See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Ejercicios de recordar pueden ayudar a la memoria en pacientes de Alzheimer

La práctica conduce a algunas mejoras en tareas específicas

Lunes, 21 de octubre (HealthDayNews) -- Se puede enseñar a algunos pacientes de Alzheimer a asociar nombres con rostros, lo que sugiere que pueden mejorar su memoria incluso mientras la enfermedad ataca al cerebro.

Un nuevo estudio realizado por investigadores británicos ha encontrado que el adiestramiento estándar de reconocimiento de rostro utilizado para ayudar a pacientes lesionados del cerebro también funciona en personas con demencia vinculada con el Alzheimer. Los efectos no parecen beneficiar otras áreas del cerebro a parte del adiestramiento de la tarea específica: en este caso, identificar personas. Ni aumentan los efectos de las drogas que pueden reducir el progreso de la enfermedad, un rompecabezas para los investigadores. Aún así los científicos dijeron que los hallazgos deben motivar, no sólo a psicólogos sino a cuidadores de pacientes de Alzheimer.

Linda Clare, una psicóloga quien condujo el estudio, dijo que mientras las ganancias fueron "bastante modestas en una forma, podrían ser bastante importante" para personas con demencia temprana, especialmente ya que se desmotivan con facilidad a causa de que sus problemas con la memoria empeoran.

El grupo de Clare reportó sus hallazgos en la más reciente edición de la revista "Neuropsichology".

Tanto ella como sus colegas estudiaron 12 hombres y mujeres con la etapa temprana de demencia consistente con la enfermedad de Alzheimer. Adiestraron cada voluntario durante hasta una hora una vez por semana durante seis semanas, cada vez mostrándoles una fotografía diferente de una persona famosa o alguien de su círculo social. Para motivar su memoria, utilizaron artefactos mnemotécnicos y otras técnicas.

Los investigadores luego evaluaron los sujetos para su memoria luego de un mes, y luego periódicamente a través del siguiente año.

Al comienzo del estudio, los sujetos no podían recordar ni un rostro. Pero luego de las sesiones de adiestramiento, pudieron recordar un promedio de aproximadamente tres rostros cada uno, indicaron los investigadores. Básicamente no hubo cambio en su habilidad para recordar otros artículos.

Diez de cada 12 voluntarios mejoró al menos de alguna manera como resultado del adiestramiento. Sin embargo, aquellos con medicamentos para la demencia no se desempeñaron mejor que quienes no tomaban medicamentos. Clare llama a esto "un tanto sorprendente", y añadió que esperaría que los medicamentos aumentaran el ejercicio. "Considero que necesitamos más investigación para ver realmente qué está pasando allí", sostuvo.

En un estudio no relacionado en la edición de mañana de "Neurology", los investigadores reportaron que drenar el cerebro y el líquido espinal de los pacientes de Alzheimer que algunos científicos creen que elimina proteínas tóxicas que empeoran la enfermedad puede hacerse de una manera lo suficientemente segura para garantizar estudios adicionales del procedimiento.

Si el tan llamado artefacto Cognishunt un entubado utilizado para drenar el líquido funciona es otro asunto. Sin embargo, los investigadores dijeron que el procedimiento es lo suficientemente seguro para justificar mayor estudio, a pesar de varias reacciones adversas serias, incluyendo, jaquecas severas e infección alrededor de los tubos.

El doctor David A. Bennett, director del Centro Rush para la Enfermedad de Alzheimer en Chicago, no está tan seguro. "La seguridad depende del punto de vista del espectador", indicó Bennett, co-autor de un editorial que acompaña al artículo de revista.

Los investigadores compararon las reacciones adversas en el desvío utilizando un entubado para la demencia con el uso de la técnica para las personas mayores con hidrocefalia, o agua en el cerebro, que tiene un beneficios claro y duradero. Para los pacientes de Alzheimer, sin embargo, las ganancias de la técnica, de existir, serían temporeras debido a la naturaleza irreversible de la enfermedad.

El estudio abona al debate en cuanto a la investigación de Alzheimer sobre si las personas con demencia pueden realmente dar consentimiento informado para estudios clínicos, particularmente estudios con el potencial para efectos secundarios serios. Unos responden con un rotundo "no", una negación de cualquier cosa que en la demencia más leve prive a los voluntarios del entendimiento necesario de los riesgos que enfrentan. Otros, igualmente insistentes, creen que los estudios se pueden conducir de manera ética.

"Esto está haciendo difícil la investigación", indicó Bennett.

Bill Thies, vicepresidente para asuntos científicos y médicos para la Asociación de Alzheimer, señaló que algunos estados de los EE.UU. ahora reconocen legalmente a los cuidadores o miembros familiares de personas con demencia para los propósitos de tomar decisiones acerca de su tratamiento. Sin embargo, no todos lo hacen, y este concepto de "consentimiento delegado" también es un tema caliente, dijo.

"Estar en una prueba clínica es un servicio público maravilloso. Pero el hecho es que no debes entrar en ninguno de estos estudios sin entender los riesgos", opinó Thies. Y esto es un procedimiento mucho más complejo para alguien con impedimento cognitivo, añadió.

El Cognishunt es fabricado por Eunoe Inc., de Redwood City, California, que ayudó a financiar el más reciente proyecto. La compañía está conduciendo otros estudios con el dispositivo.

Qué hacer

La enfermedad de Alzheimer, que se piensa que es causada por la acumulación en el cerebro de placas proteínicas, afecta una cantidad estimada de 4 millones de estadounidenses, pero el número de pacientes se espera que aumente mientras la población envejece. Para más sobre el trastorno neurodegenerativo, visita la Asociación de Alzheimer. Puedes también visitar el Foro de Investigación de Alzheimer, o este sitio en la Universidad de California en Irvine.

Fuentes: Linda Clare, Ph.D., conferenciante, psicología clínica, University College London; David A. Bennett, M.D., director, Centro Rush para la Enfermedad de Alzheimer, Chicago; Bill Thies, Ph.D., vicepresidente, asuntos científicos y médicos, Asociación de Alzheimer, Chicago; octubre de 2002, "Neuropsychology", 22 de octubre de 2002, "Neurology"
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined