See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Estudio halla que las "curas" para la resaca no son tales

Un consejo con toda sobriedad de los investigadores: beba con moderación

VIERNES 23 de diciembre (HealthDay News/HispaniCare) -- Investigadores británicos informan que los parranderos que alzan sus copas con motivo de las fiestas no pueden contar con que los fármacos o los brebajes puedan curar su resaca.

"No existe evidencia contundente de que alguna intervención convencional o complementaria sea eficaz para evitar o tratar la resaca por el consumo de alcohol", concluye un equipo dirigido por Max Pittler, becario de investigación en Medicina complementaria de la Facultad de Medicina Peninsula de las Universidades de Exeter y Plymouth.

Y, ¿cuál es su consejo? Practique la abstinencia o la moderación cuando se empiecen a llenar de nuevo los vasos.

Un segundo estudio podría ayudar en algo con la moderación. Halló que las personas tienden a consumir una cantidad menor de licor en vasos altos y delgados que en cortos y anchos, aún sí ambos recipientes están diseñados para contener la misma cantidad de líquido.

Los hallazgos aparecen en la edición del 24 y 31 de diciembre del British Medical Journal.

En su primer estudio, el equipo de Pittler recolectó información de ocho ensayos que observaron el tratamiento médico para la prevención o el tratamiento de la resaca.

Los ensayos examinaron ocho tipos distintos de agentes, el propranolol (un medicamento para la hipertensión), el tropisetron (un medicamento para la náusea y el vértigo), el ácido tolfenámico (un analgésico), la fructosa o la glucosa, así como los suplementos dietéticos de borraja, alcachofa y nopal.

La mayoría de estos ensayos no hallaron efectos beneficiosos para estos agentes sobre la resaca, aunque la borraja, una preparación a base de levadura, y el ácido tolfenámico sí mostraron algo de beneficio.

Según un experto, beber puede ser divertido durante algún tiempo, pero conlleva un precio que puede ser difícil de evitar.

"La fuente de remedios tradicionales para la resaca prácticamente no tiene límites", afirmó el Dr. David L. Katz, director del Centro de Investigación de la Prevención de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yale. "La mejor manera de combatir la resaca es no tenerla, mediante la práctica de la abstinencia o la moderación".

Sin embargo, diversos enfoques racionales para evitar o revertir la resaca simplemente no han sido examinados formalmente, sostuvo Katz. "Existe algo de evidencia de que la deshidratación forma parte del síndrome de la resaca, por lo que beber una buena cantidad de bebidas no alcohólicas, sobre todo agua, antes, durante y después de un buen banquete de navidad podría servirle de ayuda".

"Además, espaciar el consumo de alcohol le dará a las enzimas de su organismo una mejor probabilidad de perseverar y probablemente reducir los efectos secundarios tóxicos", aseguró Katz. "Una estrategia sencilla para lograr ambas cosas es alternar las bebidas alcohólicas con cosas como la soda".

Otro estudio publicado en la misma publicación halla que la forma de la copa o el vaso ayuda a determinar la cantidad de bebida.

Un equipo de investigación dirigido por Brian Wansink, presidente de mercado y economía aplicada de la Universidad de Cornell y sus colegas hallaron que las personas se sirven entre 20 y 30 por ciento más alcohol si los vasos son cortos y anchos que en los altos y delgados del mismo volumen.

Sin embargo, consideran que los vasos altos contienen más líquido, aseguró Wansink. También hallaron que incluso los barman profesionales sirven más en vasos cortos y anchos que en los de whisky.

"Si una persona quiere limitar lo que consume, es mejor servirle en vasos altos y delgados", aseguró Wansink. "Si como anfitrión quiere limitar lo que las personas beben, es mejor usar vasos altos y delgados. Es menos probable que sirva demasiado", agregó.

Más información

Para obtener más información sobre la reseca, visite la National Library of Medicine.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: David L. Katz, M.D., M.P.H., associate professor, public health, and director, Prevention Research Center, Yale University School of Medicine, New Haven, Conn.; Brian Wansink, Ph.D., chairman, marketing and applied economics, Cornell University, Ithaca, N.Y.; Dec. 24/31, 2005, British Medical Journal
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined