Cómo protegerse del daño solar a corto y a largo plazo

In English

VIERNES, 5 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Este fin de semana de fiesta, no invite al cáncer de piel.

Mientras celebra la independencia de EE. UU. en fiestas en las playas, las piscinas o los patios, recuerde que los nocivos rayos del sol tienen la mayor potencia entre las 10 a.m. y las 3 p.m., y que protegerse es esencial.

"Cuando se trata del protector solar, las personas en general no se untan suficiente, y no se lo untan con la suficiente frecuencia", señaló el Dr. William Huang, dermatólogo en Wake Forest Baptist Health en Winston-Salem, Carolina del Norte.

"Les digo a mis pacientes que debería convertirse en una rutina, como cepillarse los dientes. Usted se sentiría raro si no se cepillara los dientes cada día, y debería sentirse raro si no usa protector solar cada día", planteó en un comunicado de prensa del sistema de salud.

El sol emite dos tipos de radiación ultravioleta, y ambos son dañinos para la piel. Los rayos UVA contribuyen a las arrugas y el envejecimiento prematuros. Los rayos UVB dañan a las células superficiales de la piel, y contribuyen a las quemaduras de sol.

Pero aunque no sufra una quemadura de sol, la radiación ultravioleta provoca cambios en el ADN de la piel que pueden conducir al cáncer, enfatizó Huang. Y todo el mundo, no solo las personas con la piel clara, está en riesgo.

"Vemos cáncer de piel en personas de todas las edades y tipos de piel", dijo Huang. "La radiación ultravioleta es carcinógena".

Y cuando se trata del cáncer de piel, la radiación UV plantea un riesgo más alto que fumar respecto al cáncer de pulmón, apuntó. Una vez la piel se daña, se daña de por vida, añadió Huang.

"Gran parte del cáncer de piel que vemos en las personas de más de 50 y 60 años es por un daño solar que sufrieron cuando estaban en la treintena, la veintena o incluso antes", advirtió.

El carcinoma de células basales y el carcinoma de células escamosas conforman alrededor de un 97 por ciento de todos los casos de cáncer de piel. Ambos aparecen en áreas expuestas al sol. Cuando se detectan pronto, ambos se pueden extirpar, y raras veces se propagan a otras partes del cuerpo.

El melanoma es el cáncer de piel grave más común. Cada año, unos 200,000 estadounidenses lo desarrollan, y unos 7,000 fallecen por su culpa.

"Si el melanoma se deja por su cuenta suficiente tiempo, hay unas probabilidades altas de que se propague", dijo Huang. "Por otra parte, si un melanoma se identifica pronto, se puede extirpar sin complicaciones en la mayoría de los casos".

Revise si tiene bultos, manchas, parches escamosos u otras anomalías nuevas en el cuerpo, y esté atento a cambios en los lunares, las pecas o las marcas de nacimiento. Esas son las mejores formas de encontrar un cáncer de piel antes de que se descontrole.

"El cáncer de piel es una de las formas más prevenibles de cáncer que hay, y actualmente hay una mayor concienciación en general de que la exposición excesiva al sol no es buena para la salud", señaló Huang. "Pero todavía vemos a muchas personas que participan en conductas riesgosas".

Para reducir su riesgo, la Academia Americana de Dermatología (American Academy of Dermatology) recomienda:

  • Limitar la exposición al sol entre las 10 a.m. y las 3 p.m., cuando el sol brilla con la mayor potencia.
  • Usar ropa protectora, como camisas y pantalones de manga larga, un sombrero de ala ancha y gafas de sol.
  • Evitar las camas de bronceado y las lámparas solares.
  • Usar un protector solar resistente al agua con un FPS de 30 o más.

Más información

La Skin Cancer Foundation ofrece más detalles sobre el cáncer de piel.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTE: Wake Forest Baptist Health, news release, June 24, 2019

--

Last Updated: