Los adultos mayores que toman medicamentos múltiples son un peligro al volante

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

MIÉRCOLES, 28 de noviembre de 2018 (HealthDay News) -- Muchos conductores mayores toman medicamentos que se sabe que aumentan el riesgo de un accidente, muestra un estudio reciente.

Encontró que casi un 50 por ciento de los adultos mayores que conducen utilizan siete o más fármacos. Casi un 20 por ciento toman lo que se conoce como medicamentos potencialmente inapropiados, porque ofrecen unos beneficios limitados, plantean un riesgo de daño excesivo, o ambas cosas.

La mayoría de esos medicamentos potencialmente inapropiados (entre ellos benzodiacepinas como el Valium y los antihistamínicos más antiguos) pueden provocar vista borrosa, confusión, fatiga o torpeza. Eso puede aumentar el riesgo de un conductor de sufrir un accidente en hasta un 300 por ciento, según el estudio de la AAA Foundation for Traffic Safety.

"Hay una población creciente de conductores mayores que utilizan medicamentos múltiples y que probablemente no se den cuenta del impacto que esas recetas podrían tener en su conducción", apuntó David Yang, director ejecutivo de la fundación.

"Esta nueva investigación muestra que mientras más medicamentos tome un conductor mayor, más probable es que usen un medicamento inapropiado que pueda potencialmente provocar impedimentos para la conducción", añadió Yang en un comunicado de prensa de la AAA.

La encuesta de 3,000 conductores mayores también encontró que los medicamentos de uso más común afectan la capacidad de conducción y aumentan el riesgo de accidentes.

Éstos incluyen a medicamentos para tratar afecciones del corazón y de los vasos sanguíneos (un 73 por ciento), además de analgésicos, estimulantes y ansiolíticos (un 70 por ciento).

Una investigación anterior de la AAA Foundation for Traffic Safety encontró que menos de un 18 por ciento de los conductores mayores había recibido alguna vez una advertencia de parte de su proveedor de atención de la salud sobre la forma en que los medicamentos recetados pueden afectar la capacidad de conducción.

Actualmente, hay 42 millones de conductores de a partir de 65 años de edad en Estados Unidos. Se prevé que esa cifra aumente de forma sustancial a lo largo de la próxima década, lo que convertiría a los adultos mayores en el grupo más numeroso de conductores.

"Tomar medicamentos múltiples nos afecta a todos, pero los conductores mayores pueden ser particularmente vulnerables. Haga a su médico y a su farmacéutico todas las preguntas necesarias para garantizar que comprende por qué debe tomar los medicamentos que le receten, y cómo pueden afectar a su conducción", aconsejó Jake Nelson, director de defensoría e investigación sobre la seguridad del tráfico de la AAA.

"No tenga miedo de hacerles preguntas a los proveedores de atención de la salud. Ayudarlo es su trabajo. Y las respuestas podrían salvar su vida", añadió Nelson.

Más información

El Instituto Nacional Sobre el Envejecimiento de EE. UU. ofrece más información sobre los conductores mayores.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: AAA Foundation for Traffic Safety, news release, Nov. 28, 2018

--

Last Updated: