Follow Our Live Coverage of Covid-19 Developments

Los estadounidenses por fin están durmiendo un poco más

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

Por
Reportero de HealthDay

MARTES, 23 de enero de 2018 (HealthDay News) -- ¿Los estadounidenses agotados por fin están descansando?

Una nueva investigación sugiere que la gente está durmiendo unos cuantos minutos más por noche que antes.

"A lo largo de 14 años [de 2003 a 2016], los estadounidenses dormían 17 minutos más cada noche, equivalente a cuatro días completos más de sueño por año", comentó el investigador líder del estudio, el Dr. Mathias Basner, profesor asociado de la división de sueño y cronobiología de la Universidad de Pensilvania.

El equipo de Basner da el crédito de la tendencia a una mayor concienciación sobre la importancia del sueño. Una mejor concienciación ha llevado a unos mejores hábitos de sueño, como irse a la cama antes y no leer ni ver televisión ni usar smartphones u otros dispositivos en la cama.

Pero a pesar de esas modestas ganancias, un tercio de los estadounidenses siguen privados de sueño, lo que puede tener graves consecuencias para su salud, apuntó Basner.

Los estudios han mostrado que las personas privadas de sueño son más propensas a ser obesas y a tener hipertensión, diabetes, enfermedad cardiaca y declives en la función mental. Además, dijo Basner, la somnolencia diurna puede conducir a accidentes graves.

Para estar en el mejor estado de salud, los adultos deben dormir siete o más horas por noche de forma regular, señaló Basner.

Para dormir bien de noche, sugirió irse a la cama y levantarse según un horario regular. Además, mantenga la habitación oscura, tranquila, fresca y libre de distracciones, como la televisión, los libros, los smartphones y las computadoras.

"Básicamente, cuando entre en la habitación debe ser una señal para su cuerpo de que llegó la hora de dormir", planteó Basner. "La habitación es para dormir y para el sexo, nada más".

El informe proviene de una encuesta de más de 181,000 estadounidenses de a partir de 15 años de edad que participaron en la Encuesta del uso del tiempo de los estadounidenses, entre 2003 y 2016. Encontró que la mayoría de personas aumentaron su sueño en casi ocho horas al año a lo largo de los 14 años del estudio.

Específicamente, Basner y su colaborador David Dinges, profesor y jefe de la división de sueño y cronobiología de la Universidad de Pensilvania, encontraron que el sueño diario aumentó en 1.4 minutos en los días de semana y en 0.8 minutos los fines de semana cada año.

Aunque esto quizá no parezca un gran avance, Basner dijo que a lo largo de los 14 años, equivale a más de 17 minutos más de sueño cada noche, más de cuatro días completos de sueño cada año.

El aumento en el sueño se debió sobre todo a que las personas se van a la cama más temprano en la noche, y en menor grado a levantarse más tarde en la mañana, apuntó Basner.

La excepción respecto a dormir más son los desempleados, cuyo estrés podría estar reduciendo el tiempo que duermen, dijo.

Pero Basner dijo que las personas también son más conscientes de la importancia del sueño. Para probar ese punto, dijo que las búsquedas sobre el sueño en Google se han multiplicado por más de dos, y los trabajos científicos sobre las consecuencias de dormir muy poco aumentaron más de 10 veces entre 2003 y 2016.

Pero eso no prueba que la concienciación se haya traducido en más sueño, comentó Basner. Pero sí ofrece esperanzas de que campañas como el Proyecto nacional de concienciación sobre un sueño saludable de 2013, que fomentan un sueño saludable, quizá estén funcionando, planteó.

Sin embargo, el sueño es distinto para cada persona, apuntó el Dr. Rajkumar Dasgupta, vocero de la Academia Americana de Medicina del Sueño (American Academy of Sleep Medicine) y profesor asistente de medicina clínica en la Facultad de Medicina Keck de la Universidad del Sur de California.

Pero si tiene problemas para dormir y permanecer dormido, hay tratamientos disponibles, aseguró Dasgupta, que no participó en el estudio. Por ejemplo, la terapia cognitivo conductual puede ayudarle a formar unos buenos hábitos de sueño, dijo. Además, usted podría tener unas afecciones médicas tratables sin diagnosticar, como la apnea del sueño, que perturban su descanso nocturno, advirtió.

"El sueño es algo individual y complejo... no todo el mundo necesita dormir siete u ocho horas cada noche", dijo Dasgupta. "La clave es cómo usted funciona durante el día".

El informe aparece en una edición reciente en línea de la revista Sleep.

Más información

La Academia Americana de Medicina del Sueño ofrece consejos para dormir bien de noche.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTES: Mathias Basner, M.D., Ph.D., unit of experimental psychiatry, division of sleep and chronobiology, Perelman School of Medicine, University of Pennsylvania, Philadelphia, Rajkumar Dasgupta, M.D., spokesman, American Academy of Sleep Medicine, assistant professor, clinical medicine, Keck School of Medicine, University of Southern California, Los Angeles; Sleep, Jan. 8, 2018, online.

Last Updated: