La vacuna y las pruebas de detección pueden prevenir las muertes por cáncer de cuello uterino

In English

MARTES, 15 de enero de 2019 (HealthDay News) -- Cada año, unas 4,000 mujeres de Estados Unidos fallecen por el cáncer de cuello uterino, aunque hay una vacuna preventiva y pruebas de detección para encontrar la enfermedad en una etapa temprana.

"Cuando el cáncer de cuello uterino se encuentra pronto, es altamente tratable", afirmó la Dra. Sarah Ramírez, médica de familia en Penn State Health. "Así que es importante asegurarse de que le estén haciendo las pruebas de detección de esta enfermedad".

El Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de EE. UU. señala que todas las mujeres de 21 a 65 años de edad deben recibir una prueba de detección del cáncer de cuello uterino mediante citología (un frotis de Papanicolaou) cada tres años. Las mujeres de 30 a 65 años podrían en su lugar elegir alargar el intervalo entre las pruebas de detección mediante una combinación de un frotis de Papanicolaou y una prueba del virus del papiloma humano (VPH) cada cinco años.

El VPH es la causa principal de cáncer de cuello uterino, pero hay una vacuna para proteger del VPH. Otros factores de riesgo del cáncer de cuello uterino incluyen fumar, las enfermedades autoinmunes, usar las pastillas anticonceptivas durante cinco o más años, dar a luz a tres o más hijos, y tener varias parejas sexuales.

Aunque las pruebas de detección y la vacunación han ayudado a reducir los casos de cáncer de cuello uterino, muchas mujeres estadounidenses siguen en riesgo, anotó Ramírez.

"Aunque hemos logrado avances significativos al reducir la mortalidad del cáncer de cuello uterino, seguimos viendo que es más común que… las mujeres de las minorías sufran de la enfermedad", señaló Ramírez en un comunicado de prensa de la Penn State.

"A medida que la población de EE. UU. se hace cada vez más diversa, debemos examinar por qué hay una disparidad de salud en el cáncer de cuello uterino en nuestras poblaciones vulnerables, y por qué no reciben las pruebas de detección con regularidad", añadió.

Las mujeres hispanas se hacen menos frotis de Papanicolaou que las mujeres blancas y las negras, aunque las hispanas tienen la incidencia más alta de cáncer de cuello uterino, según la Red de Acción de la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society).

Además, las mujeres negras tienen la tasa más alta de mortalidad por el cáncer de cuello uterino, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Más información

El Instituto Nacional del Cáncer de EE. UU. tiene más información sobre las pruebas de detección del cáncer de cuello uterino.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTE: Penn State Health, news release, Jan. 9, 2019

--

Last Updated: