Asocian la cirugía de cataratas con que las personas mayores tienen menos accidentes de coche

In English

Por
Reportero de HealthDay

JUEVES, 28 de junio de 2018 (HealthDay News) -- Los datos de más de medio millón de personas mayores canadienses muestran que las tasas de accidentes de tráfico se reducen después de que los conductores se sometan a la cirugía de cataratas que necesitan.

El efecto fue relativamente modesto (aproximadamente una reducción del 9 por ciento), pero sugiere que "las mejoras en la función visual a partir de la cirugía de cataratas se asocian con una reducción de los riesgos de la conducción", según un equipo dirigido por el Dr. Matthew Schlenker, del Instituto del Ojo de Kensington, en Toronto.

Aunque el estudio no pudo demostrar causalidad, los resultados tienen sentido, dijo un especialista de los ojos.

"Los síntomas más habituales de las cataratas son la vista borrosa, la sensibilidad a la luz, el deslumbramiento, la pérdida visual y dificultad para ver de noche", dijo el Dr. Matthew Gorski, oftalmólogo en el Northwell Health en Great Neck, Nueva York.

Todos esos síntomas "pueden alterar de forma grave la seguridad de un paciente mientras conduce", dijo Gorski, que no participó en el estudio.

Tal y como explicaron los investigadores, entre el 60 y el 70 por ciento de los estadounidenses desarrollará una catarata (cuando el cristalino se nubla) en algún momento de su vida. La cirugía sigue siendo el único tratamiento viable, y cada año se realizan más de 3 millones de cirugías de cataratas en Estados Unidos.

¿Estos procedimientos tienen algún impacto en las tasas de accidentes de tráfico de los conductores con una edad avanzada? Para averiguarlo, el equipo canadiense observó los expedientes médicos y de conducción de más de 559,000 residentes de Ontario de a partir de 65 años de edad entre 2006 y 2016.

Los investigadores encontraron que las tasas de accidentes de tráfico se redujeron un promedio de un 9 por ciento el año siguiente a una cirugía de cataratas en comparación con los 3.5 años previos a la operación. Esta reducción fue más pronunciada (una caída del 14 por ciento) entre los conductores mayores de 75 años.

En particular, la cirugía de cataratas no tuvo ningún efecto en los accidentes de tráfico en los que el paciente era un pasajero o un peatón, sino solo cuando el paciente era el conductor.

En total, el equipo de Schlenker calculó que se prevendría un accidente de tráfico grave por cada 5,000 cirugías de cataratas.

Por su parte, Gorski dijo que el estudio debería recordar a los estadounidenses con una edad avanzada que "es importante para cualquier paciente que note un cambio en su vista que un oftalmólogo le realice un examen ocular. Este estudio reitera la importancia para todos los pacientes mayores de 40 años de realizar un examen ocular anual de forma rutinaria".

El Dr. Mark Fromer, oftalmólogo del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York, dijo que el nuevo estudio muestra que "la mejora de la vista como resultado de la cirugía de cataratas en la población anciana probablemente represente una reducción significativa en los costos económicos sociales, en las lesiones y en las muertes relacionadas con lesiones producidas en accidentes de tráfico".

Los resultados del estudio aparecen en la edición en línea del 28 de junio de la revista JAMA Ophthalmology.

Más información

Para más información sobre las cataratas, visite la Academia Americana de Dermatología (American Academy of Dermatology).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTES: Matthew Gorski, M.D., ophthalmologist, Northwell Health, Great Neck, N.Y.; Mark Fromer, M.D., ophthalmologist, Lenox Hill Hospital, New York City; June 28, 2018, JAMA Ophthalmology, online

Last Updated: