Un estudio vincula la conducta en el kindergarten con los ingresos de por vida

In English

Por
Reportera de HealthDay

MIÉRCOLES, 19 de junio de 2019 (HealthDay News) -- Aunque parezca increíble, la forma en que su hijo actúa en kindergarten podría tener un impacto en su potencial de ingresos años más tarde, sugiere un estudio reciente.

Los investigadores canadienses encontraron que los chicos y las chicas cuyos maestros de kindergarten identificaron que no prestaban atención ganaban casi 1,300 dólares menos al año que sus compañeros que se concentraban más.

Además, los chicos que se identificó que eran más agresivos también ganaban menos, unos 700 dólares menos al año.

Por otro lado, los rasgos positivos también se veían recompensados en los chicos. Los chicos de kindergarten que mostraban más habilidades "prosociales" ganaban casi 500 dólares más cada año. Prosocial significa ayudar a los demás, ser considerado y estar dispuesto a formar parte de un equipo para los proyectos, según los investigadores.

"La asociación más potente que encontramos fue con la falta de atención en chicos y chicas. Eso nos sorprendió. Previmos que la agresividad crearía más problemas", comentó la autora del estudio, Sylvana Cote, profesora en la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Montreal.

Apuntó que cuando se identifica que un niño es inatento, es distraído y tiene dificultades para concentrarse. También tiene problemas para planificar el siguiente paso en sus tareas escolares. Cote dijo que estudios anteriores han encontrado que la falta de atención es un factor de riesgo potente de no graduarse de la escuela secundaria.

"En la adultez, los individuos que no prestan atención tienen más dificultades para planificar y tener cuidado con los temas financieros. Y conseguir un buen trabajo requiere de muchos tipos de planificación", explicó.

El estudio incluyó a 2,850 niños nacidos en 1980 o 1981 en Quebec. En kindergarten, se pidió a sus maestros que evaluaran la conducta de los niños. Cote dijo que el trastorno de déficit de atención era un diagnóstico en esa época, pero que no se hablaba tanto al respecto. Los maestros del estudio estuvieron atentos a ciertas conductas, como los problemas para prestar atención, y los calificaron según la frecuencia con que ocurrían: nunca, a veces o con frecuencia.

Entonces, se siguió a los niños a lo largo de tres décadas. El equipo del estudio controló los datos para tomar en cuenta factores como la inteligencia y la vida familiar.

Usando las declaraciones sobre la renta del gobierno, los investigadores encontraron que los hombres del estudio ganaban un promedio de 33,300 dólares, y las mujeres de 19,400 dólares. Pero lo que habían tenido problemas a los 6 años de edad ganaban menos.

Mientras más distinta era la conducta de un niño respecto a la de sus compañeros, más probable era que sus ingresos se vieran afectados, encontró el estudio.

Los investigadores estimaron que las diferencias en los ingresos vinculadas con conductas específicas podrían ser de hasta 77,000 dólares a lo largo de una carrera de 25 años.

Aunque el estudio no se enfocó en ese tema, los investigadores anotaron que las mujeres solo ganaban alrededor de un 70 por ciento respecto a los hombres en este grupo de personas, a pesar de una educación y unas experiencias similares. Cote dijo que este hallazgo amerita más estudios.

La investigación solo encontró una asociación, y no probó causalidad, de forma que Cote advirtió que los padres no deben pensar que su hijo inatento esté destinado a una vida de pobreza. En la mayoría de los niños, cualquier impacto en los ingresos sería pequeño. Además, los hallazgos representan a un grupo grande de niños, y no significa que ningún niño en particular tendrá problemas.

"Todos los grupos tienen ventajas y desventajas. Los niños inatentos podrían ser más felices si son menos competitivos. Los padres deben apreciar al hijo que tienen", sugirió Cote.

Pero también comentó que hay intervenciones conductuales que pueden ayudar a un niño a ser más atento y a concentrarse más.

"Hay intervenciones psicosociales. Los niños aprenden a concentrarse en una cosa a la vez. Pueden desarrollar buenos hábitos y estrategias para recordar, por ejemplo tener una lista de comprobación para ayudarlos a recordar lo que deben meter en la mochila. Los maestros pueden excluir las distracciones del aula. También hay intervenciones de aprendizaje de mindfulness", señaló.

Y en cuanto a los niños que todavía tienen problemas a pesar de las intervenciones psicosociales, Cote dijo que un niño de esas características requiere una "evaluación rigurosa", preferiblemente administrada por un neuropsicólogo, para determinar el alcance de la falta de atención.

El Dr. Andrew Adesman, jefe de pediatría del desarrollo y conductual del Centro Médico Pediátrico Cohen en New Hyde Park, Nueva York, dijo que "los hallazgos de este estudio son coherentes de varias formas con lo que otros estudios han encontrado".

Apuntó que no es sorprendente "que rasgos que son evidentes a los 6 años predigan hasta cierto punto los ingresos financieros 30 años después".

Pero Adesman añadió que, hoy en día, los niños en que se identifican problemas de la atención tienen más respaldo académico, oportunidades educativas y tratamientos médicos disponibles que los niños del estudio. Entonces, los resultados del estudio quizá no serían iguales en los niños actuales.

Los hallazgos se publicaron en la edición del 19 de junio de la revista JAMA Psychiatry.

Más información

La Asociación Americana de Psicología (American Psychological Association) ofrece más información sobre el tratamiento del trastorno de hiperactividad con déficit de atención.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTES: Sylvana Cote, Ph.D., professor, School of Public Health, University of Montreal, and researcher, University of Bordeaux, Canada; Andrew Adesman, M.D., chief, developmental and behavioral pediatrics, Cohen Children's Medical Center, New Hyde Park, N.Y.; June 19, 2019, JAMA Psychiatry

Last Updated: