When Kids Return to School: Replay Our June 5 HDLive! Stream

Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

La popularidad del vapeo se dispara, mientras nuevos datos apuntan a riesgos cardiacos

In English

Por
Reportero de HealthDay

MIÉRCOLES, 18 de marzo de 2020 (HealthDay News) -- El uso de los cigarrillos electrónicos está en aumento, lo que pone a más estadounidenses en riesgo de daño de los vasos sanguíneos y enfermedad cardiaca, según tres nuevos estudios.

En el primer estudio, los investigadores encontraron que casi 1 de cada 20 adultos utiliza cigarrillos electrónicos.

"Nuestro estudio podría tener importantes implicaciones de salud pública y ramificaciones para las estrategias educativas dirigidas a varios segmentos de la población, para informarles de los efectos y riesgos de salud asociados con el uso de los cigarrillos electrónicos", señaló el autor principal, el Dr. Mahmoud Al Rifai, cardiólogo del Colegio de Medicina Baylor, en Houston.

Sus hallazgos se basan en una encuesta del gobierno de más de 930,000 adultos. De ellos, casi 29,000 dijeron que eran usuarios actuales de cigarrillos electrónicos, lo que equivale a casi 11 millones de adultos estadounidenses en total.

En general, el vapeo aumentó de un 4.3 por ciento en 2016 a un 4.8 por ciento en 2018.

El aumento fue llamativo entre las mujeres, dado que su uso actual de cigarrillos electrónicos aumentó de un 3.3 a un 4.3 por ciento. También aumentó de un 3.9 a un 5.2 por ciento entre las personas de 45 a 54 años, y de un 5.2 a un 7.9 por ciento entre los exfumadores.

La popularidad del vapeo también está aumentando entre los usuarios de tabaco no combustible. Su uso de los cigarrillos electrónicos se incrementó de un 9.2 por ciento en 2016 a un 16.2 por ciento en 2018, encontró el estudio.

Al Rifai sospecha que la tendencia refleja los esfuerzos de los fabricantes por mercadear los cigarrillos electrónicos como productos para dejar de fumar.

Por otro lado, dos estudios de la Universidad de California, en Los Ángeles (UCLA), encontraron que vapear quizá no sea tan inocuo como creen algunas personas.

De hecho, podría aumentar el riesgo de enfermedad cardiaca al provocar estrés oxidativo, un proceso que puede desencadenar un daño celular, comentaron los investigadores.

"Un estrés oxidativo elevado en personas jóvenes por lo demás sanas que vapeen podría predecir un aumento en el riesgo de enfermedad cardiovascular prematura", advirtió la Dra. Holly Middlekauff, una cardióloga de la UCLA que dirigió ambos estudios.

"Aunque los niveles fueron más bajos en los no fumadores, no se sabe si hay un nivel seguro de estrés oxidativo", apuntó. "Si usted no fuma cigarrillos de tabaco, no debería comenzar a usar cigarrillos electrónicos".

En los estudios de la UCLA, los investigadores compararon muestras de sangre de no fumadores, fumadores de tabaco y usuarios de cigarrillos electrónicos. El objetivo era buscar diferencias en las células inmunitarias y los marcadores de estrés oxidativo vinculados con la acumulación de placa en las arterias.

Encontraron que vapear provocaba los mismos cambios celulares y aumentos en el estrés oxidativo que el humo de los cigarrillos.

Los hallazgos de estos estudios se presentarán el miércoles durante una reunión en línea del Colegio Americano de Cardiología (American College of Cardiology). Las investigaciones presentadas en reuniones por lo general se consideran preliminares hasta que se publiquen en una revista revisada por profesionales.

La Dra. Eugenia Gianos es directora de Salud Cardiaca de las Mujeres del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

"Nunca pensamos que vapear fuera seguro, pero tenemos muchas sugerencias de que podría hacer más daño de lo que previmos", advirtió Gianos, que no participó en los estudios.

En específico, sospecha que el vapeo puede provocar enfermedad cardiaca, porque el estrés oxidativo causa inflamación, lo que puede dañar a las células del corazón.

Aunque los cigarrillos electrónicos no han existido suficiente tiempo como para que sepamos sus consecuencias a largo plazo, Gianos señaló que no hay que esperar 20 años para reconocer los peligros potenciales.

"Tenemos evidencias preocupantes de que los cigarrillos electrónicos conllevan importantes peligros", dijo. "Y podría haber muchos más efectos negativos que aún ni conocemos".

El vapeo ha provocado un daño pulmonar que ha hospitalizado y acabado con las vidas de personas en los últimos meses. Gianos añadió que los ingredientes de los cigarrillos electrónicos podrían provocar cáncer, y quizá conducir a peores resultados en la epidemia actual de coronavirus.

Más información

Para más información sobre el tabaquismo y la enfermedad cardiaca, visite el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Mahmoud Al Rifai, M.D., M.P.H., cardiology fellow, Baylor College of Medicine, Houston; Holly Middlekauff, M.D., cardiologist, University of California, Los Angeles; Eugenia Gianos, M.D., director, Women's Heart Health, Lenox Hill Hospital, New York City; online presentation, American College of Cardiology meeting, March 28, 2020

Last Updated: