How Masks Help Stop COVID-19: HD Live! This Friday at 2:30 PM ET

Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

La temporada pasada fallecieron 80,000 personas de gripe, y los expertos urgen vacunarse

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

Por
Reportero de HealthDay

JUEVES, 27 de septiembre de 2018 (HealthDay News) -- La influenza acabó con las vidas de un estimado de 80,000 estadounidenses en la temporada de gripe del invierno pasado, convirtiéndola en la temporada más letal en cuatro décadas, reportaron el jueves las autoridades de la salud de EE. UU.

Una cepa particularmente virulenta de la gripe, la H3N2, devastó a Estados Unidos en la temporada 2017-2018, provocando una cantidad récord de muertes y hospitalizaciones, muestran los datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Las tasas de vacunación también se redujeron el año pasado, lo que complicó el problema, ya que dejó a más personas vulnerables al virus, añadió el Cirujano General de EE. UU., el Dr. Jerome Adams.

"Esas dos cosas se combinaron para hacer que fuera una temporada de gripe particularmente mala", explicó Adams.

En una conferencia de prensa el jueves, Adams y otras autoridades de la salud pública urgieron a los estadounidenses a ponerse la vacuna anual contra la gripe, para protegerse tanto a ellos mismos como a las personas que los rodean.

El Dr. William Schaffner, director de la National Foundation for Infectious Diseases, señaló que "vacunarse es una acción de responsabilidad social. Al mismo tiempo que se protege usted mismo, también protege a quienes lo rodean".

La estimación de 80,000 personas que fallecieron de la gripe y sus complicaciones el invierno pasado equivalió a la cantidad más elevada de muertes estacionales desde que los CDC comenzaron a calcular la carga de mortalidad de la gripe estacional en 1976, declaró a CNN Kristen Nordlund, vocera de los CDC.

La peor temporada de gripe reciente registrada había sido la de 2012-2013, durante la cual fallecieron 56,000 personas. La gripe H3N2 también fue predominante en esa temporada.

Un récord de 180 niños fallecieron de la gripe durante la temporada de 2017-2018, superando las 171 muertes que ocurrieron en la temporada de 2012-2013, reportaron los CDC.

"Una gran mayoría de ellos no se habían vacunado", lamentó Adams. Durante la mayoría de las temporadas de gripe, 8 de cada 10 muertes pediátricas ocurren en niños que no se vacunan del todo contra la gripe.

Además, una cantidad que rompió récords de 900,000 hospitalizaciones fueron provocadas por la gripe durante la última temporada, lo que provocó una cobertura noticiosa de hospitales desbordados de personas enfermas.

La temporada de 2017-2018 es la primera que se ha clasificado como de alta gravedad en todos los grupos de edad, añadieron los CDC.

No ayudó que las tasas de vacunación se redujeran mientras Estados Unidos se enfrentaba a esta letal ola de gripe, dijeron expertos en infecciones.

Las vacunaciones generales se redujeron en un 1.1 por ciento, llegando a un 57.9 por ciento, frente a un 59 por ciento en la temporada anterior.

Más preocupantes fueron los declives en grupos específicos que son vulnerables a la gripe o que están en una posición de propagar el virus incluso más.

Menos niños de 6 meses a 4 años de edad recibieron la vacuna contra la gripe la temporada pasada, dijo Adams.

"Con frecuencia, esos niños son particularmente vulnerables a complicaciones graves si enferman, aunque antes hayan estado sanos", advirtió Adams.

Los niños pequeños también son importantes vectores para la propagación de la gripe en sus familias, lo que incluye a los abuelos, cuyos sistemas inmunitarios no son capaces de combatir al virus, explicó la Dra. Wendy Sue Swanson, jefa de innovación digital en el Hospital Pediátrico de Seattle, y madre de dos chicos pequeños.

"Los niños producen mucho moco y mucha saliva, y van a la escuela", apuntó Swanson. "Y cuando van a la escuela, comparten todas esas secreciones. Claro que son adorables y los queremos, pero son gran parte del motivo de que la gripe se propague por las comunidades".

También hubo una reducción en las tasas de vacunación entre las mujeres embarazadas en la temporada pasada de gripe, apuntaron los CDC.

Los sistemas inmunitarios de las mujeres están afectados, lo que las hace más vulnerables a la gripe, explicó la Dra. Laura Elizabeth Riley, directora de obstetricia, ginecología y enfermedades infecciosas en el Hospital General de Massachusetts, en Boston.

"Cuando las mujeres embarazadas tienen una fiebre realmente alta durante mucho tiempo, sabemos que la fiebre en realidad provoca defectos congénitos", apuntó Riley. "Eso es algo prevenible".

Y Adams añadió que las mujeres embarazadas que se vacunan contra la gripe también ayudan a proteger a sus bebés no nacidos. Los niños menores de 6 meses de edad no pueden recibir una vacuna contra la gripe, de forma que su única protección contra la gripe son los anticuerpos que sus madres les han pasado.

Swanson apuntó que "un niño que nace de una madre que está inmunizada tiene una reducción del 72 por ciento en las hospitalizaciones por la gripe en esos primeros meses de vida".

Hay varios tipos de vacuna disponibles, incluyendo un aerosol nasal, apuntaron el jueves las autoridades de salud pública.

Adams dio el ejemplo en la conferencia de prensa del jueves, al recibir la vacuna contra la gripe junto con el ex defensa de los Cleveland Browns, Joe Thomas, y el Dr. Scott Gottlieb, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la temporada de gripe de 2017-2018.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTES: Sept. 27, 2018, media briefing with: U.S. Surgeon General Jerome Adams, M.D., MPH; William Schaffner, M.D., director, U.S. National Foundation for Infectious Diseases; Wendy Sue Swanson, M.D., chief, digital innovation, Seattle Children's Hospital; Laura Elizabeth Riley, M.D., director, obstetrics and gynecology infectious disease, Massachusetts General Hospital, Boston

Last Updated: