Con frecuencia, los centros de tratamiento para los opioides les quedan demasiado lejos a los pacientes rurales

In English

MARTES, 1 de octubre de 2019 (HealthDay News) -- La metadona se usa con frecuencia en la lucha contra la adicción a los opioides, pero unos largos tiempos de desplazamiento en las áreas rurales podrían estar entorpeciendo los esfuerzos por lograr que más personas reciban tratamiento, encuentra un estudio reciente.

Si la metadona para la adicción a los opioides estuviera disponible en las clínicas de atención primaria, más personas tendrían un mejor acceso al tratamiento, sugieren los investigadores.

En Estados Unidos, la metadona solo está disponible en clínicas certificadas por el gobierno federal como Programas de Tratamiento de los Opioides (OTP, por sus siglas en inglés). Esa restricción, junto con las leyes estatales y locales, limita el número de clínicas que ofrecen la metadona para la adicción a los opioides.

En el estudio, los investigadores observaron los tiempos de conducción hasta los OTP en los condados rurales y urbanos de Indiana, Kentucky, Ohio, Virginia y Virginia Occidental. Esos estados están entre los más afectados por la epidemia de opioides.

El tiempo de conducción es importante porque el tratamiento con metadona requiere seis visitas por semana a un OTP, anotaron los autores del estudio.

Excepto en las ciudades más grandes, los tiempos promedio de conducción hasta los OTP eran mayores que para otras clínicas, encontró el estudio.

El tiempo de conducción hasta una clínica de metadona era de 37 minutos, frente a 16 minutos para otros centros médicos y 15 minutos para los centros de diálisis renal. En las áreas rurales, el tiempo de conducción puede acercarse a las dos horas, encontraron los investigadores.

"Este estudio pone en evidencia lo poco accesible que es la metadona en las comunidades rurales afectadas por la epidemia de opioides", señaló en un comunicado de prensa de la Universidad de Yale el autor del estudio, el Dr. Paul Joudrey, miembro postdoctoral de la universidad.

Joudrey anotó que otro fármaco, la buprenorfina, se usa en los ámbitos de atención primaria para tratar la adicción a los opioides, pero que no ayuda a todo el mundo. Los expertos en la adicción recomiendan que la metadona esté disponible en todas las comunidades para mejorar la salud y reducir las muertes entre las personas que son adictas a los opioides.

El informe aparece en la edición del 1 de octubre de la revista Journal of the American Medical Association.

Más información

Para más información sobre la adicción a los opioides, visite el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTE: Yale University, news release, Oct. 1, 2019

--

Last Updated: