Proteja su piel del sol del verano

La verdad acerca de las arrugas, el cáncer de piel, las quemaduras solares y el sarpullido

Martes 17 de agosto (HealthDayNews/HispaniCare) -- Los estadounidenses son unos auténticos apasionados de las actividades al aire libre, pero muy perezosos en cuanto a proteger su piel de los peligrosos rayos solares.

Según los expertos, los mitos acerca de la exposición al sol, que son varios, podrían estimular a la gente a tener comportamientos arriesgados.

Desde mediados de los ochenta, los estadounidenses han sido advertidos de que a los dieciocho años ya han recibido el 80 por ciento de la dosis vitalicia de radiación perjudicial ultravioleta (UV). No sorprende entonces que muchos adultos ignoren los consejos para la protección de la piel porque creen que el daño ya está hecho.

Pero algunos estudios recientes sugieren que esta advertencia es falsa. Un estudio publicado el año pasado en Photochemistry and Photobiology culpa a una malinterpretación matemática de los datos publicados de este mensaje errado. Los estadounidenses, en realidad, han recibido menos del 25 por ciento de la dosis de UV a los 18, según concluyeron investigadores de los EE.UU. y de los Países Bajos.

"El daño del sol se acumula durante la vida", explicó Linda Rutsch, directora del programa educativo SunWise de la U.S. Environmental Protection Agency, el cual enseña a los niños y a los adultos responsables de su cuidado a protegerse a sí mismos de la sobreexposición al sol.

El daño por los rayos UV es la principal causa del cáncer de piel. Según la EPA, uno de cada cinco estadounidenses desarrollará cáncer de piel en su vida y uno muere cada hora por causa de la enfermedad.

Los casos de melanoma, el tipo más grave de cáncer de piel, se han duplicado en las últimas dos décadas y continuarán aumentando, según predice la agencia.

Los cánceres de piel que no son por melanoma, aunque son menos mortales, pueden causar graves problemas de salud y desfiguración. Los tipos más comunes son carcinomas de células basales, que causan la aparición de pequeñas protuberancias de piel, y el carcinoma escamocelular, que produce nódulos o parches escamados de color rojo.

Si usted es un adulto, no es demasiado tarde para aplicarse protector solar y lucir un sombrero de ala ancha. "Sí necesita protegerse", insistió Rutsch.

El objetivo principal de SunWise es persuadir a los niños para que adopten hábitos sanos de seguridad con el sol mientras son jóvenes para evitar el cáncer de piel y otros problemas graves relacionados con el sol más adelante.

Pero llegarle a los adolescentes que adoran el sol es todo un reto. Para conseguir la atención de los estudiantes de escuela media, SunWise utiliza afiches diseñados por la American Academy of Dermatology que muestran a un bebé, a una porrista y a un joven atractivo, todos con la cara muy arrugada. El mensaje que envían es que arrugarse no está relacionado sólo con el envejecimiento. Hasta el 90 por ciento de los cambios visibles en la piel son causados por exposición al sol.

"A estos chicos, sólo ver las arrugas les llega porque cuidan mucho su apariencia", anotó Rutsch.

Los estadounidenses adoran el sol, por lo que venderles la protección de la piel puede ser difícil. Un reciente informe de la American Cancer Society muestra que muchos chicos no están tomando en serio la protección solar. Tres cuartos informaron haber recibido quemaduras solares durante los meses del verano.

Al igual que los adolescentes, muchos adultos tienen muy poca idea del daño que puede causar el sol.

"El mito más común, todavía me cuesta creerlo, es que un poco de bronceado protege del sol", afirmó el Dr. Lynn McKinley-Grant, una dermatóloga de práctica privada y vocera de la American Academy of Dermatology (AAD).

"Aunque no se queme, el sol le sigue haciendo daño", sostuvo.

La excesiva exposición al sol, especialmente las quemaduras llenas de ampollas de la niñez, pueden producir melanomas malignos, dice la AAD. Pero también hay evidencias de que los rayos UV utilizados en las cámaras de bronceado pueden causar también melanoma.

Una vacuna en ensayo clínico actualmente promete para las personas con casos avanzados de melanoma, agregó McKinley-Grant. Sin embargo, por el momento, lo mejor para los pacientes es diagnosticar el cáncer a tiempo y eliminarlo quirúrgicamente antes de que se extienda a otras partes del cuerpo, recomendó.

Si el envejecimiento prematuro y el cáncer de piel no asustan lo suficiente, he aquí otra razón para tomar precauciones bajo el sol: ciertos medicamentos y afecciones pueden reaccionar a la luz UV y provocar que las personas se quemen rápidamente en un fenómeno conocido como "fotosensibilidad".

Muchos medicamentos comúnmente utilizados pueden causar reacciones fototóxicas en algunas personas. En la lista están los antibióticos, como la tetracilina; los medicamentos para la hipertensión, como la hidroclorotiacida, e incluso los analgésicos comunes, como el ibuprofeno y el naprosyn.

Ciertos productos herbales también pueden causar fotosensibilidad. El aceite de bergamota, que da sabor al té Earl Grey, tiene un fuerte efecto fototóxico.

La exposición de la piel a ciertas plantas, junto con la luz solar, también puede causar una respuesta parecida a la de las quemaduras solares. Las limas han estado involucradas en varios casos reportados.

Otro tipo de fotosensibilidad, llamado fotoalergia, produce un sarpullido que pica cuando una persona está expuesta a los rayos solares. Es causada por ciertos medicamentos y fragancias. Algunas personas incluso tienen reacciones fotoalérgicas a los bloqueadores que contienen PABA, un agente bronceador.

No se puede evitar el sol, pero los expertos recomiendan tomar ciertas precauciones para reducir el riesgo de envejecimiento prematuro, cáncer de piel y otras reacciones de la piel causadas por la luz solar.

Como los rayos solares son especialmente fuertes entre las 10 a.m. y las 4 p.m., lo mejor es limitar la exposición a estas horas.

"Si va a estar en la playa, lleve una buena sombrilla", recomienda McKinley-Grant. "Puede usar un buen bloqueador impermeable". Pero, por favor, no se quede ahí sentado cocinándose.

Antes de que los niños salgan, asegúrese de cubrirlos con bloqueador. Rutsch, de SunWise, recomienda usar un bloqueador de amplio espectro que proteja tanto de los rayos UVA como de los UVB y reaplicar frecuentemente. Busque los bloqueadores con factor de protección solar (SPF) de al menos 15.

Buscar la sombra y cubrirse lo más posible son medidas sencillas que pueden salvar su piel.

"Los niños, en especial, necesitan estar activos. Definitivamente, no se trata de que se queden dentro de la casa o la habitación del hotel", aclaró Rutsch. "Sólo trate de seguir todos los pasos posibles".

Más Información

Evite el daño a su piel con los pasos de seguridad bajo el sol de la U.S. Environmental Protection Agency.


Artículo por HealthDay, trad
Read this Next
About UsOur ProductsCustom SolutionsHow it’s SoldOur ResultsDeliveryContact UsBlogPrivacy PolicyFAQ