See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

La aspirina podría salvar el corazón de muchas mujeres

Estudio halla que menos de la mitad podrían beneficiarse de tomar este económico, pero efectivo medicamento

VIERNES 18 de febrero (HealthDay News/HispaniCare) -- Una aspirina al día ayuda a mantener alejado el ataque cardiaco y la apoplejía en mujeres con enfermedad cardiovascular.

Pero un nuevo estudio sugiere que no todas estas mujeres están aprovechando este económico tratamiento de fácil disponibilidad.

Menos de la mitad de las mujeres con enfermedad cardiovascular que podrían beneficiarse de una aspirina diaria están realmente tomando este medicamento, de acuerdo con la información presentada por los investigadores el 18 de febrero durante la Segunda Conferencia Internacional sobre la Mujer, Enfermedad Cardiaca y Apoplejía en Orlando, Florida.

"Y no sabemos por qué", dijo el Dr. Jeffrey S. Berger, autor del estudio y jefe de residencia médica en el Centro Médico Beth Israel en la ciudad de Nueva York. En el estudio, Berger y sus colegas no pudieron preguntar a las mujeres las razones por las que no estaban tomando el medicamento que potencialmente les podría salvar la vida.

Los investigadores de Nueva York examinaron los datos del Estudio de Observación de la Iniciativa de Salud de la Mujer, que se enfocó especialmente en la salud de casi 100,000 mujeres posmenopáusicas. Luego redujeron su enfoque sobre 8,928 mujeres con un historial de enfermedad cardiovascular, incluyendo apoplejía y ataque cardiaco.

De acuerdo con los investigadores, sólo 4,101 mujeres (alrededor del 46 por ciento) reportaron estar tomando una dosis baja de aspirina al día. Entre aquéllas con un historial previo de apoplejía, el 43 por ciento estaba tomando la terapia con aspirina, mientras que el 54 por ciento de las mujeres con un historial previo de ataque cardiaco reportó tomar el medicamento de forma cotidiana.

Lo ideal, dijo Berger, es que más del 90 por ciento de las mujeres con alto riesgo cardiovascular debería tomar esta medicación económica, segura y efectiva. El estudio sugiere que el 95 por ciento de las mujeres con historial de enfermedad cardiovascular debería tomar aspirina u otras medicinas, indicó Berger, para reducir su riesgo de recurrencia de apoplejía o ataque cardiaco. Y se aconseja al otro 5 por ciento a que no tome la aspirina debido al riesgo incrementado de efectos secundarios, como la hemorragia.

Además, Berger encontró que cerca del 70 por ciento de las mujeres que sí tomaban aspirina, tomaban una dosis diaria mayor a los 325 miligramos, aunque los expertos ahora dicen que 81 miligramos al día es igual de efectivo Berger mencionó que, sin embargo, la información sobre el uso de aspirina fue obtenida a finales de la década de los 90, "por lo que estas dosis podrían haber declinado desde entonces".

Las mujeres bajo la cobertura de Medicaid fueron un 40 por ciento menos propensas a tomar aspirina que aquéllas que no estaban bajo Medicaid, de acuerdo con el estudio, y las mujeres de raza negra resultaron un 33 por ciento menos propensas a usar el tratamiento que las mujeres de raza blanca.

"Las mujeres no están tan conscientes de lo que debieran estar sobre la amenaza que representa la enfermedad cardiovascular", indicó Berger. "No es algo que las mujeres tiendan a considerar".

Otro posible factor que explica el bajo uso de la aspirina por las mujeres es que "en el pasado, las mujeres no habían sido tratadas tan agresivamente como los hombres sobre problemas cardiovasculares", mencionó. "Esto podría estar cambiando, y la concienciación puede estar en aumento".

Otra experta, la Dra. Nieca Goldberg, consideró los resultados del estudio como "muy desalentadores", añadiendo que "las mujeres están obteniendo el extremo corto del estetoscopio".

Goldberg, quien es jefa de atención cardiaca para la mujer en el Hospital Lenox Hill en la ciudad de Nueva York y autora de Women Are Not Small Men, indicó que durante años había abogado para que se prestara más atención a la salud cardiovascular de la mujer.

"Tenemos que idear cómo mejorar esto [el porcentaje], y una forma es obviamente la diseminación de la importancia del uso de la aspirina en las mujeres con enfermedad cardiovascular a través de la comunidad médica", comentó Goldberg. "Pero también deberíamos informar a las mujeres a que [deben] hablen con su médico al respecto".

Enfatizó que la terapia con aspirina está pensada para aquéllas con un alto riesgo de enfermedad cardiaca. "Aún no existe un estudio que muestre que las mujeres mayores de 35 años sin factores de riesgo cardiovascular se beneficiarán de tomar una aspirina al día", agregó Goldberg.

Berger añadió: "Las mujeres sanas deberían consultar con su médico para éste haga una evaluación de su riesgo de enfermedad cardiovascular: alto, intermedio o bajo". Y en base a esta evaluación, dijo, el doctor puede decidir si se requiere la terapia con aspirina.

Más información

Para más información sobre un estilo de vida saludable para el corazón, visite la American Heart Association.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: Jeffrey S. Berger, M.D., chief resident, Beth Israel Medical Center, New York City; Nieca Goldberg, M.D., chief, women's cardiac care, Lenox Hill Hospital, New York City, and author of Women Are Not Small Men; Feb. 18, 2005, presentation, Second International Conference on Women, Heart Disease and Stroke, Orlando, Fla.
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined