El tratamiento del abuso de los opioides aumenta, pero muchas personas con Medicaid no lo reciben

In English

LUNES, 2 de julio de 2018 (HealthDay News) -- La aprobación del fármaco buprenorfina ha conducido a un aumento en la cantidad de pacientes con Medicaid que reciben medicamentos para tratar la adicción a los opioides. Pero las tasas eran más bajas entre los pacientes pobres, negros e hispanos, señala un estudio reciente.

La metadona o la buprenorfina son los tratamientos recomendados para los trastornos de abuso de opioides. La metadona se debe suministrar en clínicas especiales, y con frecuencia requiere visitas diarias, mientras que cualquier médico especialmente certificado puede recetar la buprenorfina, anotaron los investigadores.

Analizaron reclamaciones de Medicaid en 14 estados entre 2002, cuando se aprobó la buprenorfina en Estados Unidos, y 2009. En ese periodo hubo un aumento del 62 por ciento en los pacientes con Medicaid que recibían un tratamiento asistido con medicamentos para el abuso de los opioides.

En 2009, la buprenorfina conformaba casi un tercio del tratamiento asistido con medicamentos, según investigadores de RAND Corp., una organización de investigación sin fines de lucro.

A pesar del aumento general, los pacientes en los condados con más pobrezas y unos porcentajes más altos de negros e hispanos tenían muchas menos probabilidades de recibir un tratamiento asistido con medicamentos, por lo menos hasta 2009.

Aunque los pacientes en condados urbanos eran mucho más propensos a recibir un tratamiento asistido con medicamentos que los de los condados rurales, la diferencia se redujo durante el periodo del estudio.

El abuso de los opioides afecta a más o menos 9 de cada 1,000 estadounidenses, y las muertes relacionadas con las sobredosis de opioides se han cuadruplicado en los últimos 15 años. Medicaid es la fuente de pago en más de un tercio de todos los casos de tratamientos para los opioides, según los investigadores.

"Estos hallazgos resaltan la buena noticia de que la terapia con medicamentos se está usando de forma más amplia para combatir la epidemia de opioides del país", comentó en un comunicado de prensa de RAND el autor principal del estudio, el Dr. Bradley Stein.

"Pero también plantea preocupaciones de que haya disparidades raciales/étnicas y de ingresos que quizá eviten que muchos individuos que luchan contra una adicción a los opioides reciban un tratamiento efectivo", lamentó Stein, médico científico principal.

La ampliación de los tratamientos asistidos por medicamentos parece haber creado nuevas disparidades en la atención de la salud, dijo.

"Necesitamos investigaciones que utilicen información más actualizada para comprender mejor si la disparidad se vincula con la disponibilidad de la terapia asistida con medicamentos, las diferencias en la elegibilidad a Medicaid o algún otro factor, y si ha persistido o no", añadió Stein.

Los estados incluidos en el estudio fueron California, Connecticut, Florida, Georgia, Illinois, Luisiana, Massachusetts, Maryland, Nueva York, Pensilvania, Rhode Island, Texas, Vermont y Wisconsin. Conforman casi la mitad de los receptores de Medicaid del país.

Los hallazgos aparecen en una edición reciente en línea de la revista Substance Abuse.

Más información

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU. ofrece más información sobre el tratamiento de la adicción a los opioides.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: RAND Corp., news release, June 25, 2018

--

Last Updated: