See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Las tendencias del APS predicen el cáncer de próstata agresivo

Los hallazgos abogan por pruebas con mayor anticipación para establecer cambios en la línea de base con el tiempo

MARTES 31 de octubre (HealthDay News/HispaniCare) -- Medir los cambios en los niveles del antígeno prostático específico con el tiempo podría ser una manera más precisa de identificar a los hombres que están en riesgo de cáncer de próstata agresivo, según sugiere un nuevo estudio.

El antígeno prostático específico (APS) es una proteína producida por la glándula prostática. La prueba de APS mide el nivel de APS en la sangre y se usa para evaluar el cáncer de próstata. Sin embargo, a veces los resultados de las pruebas pueden conducir al tratamiento de ciertos tipos de cáncer que nunca serían potencialmente mortales. Algunos estudios han sugerido que la "velocidad de APS", aquella en la que los niveles del antígeno aumenta, es superior para los hombres que tienen cáncer de próstata potencialmente mortal.

En su nuevo estudio, el Dr. H. Ballentine Carter de la Facultad de medicina de la Universidad Johns Hopkins y sus colegas afirmaron que, debido a que la velocidad de APS es un buen método para prevenir el cáncer de próstata, la evaluación del APS debería comenzar con mayor anticipación para establecer una línea de base para evaluar los cambios con el tiempo.

El informe aparece publicado en la edición del 1 de noviembre del Journal of the National Cancer Institute.

"Esta es la primera vez que la velocidad en el cambio de APS se muestra como marcador para identificar a los hombres que tienen una enfermedad potencialmente mortal cuando todavía es curable", aseguró Carter.

En el estudio, el equipo de Carter evaluó la velocidad de APS de 104 hombres que tenían cáncer de próstata y no habían muerto por causa de la enfermedad, 20 hombres que habían muerto por su causa y 856 que no tenían cáncer de próstata.

Los investigadores hallaron que la velocidad de APS 10 a 15 años antes del diagnóstico del cáncer se relacionaba con la supervivencia 25 años después. Específicamente, los pacientes que tenían una velocidad de APS más baja tenían un índice de supervivencia de 92 por ciento, mientras que los que tenían una velocidad más alta tenían un índice de supervivencia de 54 por ciento.

Además, los hombres que tenían una mayor velocidad de APS estaban en mayor riesgo de morir por causa del cáncer de próstata, en comparación con los hombres que tenían una velocidad de APS baja.

Carter relató que, anteriormente, los niveles de APS se habían usado como marcadores, o señal de alerta, para el cáncer de próstata y todo el mundo era tratado de la misma manera. "Cualquiera que alcance cierto valor umbral (en general 4.0 nanogramos por milímetro de sangre) debe ser sometido a una biopsia. Esto causa exceso de diagnósticos y de tratamiento. Hay una forma de resolver el dilema", aseguró.

En lugar de realizar una biopsia en todos los hombres que tengan cierto nivel de APS, la velocidad de APS debe ser observada con el tiempo para decidir cuántos hombres necesitan una biopsia, aseguró Carter. "Esta es la primera vez que contamos con evidencia sólida de que podemos usar el APS para identificar a aquellos hombres que en realidad tienen una enfermedad potencialmente mortal y tratarlos de manera agresiva", aseguró.

Carter sugiere que los hombres se sometan a una prueba inicial de APS a los 40 para establecer una línea de base. Pueden hacerse otras pruebas cada cierta cantidad de años para determinar si los niveles aumentan y a qué velocidad. Entre mayor sea la velocidad de aumenta, es más probable que el cáncer sea potencialmente mortal, aseguró.

"Los niveles de APS dan más información que los niveles de cualquier otra cosa", aseguró Carter. "Si es bajo y permanece bajo, las pruebas se podrían hacer un año sí y otro no después de los 50. Si aumenta, estas personas necesitarán una biopsia o será necesario hacerles un seguimiento muy cuidadoso de su APS".

Timothy Church, profesor de la Facultad de salud pública de Minnesota y autor de un editorial acompañante en la publicación, considera que la velocidad de APS podría ser útil para evaluar el riesgo de cáncer de próstata. "La velocidad de APS le puede ayudar a los médicos a decidir qué cánceres de próstata no necesitan ser tratados agresivamente", dijo.

Sin embargo, Church advirtió de que antes de que se puedan usar las lecturas de APS de esta manera, es necesario conocer los resultados de ensayos continuados.

"Existe la promesa de que algún día podremos usar los niveles cambiantes de APS para ayudar a determinar cuáles cánceres son agresivos y necesitan ser tratados agresivamente y para cuáles es suficiente la espera vigilante", aseguró.

Más información

Para más información sobre el cáncer de próstata, visite el National Cancer Institute.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: H. Ballentine Carter, M.D., professor, urology and oncology, Johns Hopkins School of Medicine, Baltimore; Timothy Church, Ph.D., professor, medicine, University of Minnesota, Minneapolis; Nov. 1, 2006, Journal of the National Cancer Institute
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined