Muchos pacientes con cáncer de pulmón no están obteniendo el mejor tratamiento, según un estudio

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

MIÉRCOLES, 10 de enero de 2018 (HealthDay News) -- La quimioterapia y la radiación son el estándar de atención médica del cáncer de pulmón microcítico que no se ha propagado a otras partes del cuerpo. Pero muchos pacientes no reciben estos tratamientos, indica un nuevo estudio.

Esta atención médica inferior a la óptima está reduciendo las tasas de supervivencia, según los investigadores del Centro Oncológico MD Anderson de la Universidad de Texas.

"Para mejorar el acceso a la atención médica y abordar las disparidades relacionadas con la misma, es crítico comprender las barreras a las que se enfrentan los pacientes cuando son tratados por un cáncer de pulmón", comentó el autor principal del estudio, el Dr. Stephen Chun, profesor asistente de oncología de la radiación.

El cáncer de pulmón microcítico es un tumor que crece con rapidez y que conforma hasta el 15 por ciento de los cánceres de pulmón, según la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society).

Con la esperanza de arrojar algo de luz sobre esas dificultades para el tratamiento, los investigadores analizaron la información en una base de datos nacional sobre el cáncer de más de 70,200 pacientes con cáncer de pulmón microcítico. Se centraron en los obstáculos sociales y económicos con los que se enfrentaban al buscar tratamiento. También evaluaron sus tasas de supervivencia.

Aproximadamente el 56 por ciento de estos pacientes recibieron quimioterapia y radioterapia como terapia inicial. Aproximadamente el 20 por ciento solo recibieron quimioterapia, y el 3.5 por ciento solo recibieron radioterapia. Otro 20 por ciento no recibieron ninguno de los dos tratamientos, según el estudio.

La mitad de los pacientes que recibieron quimioterapia y radioterapia sobrevivieron más de 18 meses. Recibir solo la quimioterapia redujo la supervivencia mediana a casi 11 meses, y la radioterapia sola redujo la supervivencia mediana a poco más de 8 meses.

No recibir ninguno de los tratamientos resultó en unos peores resultados.

"Entre el grupo de pacientes que no recibieron quimioterapia ni radioterapia, el pronóstico fue lúgubre, con una supervivencia mediana de solo 3 a 4 meses", dijo Chun en un comunicado de prensa del centro oncológico.

Los investigadores encontraron que el tratamiento en un centro no académico, la falta de seguro o el seguro de Medicare/Medicaid se asociaron con una atención médica inferior a la óptima.

Los pacientes con Medicare o Medicaid recibieron quimioterapia con la misma frecuencia que los que tenían un seguro privado, pero eran mucho menos propensos a someterse a la radioterapia, encontró el estudio.

Y los pacientes sin seguro eran menos propensos a recibir quimioterapia o radioterapia.

"Hay programas de acceso dirigidos que proporcionan un reembolso competitivo por la administración de la quimioterapia, y nuestros hallazgos sugieren que estos programas han mejorado el acceso a la quimioterapia", dijo Chun. "Pero estos programas no dan asistencia financiera para la radioterapia, lo que en parte podría explicar por qué los pacientes con Medicare y Medicare eran menos propensos a recibir la radioterapia".

Los autores del estudio enfatizaron que el tratamiento adecuado es crítico para los pacientes con cáncer de pulmón microcítico. Animan a los pacientes a defenderse para asegurarse de que reciben el mejor tratamiento posible.

El estudio apareció en la edición del 4 de enero de la revista JAMA Oncology.

Más información

La Sociedad Americana Contra El Cáncer ofrece más información sobre el cáncer de pulmón microcítico.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: University of Texas MD Anderson Cancer Center, news release, Jan. 4, 2018

--

Last Updated: