Vinculan unos niveles más bajos de vitamina D con una mayor cantidad de grasa abdominal

Please note: This article was published more than one year ago. The facts and conclusions presented may have since changed and may no longer be accurate. And "More information" links may no longer work. Questions about personal health should always be referred to a physician or other health care professional.

In English

LUNES, 21 de mayo de 2018 (HealthDay News) -- Las personas obesas que tienen gran parte de su grasa excesiva alrededor de la cintura están en riesgo de deficiencia de vitamina D, advierte una nueva investigación.

El hallazgo resalta otro efecto nocivo para la salud de la obesidad. Unos niveles bajos de vitamina D se han vinculado con una mala salud ósea, además de un aumento en el riesgo de infecciones respiratorias, trastornos autoinmunes y enfermedades cardiacas.

"La potente relación entre unas cantidades crecientes de grasa abdominal y unos niveles más bajos de vitamina D sugiere que los individuos con unas cinturas más anchas tienen un riesgo más alto de desarrollar una deficiencia, y deberían pensar en revisar sus niveles de vitamina D", señaló la autora del estudio, Rachida Rafiq.

Rafiq es estudiante doctoral en el Centro Médico de la Universidad de VU y en el Centro Médico de la Universidad de Leiden, en los Países Bajos.

Su equipo presentará los hallazgos esta semana en una reunión de la Sociedad Europea de Endocrinología (European Society of Endocrinology), en Barcelona, España.

Los hallazgos provienen de un análisis de datos recolectados por el Estudio holandés de epidemiología de la obesidad. Vinculó unos niveles más altos de grasa abdominal con unas mayores probabilidades de niveles bajos de vitamina D en obesos de ambos sexos.

Entre los hombres obsesos, unos niveles más altos de grasa general en total también se vincularon con unos niveles más bajos de vitamina D. No se encontró el mismo vínculo entre las mujeres obesas.

Pero entre las mujeres obesas, unas cantidades más altas de gasa en el hígado se vincularon con una vitamina D más baja, un hallazgo que no se observó entre los hombres.

Sin embargo, sigue sin estar claro si un nivel bajo de vitamina D hace que la gente acumule grasa abdominal y si la grasa abdominal excesiva de alguna forma hace que el nivel de vitamina D baje, dijo Rafiq. Ese será el enfoque de un estudio futuro, dijeron los investigadores.

"Debido a la naturaleza observacional de este estudio, no podemos sacar una conclusión sobre la dirección o la causa de la asociación entre la obesidad y los niveles de vitamina D", añadió Rafiq en un comunicado de prensa de la reunión. "Sin embargo, esta potente asociación podría apuntar a un posible rol de la vitamina D en la acumulación y la función de la grasa abdominal".

Las investigaciones presentadas en las reuniones se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

Más información

Aprenda más sobre la obesidad en el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

FUENTE: European Society of Endocrinology, news release, May 21, 2018

--

Last Updated: