¿Por fin está a la vista una escurridiza prohibición total del asbesto en EE. UU.?

In English

Por
Reportera de HealthDay

JUEVES, 11 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Una nueva norma del gobierno de EE. UU. sobre el asbesto es, en el mejor de los casos, una medida inútil contra el material cancerígeno, según los críticos.

La norma, establecida por la Agencia de Protección Ambiental (EPA) de EE. UU., entró en vigor en junio. La agencia afirma que se diseñó para fortalecer unas protecciones de salud pública de décadas de antigüedad.

Pero dos exfuncionarios gubernamentales señalaron que la norma no hace nada por abordar el uso continuo de asbesto en Estados Unidos. En el peor de los casos, plantearon, en realidad crea "tecnicismos" que, en teoría, podrían ampliar el uso del asbesto en el futuro.

En un artículo publicado en la edición en línea del 10 de julio de la revista New England Journal of Medicine, los autores piden que en su lugar haya una prohibición completa del material.

"Más de 60 países han prohibido el asbesto", apuntó el coautor, Richard Lemen, exsubdirector del Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional de EE. UU. "Hace mucho que EE. UU. debería de haberse puesto al corriente con el resto del mundo, sobre todo dado que hay alternativas para el asbesto".

El asbesto es un mineral que existe de forma natural como manojos de fibras. Durante décadas, se extrajo y se usó en muchas industrias, debido a su fuerza y a su resistencia al calor y al fuego. Se incluía en todo, desde el cemento, los techos y los mosaicos, hasta el aislamiento y los materiales a prueba de fuego, las pinturas, los revestimientos y los adhesivos, según el Instituto Nacional del Cáncer (NCI) de EE. UU.

"Y ha sido un desastre provocado por el hombre de 100 años de duración", aseguró Linda Reinstein, presidenta de la Organización de Concientización Sobre la Enfermedad del Asbesto (Asbestos Disease Awareness Organization), una organización sin fines de lucro.

La buena noticia es que hay una prohibición total a la vista, apuntó Lemen: el proyecto de ley "Prohíban el Asbesto Ahora" Alan Reinstein (Alan Reinstein "Ban Asbestos Now"), que lleva el nombre del esposo fallecido de Linda Reinstein, se encuentra ahora ante ambas cámaras del Congreso.

Reinstein dijo que cuenta con respaldo de ambos partidos, y que se siente "muy optimista" sobre las probabilidades de que sea aprobada.

¿Cómo hace daño el asbesto? Respirar las minúsculas fibras del asbesto puede provocar inflamación y cicatrices en los pulmones, y aumentar el riesgo de letales cánceres de pulmón, garganta y ovarios.

Actualmente, dijo Lemen, la mayoría de los estadounidenses que fallecen por enfermedades relacionadas con el asbesto se expusieron hace años o, se exponen regularmente (en el trabajo) a asbesto instalado hace décadas.

Las personas en ciertos trabajos tienen un riesgo más alto, según el NCI. Esto incluye a los trabajadores de la construcción y de la demolición, los trabajadores de astilleros y los bomberos.

Sin duda, el uso de asbesto en Estados Unidos se ha desplomado desde los 60.

Pero Lemen apuntó que una prohibición completa ha sido difícil de lograr. La EPA lo intentó en 1989, anotó, pero la prohibición fue anulada por las cortes.

En su lugar, la EPA pudo prohibir algunos usos específicos, mientras que la industria descartó los demás de forma gradual. Actualmente, persiste sobre todo en la industria cloroalcalina, que usa asbestos para producir lejía y soda cáustica.

La nueva norma de la EPA restringe 19 categorías de uso de asbesto, en productos como los mosaicos para el suelo, los techos y los adhesivos. Hace mucho que la industria abandonó todas esas aplicaciones. Pero no se incluyeron en la prohibición de 1989, y la EPA plantea que la nueva norma evitará que los fabricantes vuelvan a implementarlos.

Pero para el grupo de Reinstein y otros defensores medioambientales y de la salud, la norma es un gesto vacío. Reinstein cuestionó la idea de que los fabricantes desearían reintroducir un material que se abandonó hace mucho y que se sabe comúnmente que provoca muertes.

Describió la medida de la EPA como "una concesión, en lugar de darnos una prohibición".

No hace nada, afirmó, por controlar el uso restante más importante del asbestos, en la industria cloroalcalina.

La EPA no respondió a solicitudes de comentario.

En 2018, Estados Unidos importó unas 750 toneladas métricas de asbestos, según el Servicio Geológico de EE. UU. Se importa porque el asbesto ya no se extrae en el país.

¿De dónde proviene? De Rusia, uno de los principales productores de asbesto del mundo, anotó Lemen.

Para Reinstein, es "indignante" que la industria cloroalcalina haya hecho presión exitosamente para mantener el uso del asbesto vivo en Estados Unidos. "El asbesto no tiene ningún uso seguro ni controlado", advirtió.

Según Lemen, nada excepto una prohibición del asbesto es suficiente. En el peor de los casos, añadió, la nueva norma de la EPA deja una puerta abierta para su uso, dado que detalla un proceso de revisión mediante el cual las compañías pueden solicitar el uso del mineral tóxico.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre el asbesto.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTES: Richard Lemen, Ph.D., former deputy director, U.S. National Institute for Occupational Safety and Health, and former assistant surgeon general, U.S. Public Health Service; Linda Reinstein, president, Asbestos Disease Awareness Organization, Redondo Beach, Calif.; July 10, 2019, New England Journal of Medicine, online

Last Updated: