See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Un destructor común de coágulos podría tener un superior

Una variación de la heparina es efectiva y más fácil de usar

MARTES 6 de julio (HealthDayNews) -- Una nueva forma del medicamento para prevenir coágulos heparina parece ofrecer algunas ventajas para los pacientes hospitalizados por ataques al corazón y otras condiciones cardiacas agudas, según indica un nuevo estudio.

El medicamento, la enoxaparina, fue por lo menos tan efectivo como la heparina para reducir complicaciones y muertes para esos pacientes, según tres estudios que aparecen en la edición del 7 de julio del Journal of the American Medical Association.

"Cuando se observa la visión general sistemática, que en realidad es una recopilación de datos de 20,000 pacientes, la enoxaparina parece más efectiva para reducir eventos tales como las muertes y los infartos al miocardio subsiguientes", dijo el Dr. Kenneth Mahaffey, profesor asociado de medicina en el Centro Medico de la Universidad de Duke, quien lideró uno de los ensayos.

Y la enoxaparina es mucho más conveniente tanto para pacientes como para el personal médico que la heparina, dijo Mahaffey, lo que ofrece ventajas que pueden superar por mucho su costo superior.

La heparina se administra por vía intravenosa, lo que significa que al paciente hay que insertarle un tubo para un goteo continuo y se deben realizar pruebas de sangre periódicas para vigilar su eficacia. La enoxaparina se administra por inyección, dos veces al día, y no requiere esta vigilancia, dijo Mahaffey.

Si bien los reportes no cubren el costo del tratamiento, por lo menos un estudio anterior encontró que "la enoxaparina es realmente rentable y podría ahorrar costos", dijo.

La enoxaparina es en realidad una fracción de la molécula de la heparina. Al igual que la molécula completa de la heparina, bloquea la acción del a trombina, una enzima importante para la formación de coágulos sanguíneos. A los pacientes hospitalizados con condiciones coronarias agudas como los ataques al corazón, se les administra heparina para prevenir coágulos sanguíneos potencialmente mortales, tan pronto como llegan a la sala de emergencias.

Los estudios no dijeron si los pacientes que comenzaron a tratarse con heparina deberían cambiarse a enoxaparina, lo que significa que cambiar al medicamento más reciente requiere un cambio básico en los procedimientos de la sala de emergencias, dijo Mahaffey.

"En Duke, estamos siendo más agresivos para integrar la enoxaparina al tratamiento de los pacientes en alto riesgo", señaló. "Lo que estamos tratando de alcanzar es que las salas de emergencia cambien a la enoxaparina como base para la terapia".

Sin embargo, el Dr. David J. Moliterno, jefe de cardiología de la Universidad de Kentucky y coautor del editorial acompañante en el boletín, afirmó que hay factores complicados que deben tomarse en cuenta. Uno es que los nuevos estudios no mostraron los beneficios importantes de la enoxaparina en comparación con la heparina, dijo.

Otro es que los hospitales están ahora llevando a cabo procedimientos de apertura de las arterias más rápidamente para los pacientes con condiciones coronarias agudas, dijo Moliterno, lo que disminuye las ventajas de la enoxaparina.

Actualmente, los pacientes reciben estos tratamientos en 48 horas, de manera que la vigilancia cercana de la heparina es menos necesaria, dijo.

Y la actividad de prevención de coágulos de la heparina puede ser rápidamente revertida, mientras que la de la enoxaparina no, apuntó Moliterno, lo cual es una consideración importante si se da un sangrado. El estudio liderado por Mahaffey mostró más incidentes de sangrado importante en los pacientes a quienes se aplicó enoxaparina, anotó.

Moliterno dijo que la enoxaparina tiene su lugar en el tratamiento de las condiciones coronarias agudas, pero no de manera abrumadora.

"Para los que ya están acostumbrados a ella, no hay evidencia de que no deban continuar usándola", dijo. "Para los que no la usan, estos estudios ofrecen más evidencia de que no ofrece tantos beneficios como se pensaba anteriormente".

Más Información

Lea más acerca de cómo se usa la heparina en la National Library of Medicine.

Traducido por HispaniCare

FUENTES: Kenneth Mahaffey, M.D., associate professor of medicine, Duke University Medical Center, Durham, N.C.: David J. Moliterno, M.D., chief of cardiology, University of Kentucky, Lexington; July 7, 2004, Journal of the American Medical Association
Consumer News in Spanish