Cómo calmar las rivalidades entre hermanos cuando se encienden

In English

Por
Reportero de HealthDay

MARTES, 7 de noviembre de 2017 (HealthDay News) -- La rivalidad entre hermanos (los celos y la competencia entre sus hijos) puede empezar incluso antes de que nazca el segundo bebé, según los expertos del Hospital Pediátrico C.S. Mott de la Universidad de Michigan.

El modo en que se relacionan los hermanos entre sí y con los padres puede cambiar a medida que pasan por las etapas de la niñez. Los niños pequeños que empiezan a afirmarse a sí mismos cuando un hermano agarra uno de sus juguetes. Los niños de la escuela primaria que han aprendido a compartir las cosas pueden comportarse mal si creen que un hermano menor (como puede ser un recién nacido) está obteniendo más atención que ellos. Los adolescentes que anhelan la independencia podrían sentirse resentidos por tener que cuidar a un hermano pequeño y mostrar su disconformidad con desaires al niño o a mamá y a papá.

Para acabar con la mala conducta de la rivalidad entre hermanos, dé a cada hijo una atención personalizada que sea significativa para él o ella. Eso podría hacerse jugando un juego de mesa con uno y sentarse junto con el otro para ver una película. También es importante compartir un tiempo familiar de calidad, como cenar juntos y salir a hacer algo de ejercicio.

Explique que hay veces en que un niño necesita más atención, como cuando está enfermo o trabajando en un gran proyecto escolar. Si el conflicto se va de las manos, convoque una reunión familiar y deje que todos se expresen con libertad. Esto da la oportunidad incluso a los más pequeños de ser escuchados y ser parte de la solución.

Algunos consejos para crear una agenda para las reuniones familiares:

  • Establezca reglas básicas como puede ser no gritar o no interrumpir.
  • Ofrezca a cada miembro de la familia la oportunidad de compartir sus sentimientos y de sugerir soluciones.
  • Cuando alguien hable, los demás deben escuchar.
  • Dé a cada niño un rol en la implementación de la solución.

Estas conversaciones pueden ayudar a detener las peleas y enseñar a los niños unas habilidades vitales valiosas para resolver conflictos como adultos.

Más información

El Hospital Pediátrico C.S. Mott de la Universidad de Michigan tiene más directrices para acabar con la rivalidad entre hermanos, incluyendo unas lecturas sugeridas para los niños y para los padres.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2017, HealthDay

Last Updated: