Los estados deberían ayudar a las madres adolescentes con problemas, según una encuesta

In English

MARTES, 17 de abril de 2018 (HealthDay News) -- Las adolescentes embarazadas deberían recibir algún apoyo por parte de los estados siempre y cuando cumplan con ciertas condiciones, como por ejemplo tomar clases de crianza, según creen muchos adultos estadounidenses.

Ese es el hallazgo de una encuesta de más de 2,000 adultos en todo el país con hijos menores de 18 años.

"El embarazo en la adolescencia puede llevar a unas dificultades inesperadas que muchas familias quizá no sean capaces de superar por sí mismas", comentó Sarah Clark, codirectora de la Encuesta nacional sobre la salud de los niños del Hospital Pediátrico C.S. Mott de la Universidad de Michigan.

"Los adultos a los que encuestamos son padres; priorizan la salud de la adolescente embarazada y del bebé y reconocen que el costo de criar a un hijo es sustancial. La mayoría está de acuerdo en que el estado tiene un papel en el respaldo a las adolescentes embarazadas, pero se muestran reacios a dar una amplia responsabilidad al estado", dijo Clark.

La mayoría están a favor de ofrecer un respaldo relacionado con la salud a las adolescentes embarazadas y sus bebés. El 52 por ciento de están a favor de proporcionar fórmula infantil o asientos de coche, y el 42 por ciento creen que el estado debería proporcionar también los suministros para el bebé.

La gran mayoría dijeron que a las adolescentes embarazadas que reciben ayuda estatal se les debería requerir que atendieran a las visitas prenatales (el 90 por ciento), tomaran clases de crianza (el 88 por ciento), aceptaran realizar pruebas de drogas (el 85 por ciento), y terminaran la escuela secundaria (el 78 por ciento).

Siete de cada 10 encuestados dijeron que las adolescentes embarazadas deberían cumplir las 4 condiciones para recibir la ayuda estatal.

Clark dijo que las madres jóvenes podrían enfrentarse a obstáculos como la falta de transporte para las visitas prenatales, o no poder permitirse pagar una guardería mientras intentan terminar la secundaria.

"Un método razonado para implementar los requisitos para las adolescentes embarazadas sería esencial para que las consecuencias del no cumplimiento de los requisitos no afecten a los beneficios deseados para su salud y educación", dijo.

El 56 por ciento de los encuestados dijeron que los padres de las adolescentes embarazadas deberían ser responsables económicamente, y el 30 por ciento dijeron que deberían ser los grupos comunitarios y religiosos (no el estado) los que cuidaran de ellas.

Aunque 9 de cada 10 quieren que los estados hagan algo más para requerir un respaldo económico por parte del padre del bebé, muchos menos creían que su estado debería proporcionar una ayuda legal para obtener la cuota alimentaria del niño (el 53 por ciento) o la prueba de paternidad (el 44 por ciento).

Una número mayor de encuestados dijeron que el estado debería proporcionar los servicios de adopción (el 61 por ciento), en contraste con los servicios de aborto (el 26 por ciento).

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) ofrece más información sobre el embarazo en la adolescencia.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: University of Michigan, news release, April 16, 2018

--

Last Updated: