See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Para algunos pacientes de diálisis, los medicamentos para la anemia son arriesgados

Aún así, según los expertos, no usarlos podría reducir su calidad de vida

MARTES, 2 de marzo (HealthDay News/DrTango) -- Un estudio reciente muestra que el uso de medicamentos poderosos para tratar la anemia causada por la insuficiencia renal arrojó resultados mezclados.

Los pacientes de diálisis que tienen anemia grave, según el estudio, tienden a vivir más tiempo cuando reciben dosis elevadas de los medicamentos, conocidos como agentes estimulantes de la eritropoyesis (AEE), que se venden como Epogen, Procrit y Aranesp. Sin embargo, halló que los medicamentos incrementan el riesgo de muerte prematura entre los que tienen anemia leve.

Los AEE, que incrementan la producción de glóbulos rojos, están aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos para el tratamiento de la anemia causada por quimioterapia y los medicamentos para el SIDA, así como la insuficiencia renal. Sin embargo, las preocupaciones sobre la seguridad han limitado su uso, sobre todo entre los pacientes de cáncer.

Durante los próximos meses, la FDA y los Centros para Servicios de Medicare y Medicaid (Centers for Medicare and Medicaid Services) planean revisar el uso de AEE para el tratamiento de las personas anémicas que tienen enfermedad renal. Los investigadores anotaron que los AEE son los medicamentos más costosos aprobados por Medicare para las personas que necesitan diálisis prolongada. La agencia gasta unos dos mil millones de dólares al año en ellos.

"Los AEE son el fundamento del tratamiento para estos pacientes", afirmó el Dr. Wolfgang C. Winkelmayer, autor del estudio y profesor asociado de pediatría de la Facultad de medicina de la Universidad de Stanford. "Cerca del 95 por ciento de esos pacientes los reciben".

Tomando AEE, los pacientes de diálisis anémicos necesitan menos trasfusiones.

"Lo que sí aprendimos de nuestro estudio", señaló Winkelmayer, "es que en realidad hay un beneficio en la mortalidad si se trata agresivamente en el extremo inferior de los hematocritos", es decir, el porcentaje de la sangre compuesto por glóbulos rojos.

"Estos hallazgos claramente justifican el uso de AEE más allá de simplemente evitar trasfusiones. Además, usar AEE podría ser una buena práctica", dijo.

Los hallazgos aparecen en la edición del 3 de marzo de la Journal of the American Medical Association.

Para el estudio, el equipo de Winkelmayer examinó la manera en la que se usaban AEE en unos 4,500 centros de diálisis de los EE. UU. y examinó datos de pacientes tratados con ellos y hierro por vía intravenosa. Luego, examinaron los índices de mortalidad a un año entre los pacientes del centro.

Los investigadores hallaron que la gente que tenía la anemia más grave, con un hematocrito inferior a 30 por ciento, se beneficiaron más del tratamiento agresivo con AEE, mientras que los que tenían anemia menos grave, no. Entre más bajo sea el hematocrito, más anémica será una persona.

Las personas menos anémicas, las que tenían hematocritos superiores a 36 por ciento, tuvieron un riesgo 11 por ciento superior de muerte si recibieron tratamiento agresivo con AEE que personas similares cuya anemia se trató con menos agresividad. Los investigadores hallaron que entre los que tenían hematocritos de 30 y 36 por ciento, el tratamiento agresivo y no agresivo con AEE no afectó la mortalidad.

Los hallazgos para el tratamiento con hierro por vía intravenosa fueron iguales que para los de AEE, señaló Winkelmayer. Los centros que usaron tratamiento más agresivo con hierro por vía intravenosa en el hematocrito bajo tuvieron mejores resultados, mientras que el uso más agresivo de hierro entre quienes tenían hematocrito relativamente más elevado se relacionó con más muertes, anotó.

La anemia es una complicación común de la enfermedad renal. En los EE. UU. se venden tres AEE para tratar la anemia: darbepoetina alfa, comercializado por Amgen como Aranesp, y epoetina alfa, comercializada por Amgen como Epogen, y por Johnson & Johnson como Procrit.

Los AEE fueron lanzados en 1989, aunque han surgido preguntas sobre su seguridad que han cuestionado su uso. Por ejemplo, los medicamentos se promovieron como una manera de contrarrestar los efectos debilitantes de la quimioterapia, aunque los estudios han hallado que los medicamentos pueden hacer que los tumores crezcan más rápidamente, lo que acorta las vidas de los pacientes.

En los pacientes de cáncer, los medicamentos ahora se usan principalmente como atención paliativa para pacientes terminales.

Además, el 16 de febrero, la FDA comenzó a exigirles a los médicos que se sometieran a capacitación especial antes de recetar AEE a pacientes de cáncer.

Para los pacientes de enfermedad renal, la FDA señala que usar AEE "puede aumentar el riesgo de accidente cerebrovascular, insuficiencia cardiaca, coágulos y muerte". La agencia exigió el año pasado a los fabricantes de estos medicamentos que pusieran un recuadro negro de advertencia para alertar a los médicos sobre estos riesgos.

Winkelmayer aseguró que no usar los medicamentos retrocedería el tratamiento a la época en que los pacientes de diálisis necesitaban muchas transfusiones y tenían peor calidad de vida. "No usar estos medicamentos realmente no es una opción, en mi opinión, pero deberíamos pensar bien en cómo usarlos", dijo.

El Dr. Ajay K. Singh, profesor asociado de medicina de la Facultad de medicina de la Harvard y del Hospital Brigham y de Mujeres de Boston, señaló que "tratar la anemia de la enfermedad renal es un tema candente este año".

Otro estudio reciente mostró un beneficio mínimo, pero mayor riesgo de accidente cerebrovascular, coágulos y muertes relacionadas con cáncer en pacientes diabéticos de enfermedad renal tratados con Aranesp, aseguró Singh. "La FDA planea convocar otro comité asesor público y Medicare busca modificar las condiciones de cobertura de los AEE".

"De nuevo se están haciendo preguntas sobre la seguridad de los AEE", dijo.

En cuanto a los hallazgos más recientes, Singh aseguró: "Dudo de que este estudio cambie nuestra visión sobre cómo se deben tratar los pacientes de diálisis, pero es un estudio más que muestra que las dosis elevadas de AEE podrían estar relacionadas con el riesgo en ciertas circunstancias".

Más información

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos tiene más información sobre los AEE.


Artículo por HealthDay, traducido por DrTango
FUENTES: Wolfgang C. Winkelmayer, M.D., Sc.D., associate professor, nephrology, Stanford University School of Medicine, Stanford, Calif.; Ajay K. Singh, M.D., associate professor, medicine, Harvard Medical School, and renal division, Brigham & Women's Hospital, Boston; March 3, 2010, Journal of the American Medical Association
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.