Algunos medicamentos y la conducción son una combinación peligrosa

In English

SÁBADO, 27 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Tenga cuidado con qué medicamentos toma antes de conducir.

La mayoría de los medicamentos no afectan la capacidad de conducir, pero algunos fármacos recetados y de venta libre pueden causar efectos secundarios que hacen que conducir sea inseguro, advierte la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU.

Esos efectos secundarios pueden incluir somnolencia/aletargamiento, vista borrosa, mareo, movimientos lentos, desmayos, incapacidad de concentrarse o prestar atención, náuseas y excitabilidad.

Algunos medicamentos pueden afectar su capacidad de conducción solo durante un periodo corto tras tomarlos, pero los efectos de otros pueden durar varias horas, o incluso hasta el día siguiente.

Las etiquetas de algunos medicamentos advierten que no se deben operar maquinarias pesadas al tomarlos, y eso incluye conducir un coche, señaló la FDA en un comunicado de prensa.

Hay varios tipos de medicamentos, o cualquier combinación de ellos, que pueden hacer que conducir u operar cualquier tipo de vehículo, ya sea un coche, un autobús, un tren, un avión o un barco, resulte peligroso.

Esos medicamentos incluyen a los analgésicos opioides; los ansiolíticos recetados (como las benzodiacepinas); los anticonvulsivos (antiepilépticos); los antipsicóticos; algunos antidepresivos; los productos que contienen codeína; algunos remedios para el resfriado y antialérgicos, como los antihistamínicos (tanto recetados como de venta libre); los somníferos; los relajantes musculares; los medicamentos para tratar o controlar los síntomas de diarrea o de mareo; las pastillas para la dieta; los medicamentos para "permanecer despierto" y otros medicamentos con estimulantes (como la cafeína, la efedrina, y la pseudoefedrina).

Además, nunca conduzca cuando ha combinado un medicamento con el alcohol, enfatizó la FDA.

Pregunte a su médico o farmacéutico sobre los efectos secundarios de los medicamentos, incluyendo los que interfieren con la conducción, y/o pida la información impresa sobre los efectos secundarios de cualquier medicamento nuevo.

Para gestionar o minimizar los efectos secundarios de los medicamentos que pueden afectar a la conducción, su proveedor de atención de la salud puede ajustar su dosis, ajustar la hora a la que toma el medicamento, o cambiar el medicamento a uno que provoque menos efectos secundarios, señaló la FDA.

Siempre siga las indicaciones de uso de un medicamento y lea las advertencias en el envase o en los folletos provistos por la farmacia.

Informe a su proveedor de atención de la salud sobre cualquier producto de salud que esté tomando, lo que incluye los productos recetados, de venta libre y herbales, y también sobre cualquier reacción que experimente.

No deje de usar un medicamento a menos que su médico se lo indique, añadió la FDA.

Más información

La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. ofrece más información sobre los medicamentos y la conducción.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTE: U.S. Food and Drug Administration, news release, July 18, 2019

--

Last Updated: