Se estabilizan la tasas de insuficiencia renal

Pero un informe gubernamental anota que las disparidades raciales persisten

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

MARTES 11 de octubre (HealthDay News/HispaniCare) -- De acuerdo con un estudio gubernamental reciente, las tasas de casos de insuficiencia renal en los Estados Unidos se han estabilizado tras dos décadas de crecimiento anual.

Sin embargo, el U.S. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK) informa también que siguen existiendo disparidades raciales considerables en las tasas de insuficiencia renal entre estadounidenses negros y blancos.

Para 2003, la tasa de nuevos casos de insuficiencia renal era de 338 por 1 millón de personas, ligeramente inferior a la de 2002. El incremento promedio anual ha sido de menos del 1 por ciento desde 1999, en comparación con el incremento promedio anual de 5 por ciento en la década anterior.

La tendencia a cuatro años de 1999 a 2003 hace que los investigadores estén prudentemente optimistas sobre la estabilización de la tasa. Un control cuidadoso de la presión arterial y la diabetes, así como el lanzamiento de programas gubernamentales y privados para incrementar el conocimiento y mejorar al atención, y la terapia de medicamentos fueron citados como los factores que han contribuido a dicha estabilización.

El informe resaltó que la diabetes y la presión arterial elevada siguen siendo las principales causas de la insuficiencia renal. Son responsables del 44 y 28 por ciento de todos los nuevos casos, respectivamente. Si bien las tasas de nuevos casos de insuficiencia renal relacionados con la diabetes entre los blancos menores de 40 años son las más bajas desde finales de los ochenta, no se han producido cambios entre los negros del mismo grupo de edad.

Aunque la prevención de la insuficiencia renal, y la mejora de la salud y la supervivencia de las personas con la enfermedad han tenido éxito, más estadounidenses que nunca desarrollan y viven con la insuficiencia renal, según el informe. Eso se debe a una población en crecimiento y más vieja.

En 2003, cerca de 537,000 personas en los Estados Unidos recibieron diálisis o un trasplante de riñón, a un costo de $18.1 mil millones para Medicare y otros $9.2 mil millones para las aseguradoras privadas y pacientes. Se estima que otros 10 millones de personas padecen de enfermedad renal temprana y la mayoría no están conscientes de ello.

Los hallazgos serán presentados el próximo mes en la reunión anual de la American Society of Nephrology.

Más información

La American Academy of Family Physicians tiene más información sobre la insuficiencia renal.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare

FUENTE: U.S. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases, news release, Oct. 10, 2005

--

Last Updated: