Los perros mantienen las playas limpias persiguiendo a las gaviotas

In English

JUEVES, 31 de mayo de 2018 (HealthDay News) -- ¿Pueden los perros ayudar a evitar que las bacterias malas lleguen a las playas?

Un nuevo estudio sugiere que es posible. La E. coli que se propaga mediante las deposiciones de las gaviotas hace que se cierren las playas, pero unas patrullas de perros que perseguían a estas aves lograron que las playas permanecieran abiertas.

La bacteria puede ser propagada por otras aves y otros animales, incluso por los perros, pero las gaviotas son el principal culpable, indicaron los investigadores.

"Es importante fomentar el acceso a estas áreas naturales importantes", señaló Meredith Nevers, ecologista investigadora del Servicio Geológico de EE. UU. "Encontrar y eliminar la fuente de la E. coli, que es una razón para el cierre de las playas, puede llevar a que se cierren menos y a que haya más personas que vayan a la playa".

Para realizar el estudio, Nevers y sus colaboradores recogieron muestras de agua de las playas del Lago Michigan en Indiana en 2015 y 2016 en una zona que incluye al río Calumet.

"Esto se identificó como un área que generaba preocupación en 1987", dijo Nevers. "El área tenían una gran cantidad de contaminación, además de una gran cantidad de cierres de playas. El río Calumet es de gradiente bajo, lo que significa que su crecida normalmente no es muy rápida. Esto puede provocar que la contaminación se quede en un lugar, en lugar de ser arrastrada por la corriente del río hasta el Lago Michigan".

Los niveles de la E. coli son un factor en la determinación de si se cierra una playa. La E. coli quizá no sea la causa de los riesgos para la salud, pero su presencia puede indicar que en el agua hay gérmenes más nocivos, explicaron los investigadores.

Para evaluar el nivel E. coli, Nevers y su equipo observaron las heces de los animales. En todas las playas donde tomaron muestras, las gaviotas eran la mayor fuente de E. coli que llevó al cierre de las playas, descubrieron los investigadores.

Luego, los investigadores buscaron maneras de controlar la propagación de la E. coli. Llevaron patrullas de perros. Los perros patrullaron las playas desde la salida del sol hasta las 7 p.m. durante un mes en 2015 y desde junio a septiembre de 2016.

Las patrullas de perros redujeron la presencia de las gaviotas en casi un 100 por ciento. También redujeron la cantidad de veces al día que las gaviotas estaban presentes en o cerca de las playas en un 93 por ciento. Esto resultó en menos cierres de playas, reportaron los investigadores.

El informe aparece en la edición del 23 de mayo de la revista Journal of Environmental Quality.

Los perros fueron entrenados especialmente para hacer el trabajo de disuadir a las gaviotas, y sus cuidadores se aseguraron de que los perros "no dejaran ningún rastro", añadieron los investigadores en un comunicado de prensa de la revista.

Más información

Visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. para más información sobre la E. coli.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: Journal of Environmental Quality, news release, May 23, 2018

--

Last Updated: