Una enzima aplica los frenos a un pulso acelerado, según plantea un estudio

Los hallazgos podrían conducir a mejores tratamientos para afecciones cardiacas comunes

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

LUNES 14 de mayo (HealthDay News/HispaniCare) -- Una enzima conocida como Pak 1 actúa como la célula marcapasos del corazón para ralentizar un puso acelerado, según un estudio realizado por científicos estadounidenses y británicos.

Una sola célula del corazón humano, la célula "marcapasos", controla los latidos de este órgano. La célula ajusta el pulso para aumentar o reducir el flujo de sangre por el organismo según qué actividades se estén realizando, como hacer ejercicio, comer o dormir.

En el estudio, los investigadores demostraron que la enzima Pak 1, presente en altas concentraciones en el corazón, reduce la acción de la adrenalina y las sustancias químicas parecidas a ésta en la célula marcapasos para ponerle los frenos a un pulso acelerado.

"La enzima actúa a través de los canales del calcio y el potasio, que sabemos que tienen una función fundamental para la generación y regulación de la actividad marcapasos", aseguró en una declaración preparada Yunbo Ke, primer autor y profesor asistente de investigación de fisiología y biofísica de la Universidad de Illinois en Chicago (UIC).

El estudio aparece en la edición del 11 de mayo del boletín Circulation Research.

"Aunque la adrenalina y otros mecanismos que aceleran el pulso se han estudiado muy bien, los mecanismos que podrían actuar como freno no se entienden muy bien", aseguró en una declaración preparada R. John Solaro, investigador principal, profesor universitario distinguido y director del Centro de investigación cardiovascular, y jefe de fisiología y biofísica de la UIC.

"La identificación de este mecanismo molecular desconocido anteriormente para reducir el pulso podría ofrecer nuevas vías de diagnóstico, diseño de medicamentos y tratamiento de mucosa enfermedades cardiacas comunes", sostuvo Solaro.

Anotó que las perturbaciones en el control marcapasos son comunes en la enfermedad cardiaca y pueden causar arritmias mortales y accidente cerebrovascular. El tratamiento actual de la arritmia consiste en la destrucción del tejido que rodea una célula marcapasos defectuosa y la implantación de un marcapasos mecánico.

Ke también anotó que "ahora que sabemos algo sobre cómo funciona esta enzima en la célula marcapasos, podríamos descubrir que tiene que ver con la regulación de otros procesos, sobre todo en el cerebro, en donde también se expresa en altos niveles".

Más información

El U.S. National Heart, Lung, and Blood Institute tiene más información acerca de la arritmia.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare

FUENTE: University of Illinois at Chicago, news release, May 11, 2007

--

Last Updated: