See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Trastornos de la tiroides nuevamente se vinculan con defectos congénitos

Tiroides de baja actividad en madres incrementa el riesgo de daño cerebral, renal y cardiaco, encuentra estudio

Jueves, 17 de enero (HealthDayNews) Por segunda vez en esta semana, un nuevo estudio ha vinculado el bajo funcionamiento de la tiroides con defectos congénitos.

En la más reciente investigación, los doctores en el Centro Médico de Johns Hopkins ofrecen lo que ellos dicen es una prueba de que los bebés nacidos de mujeres con un funcionamiento irregular de la glándula tiroides tienen un riesgo incrementado de daño cerebral, renal y cardiaco, como también otros defectos comunes como labio leporino y el paladar partido.

"Por mucho, la cantidad más grande de defectos congénitos parece involucrar el corazón. Aunque también hubo otros problemas, incluyendo problemas en el sistema nervioso central y renal, defectos en las extremidades tales como el pie hendido, así como el paladar partido, todos los cuales hemos visto en mujeres quienes tenían un bajo funcionamiento de la tiroides", expresó el autor del estudio, Dr. David A. Nagey; quien presentó sus hallazgos hoy en la asamblea anual de la Sociedad para Medicina Maternal-Fetal en Nueva Orleáns.

Todos estos defectos se presenciaron, aún cuando las mujeres estuvieran con medicamentos para evitar los problemas creados por funcionamiento irregular de la tiroides.

Aunque las mujeres tanto con funcionamiento bajo (baja actividad) como con funcionamiento alto (alta actividad) de la tiroides tenían riesgos incrementados de defectos congénitos, Nagey dijo que los bebés de las mujeres con tiroides de baja actividad fueron las más afectadas, particularmente cuando se trataba de irregularidades cardiacas.

En el pasado, los estudio han demostrado que los bebés nacidos de madres con tiroides de baja actividad pueden padecer de problemas en el desarrollo, incluyendo dificultad en el aprendizaje. Algunos estudios también han demostrado un leve incremento en el riesgo de síndrome de Down.

Pero el estudio de Hopkins es el primer estudio en humanos que indica que el funcionamiento de la tiroides puede también estar vinculado con defectos congénitos.

Sin embargo, la endocrinóloga y experta de la tiroides Dra. Loren Wissner-Greene tiene algunas dudas con respecto a las conclusiones del estudio.

"Las mujeres con trastornos de la tiroides han sido profundamente estudiadas. E incluso en un gran estudio publicado el pasado año en "The New England Journal of Medicine", los bebés nacidos de madres con enfermedad de la tiroides se encontró, en su mayoría que tenían retrasos leves en su desarrollo. Nunca hubo mención alguna de cualquier posibilidad de estos tipos de defectos congénitos mayores", comentó Wissner-Greene, profesora asociada de medicina en el Centro Médico de New York University.

"Uno pensaría que si los resultados fueran tan obvios como parecen en este estudio, hubiera habido alguna indicación anotada hace tiempo antes de este estudio. Y esto no ha ocurrido", manifestó Wissner-Greene, quien se pregunta si algún otro factor desconocido ha sido responsable por el hallazgo.

Al comienzo de esta semana, los investigadores de Texas A&M University reportaron que un estudio en ovejas encontró que defectos congénitos relacionados con el alcohol, incluyendo algunas deformaciones físicas, pueden estar vinculados con el funcionamiento de la tiroides.

"Encontramos que la glándula tiroides está suprimida por el alcohol, que, a su vez, puede esta ser la causa subyacente de defectos congénitos relacionados con el alcohol", planteó el Dr. Timothy Cudd, profesor asociado de fisiología en Texas A&M y autor del estudio anterior.

Su estudio involucró a 101 mujeres embarazadas todas previamente diagnosticadas con trastorno de la tiroides 64 con funcionamiento bajo de la tiroides y 50 con funcionamiento alto de la tiroides. Todas dieron a luz en Johns Hopkins Hospital entre 1994 y 1999. La edad promedio de cada madre era 31, y Nagey dijo que muy pocas admitieron tomar alcohol, fumar o utilizar drogas.

Luego de estudiar la hoja clínica en todas las mujeres y los 114 bebés nacidos, los doctores notaron un índice más alto del promedio de defectos congénitos.

Veintiún bebés (18 por ciento) tuvieron defectos congénitos, que iban desde problemas en el sistema nervioso central, renal y cardiaco, hasta deformidades tales como pecho hundido, dedos adicionales, labio leporino, paladar partido y deformidades en la oreja. Otros dos bebés murieron antes de nacer.

Para Nagey, el verdadero valor de su investigación está en acentuar el cuidado obstétrico de alto riesgo para mujeres con algún trastorno de la tiroides.

"Creo que nuestro estudio verifica una vez más que las mujeres con trastornos de la tiroides requieren el cuidado de un obstetra para alto riesgo", indicó Nagey.

Más importante aún, opinó, es la necesidad de elegir una sala de partos que tenga experiencia en el cuidado postnatal de los bebés con tipo de defectos congénitos vistos en el estudio.

"El hospital necesita estar equipado para manejar esta clase de problemas que encontramos en el estudio, para realizar cualquier clase de cirugía inmediata u otros tratamientos que fuesen necesarios tan pronto como el bebé nazca", argumentó Nagey.

Wissner-Greene advirtió, sin embargo, que las mujeres no deben entrar en pánico por la investigación de Hopkins. El estudio contenía un pequeño número de mujeres y los resultados son controversiales, aseveró.

"Incluso si el hallazgo se validara por estudios más extensos, se debe señalar que no toda mujer con un trastorno de tiroides va a dar a luz un niño con las características mencionadas. Y la investigación, aunque se pruebe que sea verdad, únicamente aplicará a un número relativamente pequeño de mujeres", añadió.

Qué hacer

Para más información sobre trastornos de la tiroides visita la Sociedad Americana de la Tiroides.

Para una visión general de cómo funciona la glándula tiroides y cómo puede afectar tu salud, visita la Sociedad de Tiroides.

Para aprender más acerca de cómo los trastornos de la tiroides afectan el embarazo, puedes ir a este sitio de Colorado State University.

Fuentes: entrevistas con David A. Nagey, M.D., Ph.D.,autor de estudio, profesor asociado de obstetricia y ginecología, Centro Médico de Johns Hopkins, Baltimore, Timothy A. Cudd, D.V.M., Ph.D., profesor asociado de fisiología, Texas A&M University, College Station; Loren Wissner-Greene, M.D., profesora asociada de medicina, Escuela de Medicina de New York University; presentación del estudio 17 de enero de 2002, asamblea anual de la Sociedad para la Medicina Maternal-Fetal, Nueva Orleáns
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined