Your Mental Health Amid the Pandemic. Replay June 26 HD Live!

Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

Según las cifras, la COVID-19 nunca fue 'como una gripe'

In English

Por
Reportero de HealthDay

JUEVES, 14 de mayo de 2020 (HealthDay News) -- A principios de la pandemia del coronavirus, el Presidente Donald Trump anunció que los estadounidenses no debían preocuparse porque el nuevo coronavirus era "como una gripe".

Ahora, 1.4 millones de casos y más de 84,000 muertes por COVID-19 más tarde, un nuevo informe encuentra que la comparación nunca fue válida.

"Las autoridades públicas siguen haciendo comparaciones entre la mortalidad por la influenza estacional y por el SARS-CoV-2, intentando con frecuencia minimizar los efectos de una pandemia en desarrollo", escribieron el Dr. Jeremy Faust, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, y el Dr. Carlos del Rio, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Emory, en Atlanta.

Pero esto es como comparar "manzanas y naranjas", reportaron los médicos en un artículo que se publicó el 14 de mayo en la revista JAMA Internal Medicine.

Esto se debe a que los números que comparan a la COVID-19 con la gripe simplemente no concuerdan.

Por ejemplo, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. producen un conteo anual de las muertes provocadas por la gripe. Durante la temporada de gripe de 2018-2019 (que se consideró moderada), se cree que 34,200 estadounidenses fallecieron de complicaciones vinculadas con la gripe. En unas temporadas más fuertes de gripe, esa cifra puede aumentar. Por ejemplo, la temporada de 2017-2018 se vinculó con más de 61,000 fallecimientos.

Pero Faust y del Rio anotaron que confirmar que la gripe provocara la muerte de un paciente (y que no se tratara de otra afección subyacente) con frecuencia es difícil, de forma que hace mucho que los CDC publican sus cifras como "estimados calculados", no conteos reales de muertes según verifican los certificados de defunción.

Pero sí existe un número anual de muertes por la gripe verificadas, y es mucho más bajo que los estimados calculados.

Entre 2013 y 2019, "el número de muertes contadas por la influenza fue de entre 3,448 y 15,620 cada año", anotaron los autores del informe.

Al contrario, todas las muertes por la COVID-19 que han ocurrido en 2020 se han contado, no estimado.

Esto significa que el 14 de mayo, las más de 84,000 muertes por el coronavirus ya son 5.5 veces más numerosas que el conteo anual de muertes por la gripe más alto en los últimos siete años.

Esas proporciones se separan incluso más cuando se observan las muertes semanales.

"Las estadísticas sobre las muertes contadas sugieren que el número de muertes por la COVID-19 en la semana que acabó el 21 de abril fue entre 9.5 y 44.1 veces más alto que en la semana pico de las muertes contadas por la influenza que ocurrieron durante las siete temporadas de influenza anteriores en EE. UU.", señalaron Faust y del Rio.

Por último, simplemente no hay comparación entre la gripe y la COVID-19 cuando se trata de lo que el personal médico experimenta en primera línea.

"En algunos focos de la pandemia... los ventiladores han escaseado, y muchos hospitales han superado sus límites", anotaron ambos expertos. Esta abrumadora demanda en los hospitales "no ha ocurrido en EE. UU. ni siquiera en las peores temporadas de influenza".

Por último, dijeron, el conteo real de muertes de la COVID-19 podría ser incluso más alto que los estimados actuales, porque las muertes "indirectas" vinculadas con la pandemia no se incluyen. Éstas incluyen a muertes que ocurrieron porque personas con otras afecciones, a menudo letales, no pudieron recibir la ayuda que necesitaban porque los sistemas de atención de la salud se vieron abrumados por la COVID-19.

El Dr. Robert Glatter es un médico de emergencias que está trabajando en primera línea de la pandemia en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York. Se mostró de acuerdo con el nuevo informe.

"La conclusión es que cualquier comparación de la COVID-19 con la influenza estacional es inútil tanto respecto a los número y la transmisibilidad como a la gravedad de la enfermedad", señaló Glatter. "Debemos tener cuidado y no comparar a esos dos virus (en ningún caso) para no crear ninguna ilusión de que la COVID-19 sea como la gripe".

Esto no significa que la influenza no pueda cambiar algún día y hacerse igual de letal que la COVID-19, de forma similar a lo que ocurrió en la pandemia de gripe española de 1918, comentó Glatter. Se cree que ese brote acabó con las vidas de hasta 50 millones de personas en todo el mundo.

Pero, mientras tanto, la COVID-19 está aquí, y hay formas de combatirla.

"La gestión de la COVID-19 requiere vigilancia y un estricto cumplimiento del distanciamiento físico, el uso de protectores faciales y el cumplimiento de las órdenes de confinamiento en casa para reducir la transmisibilidad del virus", añadió Glatter. "Nuestras vidas dependen de ello"."

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre el nuevo coronavirus.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Robert Glatter, M.D., emergency physician, Lenox Hill Hospital, New York City; JAMA Internal Medicine, May 14, 2020

Last Updated: