletín Lancet Oncology, participaron 151 hombres que ya habían recibido tratamiento primario para el cáncer de próstata.

Durante 24 semanas, 51 de los hombres recibieron 150 mg de bicalutamide diarios, 50 recibieron la misma dosis del medicamento más 10 mg de tamoxifén diarios, y 50 recibieron la misma dosis de bicalutamide más una dosis de radioterapia al inicio del tratamiento. El tiempo de seguimiento promedio fue de 25 meses.

Los investigadores informaron que 35 de los 51 pacientes que recibieron sólo bicalutamide desarrollaron un aumento en las mamas, en comparación con apenas cuatro de los 50 hombres que recibieron el tamoxifén adicional, y 17 de los cincuenta que recibieron una dosis adicional de radioterapia.

Veintinueve de los 51 hombres que recibieron sólo bicalutamide desarrollaron dolor en las mamas, en comparación con apenas tres de los 50 hombres que además recibieron tamoxifén y 15 de los 50 que recibieron la dosis adicional de radioterapia.

Treinta y cinco de los hombres que recibieron sólo bicalutamide desarrollaron subsiguientemente mamas agrandadas o dolor de moderado a severo en las mismas. A estos hombres se les asignó aleatoriamente para que recibieran o bien un tratamiento adicional de 10 mg de tamoxifén o una dosis de radioterapia. Aquéllos en el grupo del tamoxifén experimentaron una frecuencia sustancialmente reducida de dolor en las mamas y su agrandamiento, en comparación con aquéllos que recibieron una dosis adicional de radioterapia.

"Hemos demostrado que el tamoxifén y la radioterapia pueden prevenir el agrandamiento de las mamas y el dolor en las mismas en algunos pacientes que reciben terapia con bicalutamide para el cáncer de próstata y que el tamoxifén es más eficaz que la radioterapia", aseguró en una declaración preparada el investigador Giuseppe Di Lorenzo, de la Escuela de Medicina de la Universidad Federico II de Nápoles.

Más información

El U.S. National Cancer Institute tiene más información sobre el cáncer de próstata.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTE: The Lancet, news release, April 14, 2005
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined