See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Reducir calorías podría ayudar a la próstata

Sobrealimentación aumenta el riesgo de la glándula de la próstata recrecida, indica estudio

Lunes, 25 de marzo (HealthDayNews) -- Un estudio pionero sobre la dieta y el engrandecimiento de la próstata que molesta a muchos estadounidenses mayores ha producido una recomendación que es común en estos días: Reduce el consumo de calorías y podrías reducir el problema.

La próstata es un órgano masculino que rodea la parte de la uretra, el tubo mediante el cual fluye la orina. A menudo comienza a agrandarse luego de los 50, causando problemas que fuerzan a muchos hombres a levantarse una o dos veces en la noche para orinar.

"Este es probablemente el estudio más abarcador de la dieta y el engrandecimiento de la próstata que se haya realizado jamás", expresó el doctor Edward Giovannucci, profesor auxiliar de medicina en la Escuela Médica de Harvard, y líder del grupo que reportaba los resultados en la actual "American Journal of Clinical Nutrition".

Los hallazgos provienen del Estudio de Seguimiento de Profesionales de la Salud, que examinó a más de 33,000 hombres durante casi un década. Giovannucci y sus colegas evaluaron la relación entra la detallada información dietética que suministraron los hombres y la incidencia de hiperplasia de próstata benigna, el nombre formal de una próstata agrandada (benigna significa que no es cancerosa).

"Las asociaciones que vimos eran estadísticamente significativas, pero relativamente modestas", manifestó Giovannucci. "Vale la pena seguir el estudio, pero son sólo parte del cuadro completo".

Un estudio intrigante vinculó el riesgo incrementado del engrandecimiento con el consumo de ácidos grasos polisaturados, la clase que se encuentra en los pescados y se relacionó con un riesgo reducido de cardiopatía. Giovannucci minimiza dicha asociación: "Es relativamente modesto y no sobreexcede las recomendaciones para prevenir la cardiopatía", indicó

Pero ese hallazgo ofrece una pista que podría conducir a nuevos tratamientos para la condición, indicó Giovannucci. El engrandecimiento de la próstata ahora se trata tanto con medicamentos bloqueador alfa, que ocasiona que los músculos se relajen, como con antiandrógenos, que contraatacan el efecto de las hormonas masculinas. De no funcionar ninguno de los dos tratamientos, la cirugía es el último recurso.

"Estos ácidos grasos polisaturados podrían incrementar la susceptibilidad de las células para estrés oxidado, ocasiona inflamación", comentó Giovannucci. "Lo que estamos persiguiendo ahora es ver si los antioxidantes tales como vitamina E y el selenio podría contrarrestar el riesgo incrementado".

Una hallazgo decididamente no controversial fue que "mayor consumo de caloría se asoció con riesgo incrementado", comentó.

Esto es un punto crítico, según el doctor David Heber, profesor de medicina y director del Centro de Nutrición Humana de la Universidad de California en Los Angeles. También es autor de un editorial suplementario en la revista.

"Es una pista interesante hacia la relación entre inflamación y la dieta estadounidense", expuso Heber. "Si estás en sobrepeso, ese tejido graso estimula la inflamación, y también puede estimular la hiperplasia prostática".

El tejido graso produce estrógeno, la hormona femenina que puede contribuir al engrandecimiento prostático, indicó Heber. Sugiere que un bajo contenido de frutas y vegetales de la dieta estadounidense con más calorías de grasa animal, podría explicar mayor incidencia de cáncer prostático en Occidente que en Asia, donde incluyen más frutas y vegetales.

Qué hacer

Hombre o mujer, joven o viejo, limitar el consumo de calorías e ingerir muchas frutas y vegetales (se recomienda cinco porciones al día) puede hacer mucho bien.

Para más información sobre la próstata y sus problemas, vista el El Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Renales y Digestivas, o la Biblioteca Nacional de Medicina.

FUENTES: Edward Giovannucci, M.D., profesor asociado de medicina, Escuela Mdica de Harvard, Boston; David Heber, M.D., profesor de medicina, Universidad de California en Los Angeles; abril 2002,"American Journal of Clinical Nutrition"
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined