¿El vapeo puede arruinarle la piel?

In English

Por
Reportero de HealthDay

MIÉRCOLES, 5 de febrero de 2020 (HealthDay News) -- Quemaduras en la cara, brazos y manos que requieren injertos de piel. Furúnculos de acné y feos sarpullidos. Lengua negra vellosa y otras lesiones orales.

Esas son algunas de las formas en que el vapeo puede provocar graves daños en la piel de una persona, muestra una nueva revisión de las evidencias.

Por ejemplo, un estimado de 2,035 personas con lesiones por quemaduras con cigarrillos electrónicos fueron atendidas en las salas de emergencias de EE. UU. entre 2015 y 2017, más de 40 veces el número de quemaduras por el vapeo que se reportaron entre 2009 y 2015, encontraron los investigadores.

Los cigarrillos electrónicos defectuosos o que funcionan mal pueden sobrecalentarse y explotar o quemar con el contacto, señaló el autor sénior del estudio, el Dr. Kurt Ashack, residente de dermatología de la Universidad de Chicago, en Illinois.

"Podría provocar una quemadura bastante significativa, en que se pierda al menos la capa superior de la piel, o más", advirtió. Las explosiones de los dispositivos también han hecho que las personas pierdan dientes, mostraron los hallazgos.

También se ha mostrado que las sustancias que contienen los dispositivos de vapeo provocan problemas cutáneos en algunos usuarios, añadió Ashack.

Algunas personas son alérgicas al glicol de propileno que se usa como base para la mayoría de los líquidos de los cigarrillos electrónicos, dijo Ashack. Esas personas pueden desarrollar un sarpullido por la exposición.

El níquel que contiene el elemento calefactor del dispositivo también puede provocar un sarpullido, apuntaron los investigadores. Entre los casos se encuentra una mujer con una alergia al níquel que desarrolló un sarpullido en su mano dominante e inflamación de los labios. Otros han desarrollado sarpullidos en forma de escalas en las manos y en la cara por la exposición al níquel.

La nicotina que contienen los cigarrillos electrónicos tampoco favorece a la piel, apuntó la Dra. Jill Waibel, dermatóloga de Miami.

"Sabemos que la nicotina y todos los demás compuestos descomponen al colágeno y a la elastina", dos componentes importantes de una piel sana, dijo Waibel. "Hace casi una década que sabemos que las personas que fuman tienen unas arrugas y un envejecimiento prematuros".

Se sabía que la nicotina aumenta el riesgo de cáncer de piel y ralentiza la capacidad de la piel de sanar las heridas, añadió.

"Cualquier cirujano le dirá que si se somete a una cirugía mayor, si fuma su piel no sanará", indicó Waibel.

El vapor que se inhala también puede predisponer a la boca a una variedad de lesiones orales, reportaron los investigadores.

"Usualmente esto se debe a que los cigarrillos electrónicos ralentizan la respuesta inmunitaria en la boca, lo que puede conducir a un crecimiento excesivo de bacterias y hongos", explicó Ashack.

Esto puede incluir a una afección llamada lengua negra vellosa, en que la lengua adopta una apariencia oscura y peluda debido a las células muertas, que son decoloradas por los gérmenes que se han acumulado. Un estudio encontró que los usuarios de cigarrillos electrónicos sufren de lengua negra vellosa con una mayor frecuencia que los fumadores de cigarrillos, anotaron los investigadores.

También se sabe que usuarios de cigarrillos electrónicos han desarrollado parches blancos en forma de encaje en las encías, la lengua o la parte interior de las mejillas, una afección conocida como reacción liquenoide oral, según el informe. Los vapeadores también pueden desarrollar candidiasis oral, provocada por un crecimiento excesivo del hongo cándida en la boca.

La investigación sobre estos efectos continúa, pero esos esfuerzos se han visto impedidos por la falta de regulación de los cigarrillos electrónicos por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU., lamentó Ashack.

"Ni siquiera sabemos cuáles son las sustancias de ciertos sabores", dijo Ashack. "En realidad no sabemos qué contienen".

Hasta que se sepa más, las personas deben evitar el vapeo, aconsejó Waibel. Las personas que abandonen el tabaquismo tradicional deben probar otras terapias de reemplazo de la nicotina que se ha probado que son seguras, aconsejó.

"Inicialmente, se pensaba que los cigarrillos electrónicos ayudarían a las personas a dejar de fumar. Creo que ahora los datos muestran que las personas que usan cigarrillos electrónicos siguen fumando cigarrillos regulares", señaló Waibel. "Si esa era la meta, creo que en realidad no sucedió".

La revisión se publicó en una edición reciente de la revista Journal of the American Academy of Dermatology.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. tienen más información sobre los cigarrillos electrónicos.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Kurt Ashack, M.D., dermatology resident, University of Illinois at Chicago; Jill Waibel, M.D., dermatologist, Miami; October 2019, Journal of the American Academy of Dermatology

Last Updated: