Your Mental Health Amid the Pandemic. Replay June 26 HD Live!

Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

El coronavirus ya se estaba propagando en EE. UU. en enero, según un estudio

In English

Por
Reportero de HealthDay

SÁBADO, 30 de mayo de 2020 (HealthDay News) -- Han surgido más evidencias de que el coronavirus de la COVID-19 estaba circulando en Estados Unidos hasta un mes antes del primer caso local confirmado en febrero, reportaron el viernes los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Un análisis genético de los casos tempranos sugiere que una sola línea de coronavirus importada de China comenzó a circular en Estados Unidos entre el 18 de enero y el 9 de febrero, seguida de varias importaciones desde Europa, según una investigación del Equipo de Respuesta a la COVID-19 de los CDC.

Esto significa que el nuevo coronavirus entró a Estados Unidos semanas antes del primer caso documentado de infección con la COVID-19 de origen desconocido, que fue un residente de California que cayó enfermo el 13 de febrero y que se confirmó el 26 de febrero, reportaron los investigadores.

Los datos "sugieren que en Estados Unidos ocurrió una transmisión comunitaria limitada del SARS-CoV-2 entre la segunda mitad de enero y principios de febrero, tras una importación del SARS-CoV-2 desde China", señala el informe.

Otros tres casos tempranos, de personas que no habían hecho viajes internacionales antes de su enfermedad, fortalecen a las evidencias genéticas, apuntaron los autores del estudio. Éstas incluyen:

  • Una mujer de California que cayó enferma el 31 de enero y que falleció el 6 de febrero.
  • Otro residente del mismo condado de California que murió en su casa entre el 13 y el 18 de febrero.
  • Una tercera persona que enfermó en un crucero de Pacific que salió de San Francisco el 11 de febrero.

Esos casos confirman "la circulación del virus a principios de febrero", según el informe.

Un análisis genético de las cepas tempranas de coronavirus en el estado de Washington también indica que surgieron de un ancestro común, que se estima que existió entre mediados de enero y principios de febrero, reportaron los investigadores.

La secuencia es coherente con el primer caso conocido relacionado con los viajes de COVID-19 en EE. UU., que ocurrió en un hombre que llegó a Seattle desde Wuhan, China, el 15 de enero, y que enfermó cuatro días más tarde, anotaron los autores del estudio.

Pero el rastreo de contactos que las autoridades de salud pública realizaron en ese caso fue muy concienzudo, y el hombre de Seattle al final no provocó otros casos documentados de COVID-19, creen los investigadores.

Aun así, basándose en las evidencias genéticas, los investigadores especulan que el hombre de Seattle quizá:

  • Haya infectado a otros que no desarrollaron síntomas de la COVID-19.
  • Haya transmitido el virus a otros antes de desarrollar síntomas, y esos contactos no se identificaron mediante el rastreo.
  • Haya sido acompañado en su vuelo de vuelta a casa por al menos una persona más que estuviera infectada con el coronavirus.

También es posible que las cepas del coronavirus del estado de Washington fueran "importadas a Estados Unidos por otra persona desconocida más o menos al mismo tiempo", añadieron los investigadores.

Los hallazgos resaltan el hecho de que, en muchos casos, el coronavirus puede ser propagado por personas que muestran pocos o ningún síntoma, comentó el Dr. Robert Glatter, médico de medicina de emergencias en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

"La capacidad de transmisión tanto asintomática como presintomática provee una explicación de la rápida propagación del virus en la comunidad, antes de la detección clínica de síntomas", dijo Glatter, que no participó en el estudio.

Los hallazgos también subrayan la importancia de una respuesta de salud pública inmediata y agresiva en Estados Unidos ante cualquier epidemia futura en territorio extranjero, enfatizó.

"Los virus no conocen de fronteras", añadió Glatter. "En el futuro, debemos estar más atentos al considerar la rapidez con que el viaje global puede propagar una enfermedad respiratoria viral".

El informe aparece en la edición del 29 de mayo de la revista de los CDC, Morbidity and Mortality Weekly Report.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la COVID-19.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Robert Glatter, MD, emergency medicine physician, Lenox Hill Hospital, New York City; Morbidity and Mortality Weekly Report, May 29, 2020

Last Updated: