See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Los grandes cambios bruscos en las temperaturas exteriores se vinculan con el riesgo de ataque cardiaco

patient on stretcher

JUEVES, 1 de marzo de 2018 (HealthDay News) -- Muchas personas saben que el frío extremo puede aumentar las probabilidades de sufrir un ataque cardiaco, pero un estudio reciente sugiere que los cambios bruscos en la temperatura podrían tener el mismo efecto.

Mientras mayor es el cambio en la temperatura a lo largo de un solo día, más personas acuden al hospital porque necesitan una cirugía de emergencia por un ataque cardiaco, descubrieron los investigadores.

El riesgo de ataque cardiaco parece aumentar en más o menos un 5 por ciento por cada cambio abrupto de 9 ºF en un día dado, mostraron los hallazgos del estudio.

Ese riesgo parece surgir sobre todo con un clima más cálido, y el efecto más marcado ocurre en los días con una temperatura promedio de 86 ºF (30 ºC), dijo el investigador principal, el Dr. Hitinder Gurm, director clínico asociado en la Universidad de Michigan.

"En los días fríos no hay tanta diferencia", dijo Gurm. "Uno de los motivos de esto podría ser que cuando la temperatura de verdad es muy baja, la mayoría de las personas permanecen bajo techo y en realidad no se exponen a la temperatura exterior".

Pero el estudio no probó que los cambios grandes en la temperatura puedan provocar ataques cardiacos, solo que hay una asociación.

Gurm y sus colaboradores sospechaban que los cambios en la temperatura podrían estar vinculados con los ataques cardiacos, sobre todo dadas las muchas evidencias que vinculan al tiempo frío con el riesgo más alto.

El tiempo frío hace que los vasos sanguíneos se constriñan, lo que restringe el flujo sanguíneo y hace que el corazón bombee con más fuerza para mantener el nivel de oxígeno en todo el cuerpo, según la British Heart Foundation. Como resultado, la frecuencia cardiaca y la presión arterial pueden aumentar.

Para investigar más este efecto, el equipo de investigación recurrió a una base de datos que hace un seguimiento a todos los pacientes de Michigan que se someten a un procedimiento de emergencia para abrir las arterias bloqueadas durante un ataque cardiaco.

Los investigadores encontraron poco más de 30,400 ataques cardiacos tratados en 45 hospitales entre 2010 y 2016. Entonces, consultaron registros del tiempo para averiguar las temperaturas diarias en el área general de cada hospital en el día del evento.

El análisis reveló que los cambios de más de 45 ºF se asociaban con un mayor aumento en las tasas de ataque cardiaco, en comparación con los cambios de 18 a 45 ºF.

Un cambio de más de 30 ºF en un solo día parece provocar un aumento de más de un 10 por ciento en la proporción de ataques cardiacos que ocurren, en comparación con los días en que la temperatura permanece relativamente estable, reportaron los investigadores.

Esos cambios abruptos en la temperatura son poco comunes, señaló Gurm.

Los días con cambios de más de 30 ºF en la temperatura ocurrieron solo más o menos un 5 por ciento del periodo del estudio, dijeron los investigadores. Más o menos la mitad de las veces, las temperaturas sufrieron una variación de entre 10 y 20 ºF a lo largo de un día.

Hubo un mayor número de días en que la temperatura cambió de cálida a fría que al contrario, dijo Gurm. Dado esto, una explicación potencial del aumento aparente en el riesgo podrían ser los efectos del frío repentino en el corazón y los vasos sanguíneos.

El calentamiento global podría afectar a este riesgo de ataque cardiaco, pero Gurm no pudo decir si ayudaría o haría daño.

En general, unas temperaturas más cálidas en los días y las noches podrían conducir a una reducción en la diferencia entre las temperaturas máximas y las mínimas, lo que podría reducir el riesgo de ataque cardiaco.

Por otro lado, el calentamiento global podría provocar un aumento en los eventos de clima extremo con temperaturas muy fluctuantes, lo que podría hacer que el riesgo aumente.

La Dra. Martha Gulati, jefa de la división de cardiología en la Universidad de Arizona en Phoenix, afirmó que el estudio "daba mucho en qué pensar".

"Hemos visto muchas situaciones dramáticas en las fluctuaciones de temperatura, tanto el frío como el calor extremo, y lo vemos cada vez más", dijo Gulati.

Los investigadores deben pensar en observar más del registro histórico, para ver si pueden descubrir efectos similares en los casos de ataque cardiaco basados en los cambios de temperatura en otros lugares, sugirió Gulati.

El estudio será presentado el 10 de marzo en la reunión anual del Colegio Americano de Cardiología (American College of Cardiology) en Orlando, Florida. Las investigaciones presentadas en reuniones se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

Más información

La British Heart Foundation ofrece más información sobre el tiempo frío y el corazón.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo
FUENTES: Hitinder Gurm, M.D., associate chief clinical officer, University of Michigan, Ann Arbor; Martha Gulati, M.D., division chief, cardiology, University of Arizona-Phoenix; March 10-12, 2018, American College of Cardiology annual meeting, Orlando, Fla.
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.