Las dietas de los fumadores también los traicionan

In English

Por
Reportera de HealthDay

JUEVES, 5 de abril de 2018 (HealthDay News) -- Las personas que fuman ya se enfrentan a un mayor riesgo de enfermedad y muerte precoz, y un nuevo estudio sugiere que sus dietas tampoco favorecen para nada a su salud.

Los investigadores encontraron que, en comparación con los ex fumadores y las personas que nunca habían fumado, los consumidores de tabaco tienen unas dietas con una densidad energética mucho más alta. Los fumadores consumen unas 200 calorías más al día, a pesar de comer unas porciones significativamente más pequeñas.

La densidad energética mide las calorías en un alimento en comparación con su volumen. Un alimento que sea más alto en densidad energética tiene más calorías en unas cantidades más pequeñas del alimento. Por ejemplo, una galleta tiene más densidad energética que una zanahoria.

Las directrices de salud pública, entre ellas las Directrices Dietéticas para los Estadounidenses de 2015, recomiendan comer alimentos que sean más bajos en densidad energética para prevenir la obesidad. Las dietas con una densidad energética más baja también tienden a ser más saludables, con más frutas y verduras, anotaron los investigadores.

"Además de fumar, una mala dieta se encuentra entre los tres principales factores de riesgo modificables de la enfermedad cardiovascular", escribieron los autores del estudio. "Estos hallazgos sugieren que el estatus de fumador se asocia con una dieta de mala calidad", concluyeron.

La investigación fue dirigida por R. Ross MacLean, de la Universidad de Yale.

En el estudio, el equipo de MacLean revisó los datos de casi 5,300 adultos de EE. UU. que participaron en una encuesta nacionalmente representativa que preguntó sobre la dieta y las conductas de fumar.

Las personas que nunca habían fumado comían unas 1.79 calorías por cada gramo de comida. Los ex fumadores consumían unas 1.84 calorías por cada gramo comido. En los fumadores diarios, esa cifra era de 2.02 calorías por gramo, mostraron los hallazgos.

Samantha Heller, una dietista registrada, dijo que no cree que los fumadores estén tomando una decisión consciente de comer mal.

"Es probable que los fumadores no sean conscientes de que su gusto y su olfato han empeorado. No se dan cuenta de lo mucho que esos sentidos se han atenuado, y que eso puede conducir a un aumento en la conducta de buscar alimentos que piensen que son más sabrosos. Y la forma en que se formulan los alimentos (azúcar, grasa y sal) son sabores muy atractivos, y son energéticamente densos", explicó Heller.

Entonces, ¿deben los fumadores intentar comer unos alimentos más saludables?

"Intentar mejorar la calidad de la dieta siempre es buena idea, sobre todo al comer más alimentos de origen vegetal. Pero si es fumador, podría resultarle particularmente difícil, porque los alimentos saludables quizá no sean tan sabrosos para usted", advirtió.

Los investigadores también apuntaron que cambiar la dieta cuando se intenta dejar de fumar puede ayudar a prevenir el aumento de peso.

Patricia Folan, directora del Centro de Control del Tabaco de Northwell Health en Great Neck, Nueva York, dijo que el aumento de peso es un problema para las personas que intentan dejar el tabaco.

"Al menos un 50 por ciento dicen que el temor de aumentar de peso ha sido uno de los obstáculos para abandonar el hábito. Durante nuestros programas de cesación abordamos la gestión del peso, pero poder ofrecer un plan dietético más dirigido sería útil, dada la información de este estudio", señaló Folan.

Heller dijo que dejar de fumar debería sin duda ser el primer objetivo. "Dejar de fumar es una de las mejores cosas que puede hacer por usted mismo, y puede redirigir esa intensa energía que enfocaba en fumar a una dieta más saludable y al ejercicio", sugirió.

Y una vez deje de fumar, aseguró Heller, tendrá una agradable sorpresa: sus sentidos del gusto y del olfato comenzarán a recuperarse. Los alimentos que antes le gustaban quizá comiencen a parecerle demasiado salados o grasientos. "De repente, de verdad podrá saborear la comida", añadió.

El estudio aparece en la edición en línea del 3 de abril de la revista BMC Public Health.

Más información

Para más información sobre cómo dejar de fumar, visite la Asociación Americana del Pulmón (American Lung Association).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTES: Samantha Heller, M.S., R.D.N., NYU Langone Health, New York City; Patricia Folan, R.N., D.N.P., director, Center for Tobacco Control, Northwell Health, Great Neck, N.Y.; April 3, 2018, BMC Public Health, online

Last Updated: