La temporada de gripe de este año está resultando letal para los niños

In English

Por
Reportero de HealthDay

MIÉRCOLES, 22 de enero de 2020 (HealthDay News) -- Todavía está por verse qué tan mala o larga va a ser la temporada de gripe de este año. Pero una cosa ya está clara. Está resultando una temporada particularmente letal para los niños infectados.

En esta temporada de gripe, impulsada por una cepa de influenza a la que los niños podrían tener una vulnerabilidad particular, ya han muerto 39 niños, según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Tras ese número hay tragedias como esta:

  • Justo tras el día de Año Nuevo, la gripe acabó con la vida de Lacie Rian Fisher, una chica de 15 años de Canton, Carolina del Norte. Fisher era una adolescente sana y atlética sin problemas médicos preexistentes conocidos, pero todavía no se había inoculado con la vacuna contra la gripe de este año, reportó USA Today. Falleció apenas tres días tras enfermar.
  • El 9 de enero, Luca Calanni, de 9 años, se convirtió en el segundo niño en fallecer de la gripe en el estado de Nueva York. El chico, a quien le encantaban los deportes, murió tres días después de ser atendido por un médico por la gripe, según Buffalo News.
  • El 13 de enero, Paloma Olivia Harris, de 12 años, se convirtió en la cuarta niña en fallecer de la gripe en el estado de Tennessee, reportó el Daily Times del condado de Blount. Su obituario la describió como una "hermosa niña con mucho amor para dar".

E incluso cuando los niños muy enfermos sobreviven a la gripe, las secuelas pueden ser devastadoras. El mes pasado, Jade DeLucia, de 4 años, libró una batalla de dos semanas entre la vida y la muerte con la gripe, reportó USA Today. Sobrevivió, pero su enfermedad dejó a la chica de Iowa con un daño cerebral que le ha provocado una ceguera, al menos temporalmente.

Estas y otras tragedias deben recordar a los padres que "la enfermedad por la influenza es más peligrosa que el resfriado común para los niños", señaló la Dra. Alicia Fry, jefa de la rama de epidemiología y prevención de la división de la influenza de los CDC.

"Cada año, millones de niños enferman de gripe estacional", dijo, y "miles de niños son hospitalizados. Y, trágicamente, algunos niños mueren de la gripe".

Vuelve la influenza B

Según los CDC, hubo 187 muertes pediátricas relacionadas con la gripe en 2017-2018, y 143 en 2018-2019. Pero este año, las cifras de las muertes pediátricas son anómalamente altas.

El motivo podría tener algo que ver con la forma inusual en que esta temporada de gripe en particular se ha desarrollado. La gripe, explicó Fry, tiene dos cepas importantes: la A y la B. En general, las infecciones de la cepa A son más comunes al principio, seguidas más adelante en la temporada por una ola más pequeña de infecciones de la B. Pero este año, las infecciones de la B han dominado desde el principio.

"Hace muchos años que no teníamos tanto virus de la influenza B en circulación en este momento de la temporada de la gripe", observó Fry.

Esto es preocupante, dijo, porque los niños parecen ser particularmente vulnerables a la amenaza planteada por el virus B. De hecho, se sabe que 28 de los 39 niños que han muerto este año (incluyendo a Lacie Rian Fisher) contrajeron la cepa B.

No está claro del todo exactamente por qué la cepa B es un peligro pediátrico tan grande, anotó un experto en enfermedades infecciosas.

"La respuesta real es que en verdad no comprendemos por qué la influenza B afecta más a los niños que a los adultos", reconoció Richard Webby, del departamento de enfermedades infecciosas del Hospital Pediátrico de Investigación de St. Jude, en Memphis, Tennessee.

El motivo más probable es que el virus B no cambia tanto de un año a otro, dijo Webby, que también es miembro del Equipo de Composición de Vacunas de la Organización Mundial de la Salud.

Esto significa que los adultos adquieren de forma natural una mayor defensa contra la B que los niños, porque las personas de más edad se han expuesto a la B en años anteriores.

La vacunación es esencial

Entonces, ¿qué deben hacer los padres?

"No es demasiado tarde para vacunarse", enfatizó Huong McLean, científica investigadora del Centro de Epidemiología Clínica y Salud de la Población del Instituto de Investigación Clínica de Marshfield, en Marshfield, Wisconsin. "Con frecuencia, la temporada continúa hasta marzo y abril. La vacunación está altamente recomendada mientras haya virus en circulación".

McLean, Fry y Webby reconocieron que la efectividad de la vacuna puede variar de un año a otro, y sigue por verse qué tan efectiva será la vacuna de este año. Se espera que a finales de febrero haya datos tempranos sobre la efectividad de la vacuna contra la gripe de este año.

La vacuna tampoco es infalible. Luca Calanni contrajo la cepa A de la gripe a pesar de haberse inoculado.

Pero la vacuna sigue siendo la mejor defensa disponible para todos, tanto adultos como niños.

"La gripe puede ser una enfermedad muy grave, incluso en personas sanas, y la vacunación ofrece la mejor protección", enfatizó McLean. Los CDC recomiendan que todos los niños de a partir de 6 meses de edad reciban una vacuna contra la gripe.

Y "si usted o su hijo todavía no se han vacunado contra la gripe esta temporada, no es demasiado tarde para vacunarse", señaló Fry. "Todavía hay mucha gripe en circulación, y prevemos que la actividad seguirá elevada por varias semanas más".

Webby se mostró de acuerdo.

"A la temporada de gripe todavía le queda mucho tiempo", advirtió. "El año pasado, en realidad vimos dos 'mini' temporadas de gripe, una tras la otra. Si sucede lo mismo, lo que no está garantizado, la vacuna se recibiría a tiempo para el segundo pico".

Más información

Para más información sobre la vacuna contra la gripe, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Alicia Fry, M.D., MPH, chief, epidemiology and prevention branch, influenza division, U.S. Centers for Disease Control and Prevention, Atlanta; Huong McLean, Ph.D., MPH, research scientist, Center for Clinical Epidemiology and Population Health, Marshfield Clinic Research Institute, Marshfield, Wisc.; Richard Webby, Ph.D., member, infectious diseases department, St. Jude Children's Research Hospital, Memphis, Tenn., and member, vaccine composition team, World Health Organization

Last Updated: