El Embarazo, Semana 40

Por Chris Woolston, M.S.

Su bebé casi ha alcanzado su tamaño máximo dentro del útero. Mide más de 21 pulgadas de largo de la cabeza a los pies y pesa alrededor de 7,5 libras.

Si bien aún está unido al cuerpo suyo, el bebé ya es una persona aparte. Tiene memoria propia, y reconoce sonidos y sabores. Sabe lo que le gusta (mascarse la mano, patear) y lo que no le gusta (estar todo apretujado, sin poder moverse). Tiene en su haber más de 70 reflejos diferentes que le ayudarán a sobrevivir en el mundo exterior. Por ejemplo, ya sabe qué hacer cuando su boca roce un pezón. También sabe que al lloriquear alguien lo atenderá. Lo único que necesita ahora es un poco de aire en sus pulmones y alguien que le escuche.

Tan pronto como nazca, el nivel de desarrollo del bebé será puesto a prueba -- mediante la prueba de Apgar, para ser más exactos. En su primer minuto de vida, un médico, enfermera o partera le hará al bebé una evaluación, dándole un puntaje entre 0 y 2 en cinco categorías diferentes: frecuencia cardíaca, respiración, tono muscular, color de la piel y reflejos. A los cinco minutos de haber nacido, el examen se repetirá.

No se alarme si su bebé no recibe un puntaje perfecto de 10. Muy pocos bebés lo logran. En la valoración Apgar, se considera normal un puntaje total de 7 o más. Es posible que su bebé tenga un puntaje algo menor si nace prematuro y si el parto es particularmente complicado. La mayoría de los niños que al nacer reciben un puntaje Apgar bajo resultan ser completamente sanos. La prueba de Apgar se repite a los cinco minutos porque es común que los bebés estén un poco aturdidos inmediatamente después de nacer y a veces tardan unos minutos en animarse. Los resultados de esta segunda valoración ayudarán a predecir mejor cuánto cuidado o intervención requerirá el recién nacido.

La prueba de Apgar, desarrollada por la obstetra Virginia Apgar hace más de 50 años, no puede predecir si un niño tendrá alguna discapacidad. En cambio, sí ayuda a identificar a los bebés que podrían necesitar cuidado médico inmediato. También permite predecir con bastante exactitud la viabilidad del bebé, especialmente en casos de bebés prematuros.

La verdadera medida del estado de salud de su bebé se verá en las siguientes semanas y meses. Observe como crece, siga su progreso, y llévelo al pediatra para sus chequeos de rutina.

-- Chris Woolston, MS, Master en biología, escribe sobre temas relacionados con la salud y las ciencias. Actualmente se desempeña como editor colaborador de Consumer Health Interactive y anteriormente escribió para la revista Hippocrates. Sus artículos también han aparecido en Time, Inc. Health y en el Chronicle of Higher Education.

Referencias

Campbell, Stuart, MD. Watch Me Grow. St. Martins Griffin.

Curtis, Glade, MD. Your Pregnancy Week by Week, 5th edition. Da Capo Press.

American Academy of Family Physicians. Pregnancy Calendar.

Casey, BM et al. The continuing value of the Apgar score for the assessment of newborn infants. New England Journal of Medicine. 344(7): 467-471.

Last Updated: