Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

¿Su estación de trabajo en casa le hace daño?

In English

DOMINGO, 9 de agosto de 2020 (HealthDay News) -- Si en estos días está trabajando desde casa, es importante tener un ambiente que no le haga daño, señala un experto.

Es bueno hacer una pausa cada 30 minutos para proteger su espalda, hombros y brazos, planteó Kermit Davis, experto en ergonómica de la oficina del Colegio de Medicina de la Universidad de Cincinnati.

"Al cuerpo no le gustan las posturas estáticas continuas", aseguró. "No se debe estar sentado ni de pie todo el tiempo. Se debe alterar la postura y cambiarla a lo largo del día".

Davis dijo que aunque uno puede trabajar en casa, no se puede llevar todas las comodidades de la oficina a casa.

"En casa puede usar su computadora portátil, pero está diseñada como opción a corto plazo", apuntó. "Se debe usar unas horas mientras viaja. No está diseñada para usarse ocho o nueve horas cada día".

Una evaluación de las estaciones de trabajo en casa de los empleados de la universidad, que comenzaron a trabajar desde casa durante la pandemia del coronavirus, resultó reveladora. Muchas sillas tenían la altura incorrecta: un 41 por ciento eran demasiado bajas, y un 2 por ciento eran demasiado altas. Aunque un 53 por ciento de las sillas de los trabajadores tenían reposabrazos, un 31 por ciento no los usaban, y un 18 por ciento estaban ajustados de forma inadecuada.

No usar los reposabrazos puede estresar a los antebrazos y forzar a la parte superior de la espalda. La evaluación también encontró que un 69 por ciento no usaban el respaldo para apoyarse, y un 73 por ciento no usaban un respaldo lumbar.

Los monitores de las computadoras con frecuencia estaban en una posición muy baja o hacia un lado. Tres cuartas partes de los monitores eran computadoras portátiles, que estaban demasiado bajos en relación con la altura de los ojos del trabajador, encontró el estudio.

Un 52 por ciento de los monitores externos también estaban muy bajos, y un 4 por ciento estaban muy altos. Además, un 31 por ciento de los monitores no estaban centrados, lo que hacía que tuvieran que doblar el cuello o la espalda.

Los siguientes consejos podrían ser útiles para los trabajadores de oficina que trabajan desde casa:

  • Ponga un cojín en su asiento para subirlo.
  • Ponga un cojín o una toalla enrollada detrás de su espalda para tener respaldo lumbar.
  • Si los reposabrazos son demasiado bajos, envuélvalos en algo.
  • Acerque la silla al escritorio o mesa.
  • Use un soporte de computadora o un cojín bajo la computadora portátil para subir el monitor.
  • Use un teclado y un ratón externos, y levante el monitor usando un montón de libros o una caja.
  • Si tiene una estación de trabajo de pie, la parte superior del monitor debe estar al nivel de los ojos. La altura de teclado debe mantener a los antebrazos paralelos con el suelo.
  • Si no tiene un área de trabajo adecuada, alterne entre una estación de trabajo sentado y de pie.

Davis teme que la incomodidad aumente tras más de cinco meses de trabajar desde casa.

"No se trata solo de que la ergonomía cambie, sino que también hay otros factores: el aislamiento, los equipos de trabajo cambian y el equilibrio entre el trabajo y la vida se distorsiona, y los cambios en el nivel de estrés que las personas sienten", añadió.

El informe se publicó en una edición reciente en línea de la revista Ergonomics in Design.

Más información

Para más información sobre cómo crear una oficina en el hogar segura y eficiente, visite la Asociación Americana de Terapia Ocupacional (American Occupational Therapy Association).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTE: University of Cincinnati College of Medicine, news release, July 30, 2020

--

Last Updated: