Observan una relación entre la enfermedad de las encías y el cáncer de páncreas

Los expertos dicen que es otra razón más para practicar una buena higiene dental

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

Por
Reportero de Healthday

MARTES 16 de enero (HealthDay News/HispaniCare) -- Según una investigación reciente de la Facultad de medicina de Harvard en la que participaron más de 51,000 hombres, tener enfermedad periodontal o de las encías podría aumentar el riesgo de tener cáncer de páncreas.

"Los hombres que habían informado tener enfermedad periodontal tenían un riesgo 64 por ciento superior de cáncer de páncreas [o eran 1.6 veces más propensos a tenerlo] en comparación con los que no habían tenido enfermedad periodontal", aseguró Dominique S. Michaud, autora líder del estudio.

El estudio ofrece la primera evidencia contundente de que la enfermedad de las encías podría aumentar el riesgo de cáncer de páncreas, agregó Michaud, que es profesora asistente de epidemiología de la Facultad de salud pública de Harvard en Boston.

Su equipo publicó los hallazgos en la edición del 17 de enero del Journal of the National Cancer Institute.

Dos estudios anteriores han descubierto una relación entre la pérdida de los dientes o la inflamación de las encías y el cáncer de páncreas, aseguró Michaud. Aún así, en uno participaron sólo fumadores y en el otro no hubo control sobre el uso del tabaco para el análisis. Ambos factores son conocidos porque aumentan el riesgo de cáncer de páncreas.

El páncreas, una glándula ubicada detrás del estómago, fabrica el jugo pancreático, que ayuda a descomponer las grasas y las proteínas de los alimentos. La glándula también produce insulina, una hormona que ayuda a regular el azúcar en la sangre.

En su estudio de 16 años, Michaud y sus colegas les dieron seguimiento a 51,529 hombres que participaron en el Health Professional Follow-Up Study, que comenzó en 1986. Los investigadores tuvieron en cuenta los efectos del tabaquismo.

"Nuestro estudio era prospectivo de profesionales de la salud", dijo Michaud. "No eran médicos sino odontólogos, podólogos y veterinarios".

También calcularon el riesgo de cáncer de páncreas entre fumadores y no fumadores.

"Entre los hombres que nunca habían fumado, la enfermedad periodontal los condujo a un doble de probabilidades de tener cáncer de páncreas", sostuvo Michaud. Eso ayudó a convencer a los investigadores de que la enfermedad periodontal y el cáncer de páncreas estaban relacionados.

Aún así, el mecanismo que subyace tras esta relación es desconocido, aclaró Michaud. A pesar de que su equipo halló una relación, no sea comprobado que sea de causa y efecto.

Una explicación posible es que la inflamación causada por la enfermedad de las encías fomenta de alguna manera el cáncer de páncreas.

"Los pacientes de enfermedad periodontal tienen mayores niveles en la sangre de la proteína C reactiva, un marcador de inflamación que se ha relacionado con la enfermedad cardiaca", agregó Michaud. "La enfermedad periodontal también se ha relacionado con la enfermedad cardiaca en algunos estudios". La inflamación podría contribuir de alguna manera a la estimulación de células cancerosas, agregó.

Los hombres del estudio tenían enfermedad grave de las encías, del tipo que puede conducir a la pérdida de los dientes, anotó.

La Dra. Eva Schernhammer, profesora asistente de medicina de la Facultad de medicina de Harvard, quien no participó en el estudio, aseguró que los resultados eran interesantes.

"El cáncer de páncreas es una de esas enfermedad sobre las que sabemos muy poco", dijo. "Cuando se contrae, la supervivencia es muy baja".

Esta investigación "confirma que la inflamación podría tener una función importante en el cáncer de páncreas", dijo.

Según Michaud, los hallazgos también deberían "darle a los consumidores otra razón más para cuidar muy bien de sus dientes y de su salud oral. Me parece que ese es realmente el mensaje, aunque no sabemos si la relación sea causal".

Aún así, agregó, "los pacientes de enfermedad periodontal grave no deberían preocuparse de que les vaya a dar cáncer de páncreas. Es una enfermedad espantosa, pero poco común".

Según la American Cancer Society, 33,730 estadounidenses adquirieron cáncer de páncreas en 2006 y más de 32,000 murieron por su causa.

Más información

Para aprender más sobre el cáncer de páncreas, visite la American Cancer Society.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare

FUENTES: Dominique S. Michaud, Sc.D., assistant professor, epidemiology, Harvard School of Public Health, Boston; Eva S. Schernhammer, M.D., Dr.P.H., assistant professor, medicine and public health, Harvard Medical School and School of Public Health, Boston; Jan. 17, 2007, Journal of the National Cancer Institute

Last Updated: