La evolución podría explicar el motivo de que permanecer delgado resulte tan difícil

In English

Por
Reportera de HealthDay

MARTES, 16 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Mantener un peso saludable no es fácil. Incluso si logra bajar algo de peso, con frecuencia ese peso vuelve.

¿Por qué parece que el cuerpo fomenta la obesidad?

Una nueva investigación sugiere que la respuesta se encuentra en un momento temprano de la evolución humana, en que un mecanismo contra la hambruna prepara al cuerpo para que almacene grasa.

La clave de este mecanismo es una proteína llamada "RAGE", según unos científicos de la Universidad de Nueva York (NYU) que trabajaron con ratones. Creen que la RAGE evolucionó para ayudar a los antiguos humanos a evitar morir de hambre cuando la comida escaseaba.

Pero hoy en día, en estos tiempos de abundancia, hay un problema: la RAGE se produce para combatir el estrés celular provocado por un consumo excesivo de comida.

Parece que la proteína confunde ese estrés con algo similar a la hambruna, y desactiva la capacidad del cuerpo de quemar grasa. El resultado: la grasa se hace fácil de acumular, pero difícil de eliminar.

Pero todo esto tiene un lado positivo, dijo el equipo de la NYU, porque la investigación podría conducir a medicamentos contra la obesidad.

"Pensamos que la RAGE puede convertirse en un objetivo. Cuando asignamos a ratones sin ninguna expresión de la RAGE a una dieta rica en grasa, comieron la comida pero no se volvieron obesos", explicó la autora del estudio, la Dra. Ann Marie Schmidt, de la Facultad de Medicina de la NYU.

Y una falta de RAGE pareció ser segura, al menos en los ratones. "Cuando la RAGE se elimina del todo en los ratones, tienen una reproducción normal y no presentan problemas cognitivos", señaló.

Los investigadores tienen la esperanza de que como la RAGE parece activarse solo en momentos de estrés metabólico en lugar de durante las funciones cotidianas, eliminarla no creará problemas.

Pero todavía no ponga su esperanzas en un medicamento para eliminar la RAGE.

Schmidt anotó con rapidez que falta mucho para cualquier fármaco de este tipo, porque la investigación actual es en ratones. Los hallazgos de los estudios con animales no siempre son equivalentes en los humanos.

Aun así, Schmidt afirmó que el potencial es emocionante.

Además de limitar la capacidad del cuerpo de quemar grasa, la RAGE también podría contribuir a la inflamación por todo el cuerpo. Entonces, además de controlar a la obesidad, es posible que eliminar la proteína RAGE pudiera ayudar con algunas de las consecuencias inflamatorias de la obesidad, como la diabetes, el cáncer, el endurecimiento de las arterias y la enfermedad de Alzheimer, según los investigadores.

El Dr. Michael Wood, director médico de cirugía bariátrica (para perder peso) del Hospital Universitario Harper del Centro Médico de Detroit, dijo que el estudio fue interesante, pero que es muy inicial.

Y Wood indicó que "la obesidad es un problema muy complejo, y creo que estos hallazgos son una simplificación excesiva".

Pero Wood anotó que es posible que la proteína RAGE tenga un rol en el exceso de peso. Simplemente no es probable que sea el único factor en el desarrollo de la obesidad.

"No creo que haya ningún interruptor ni ninguna cosa individual que pueda resolver este complejo problema. No hay una panacea para la obesidad", dijo.

Ahora mismo, si alguien desea perder peso, tiene que comprometerse a realizar cambios en el estilo de vida, aclaró Wood. Y eso es así incluso si alguien se somete a una cirugía para perder peso. Añadió que el cambio más significativo proviene de comer menos calorías. El ejercicio es un hábito saludable, pero en la pérdida de peso es solo un componente pequeño.

El estudio aparece en la edición en línea del 16 de julio de la revista Cell Reports. La financiación fue provista por la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association), el Servicio de Salud Pública de EE. UU., y la Asociación Americana de la Diabetes (American Diabetes Association).

Más información

Para más información sobre cómo perder peso, visite el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

FUENTES: Ann Marie Schmidt, M.D., professor, endocrinology, NYU School of Medicine, New York City; Michael Wood, M.D., medical director, bariatric surgery, Detroit Medical Center's Harper University Hospital; July 16, 2019, Cell Reports, online

Last Updated: