A las pacientes de ataque cardiaco de sexo femenino les va mejor si la médica de emergencias es una mujer

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

Por
Reportero de HealthDay

LUNES, 6 de agosto de 2018 (HealthDay News) -- Es significativamente más probable que las mujeres sobrevivan a un ataque cardiaco si su médica de emergencias es una mujer, revela una investigación reciente.

El hallazgo proviene de un estudio de dos décadas de datos sobre casi 582,000 pacientes de ataque cardiaco admitidos a hospitales en el estado de Florida entre 1991 y 2010.

Y la investigación mostró que la diferencia sexual entre los pacientes tratados por médicas fue de apenas alrededor de un 0.2 por ciento: un 11.8 por ciento de los hombres fallecieron, frente a más o menos un 12 por ciento de las mujeres. Pero el tratamiento de parte de médicos de sexo masculino triplicó la diferencia, hasta un 0.7 por ciento: un 12.6 por ciento de los hombres murieron, en comparación con un 13.3 por ciento de las mujeres.

"Muchos trabajos anteriores sugieren que las mujeres son más propensas a fallecer durante [un ataque cardiaco] por una variedad de motivos", anotó Brad Greenwood, autor principal del estudio.

No está claro exactamente por qué, añadió.

Las investigaciones anteriores sugieren que los pacientes en general se comunican mejor con los cuidadores del mismo sexo. Esto podría significar que "las pacientes de sexo femenino se sienten más cómodas abogando por sí mismas con una médica mujer", o que "los médicos de sexo masculino no captan todas las pistas que necesitan para realizar el diagnóstico" cuando gestionan a las pacientes de sexo femenino, planteó.

Otro factor posible podría ser que las pacientes de ataque cardiaco de sexo femenino llegan al hospital con síntomas específicos según el sexo que las médicas que son mujeres reconocen con mayor facilidad, añadió Greenwood. O que los médicos de sexo masculino simplemente son menos rápidos al diagnosticar los ataques cardiacos entre las mujeres porque creen que un ataque cardiaco es "una afección prototípica 'masculina'".

Greenwood es profesor asociado de ciencias de la información y de las decisiones en la Facultad de Administración Carlson de la Universidad de Minnesota en Twin Cities, en Minneapolis.

Los hallazgos de su equipo aparecen en la edición en línea del 6 de agosto de la revista PNAS.

Durante el periodo del estudio de casi dos décadas, ocurrieron unos 1.3 millones de ataques cardiacos entre los 20 millones de residentes de Florida. Los ataques cardiacos son actualmente la principal causa de muerte entre los estadounidenses de ambos sexos a lo largo del espectro económico, y conforman ahora alrededor de una cuarta parte de todos los fallecimientos en Estados Unidos, anotaron los investigadores.

Y como los ataques cardiacos ocurren de repente, los pacientes raras veces pueden elegir a su médico, ni el sexo de su médico, cuando llegan al departamento de emergencias.

El estudio encontró dos factores que parecieron "proteger" a los pacientes de un peor pronóstico cuando eran tratados por un médico de sexo masculino. Por un lado, las tasas de supervivencia aumentaron en los departamentos de emergencias que tenían un porcentaje general más alto de médicas de sexo femenino, aunque el médico tratante fuera un hombre. Y los investigadores encontraron que mientras mayor era la experiencia de un médico de sexo masculino en el tratamiento de las pacientes de ataque cardiaco de sexo femenino, mejores eran los resultados del tratamiento.

La Dra. Nieca Goldberg, vocera de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association), anotó que varios factores podrían tener algo que ver. Uno es que tal vez los médicos no estén invirtiendo el tiempo para darse cuenta de que los hombres y las mujeres podrían tener síntomas distintos, y que las mujeres podrían tener unos síntomas más sutiles, dijo.

Goldberg también apuntó que el sexo afecta al estilo de comunicación, "y la comunicación (obtener el historial médico) es muy importante para llegar a un diagnóstico preciso".

Además, sugirió, "quizá haya algún sesgo inconsciente, o tal vez las médicas que son mujeres pasan más tiempo con los pacientes. Es algo que se debe estudiar".

Goldberg es directora del Centro de Salud de las Mujeres de la NYU, en la ciudad de Nueva York.

Más información

Para más información sobre el sexo y la enfermedad cardiaca, visite la Asociación Americana del Corazón.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTES: Brad N. Greenwood, Ph.D., associate professor of information and decision sciences, Carlson School of Management, University of Minnesota, Minneapolis; Nieca Goldberg, M.D., American Heart Association spokesperson, and director, NYU Center for Women's Health, New York City; Aug. 6, 2018, PNAS, online

Last Updated: